Audi presentó un sistema que ahorra combustible a partir de las señales de tránsito

El Asistente de Eficiencia Predictor le indica al conductor cuándo debe desacelerar y comenzar marcha por inercia, ya que reconoce señales de tránsito, curvas, límites de velocidad y tipo de terreno.

Redacción Motor

09:23 p.m. 24 de octubre del 2012

La finalidad es la misma en la que están concentrados todos los fabricantes de vehículos en este momento: el ahorro de combustible a través de soluciones nuevas e inteligentes.

Cada uno aplica métodos o estrategias que se adapten mejor a sus actuales sistemas o vehículos, como es el caso de Audi que recientemente presentó el Asistente de Eficiencia Predictor (PEA), que ya está incorporado en algunos modelos de la gama que ruedan por Europa.

Este programa se sirve de los datos de ruta procedentes del navegador y de los sensores de entorno integrados en el vehículo, a fin de reducir el consumo de combustible gracias a un modo de conducción que se anticipa a la carretera.

Así, las señales del límite de velocidad o las señales indicadoras de población que están situadas detrás de una curva o montaña a menudo obligan al conductor a frenar con fuerza. Y en un automóvil convencional, frenar implica que la energía cinética se dispersa en forma de calor.

Por eso, este sistema hará mucho más eficiente la conducción, pues le permitirá al conductor levantar anticipadamente el pie del acelerador y dejar que el vehículo ruede por sí solo para llegar al punto en el que tendría que aplicar los frenos.

Pero para ello, es necesario prever de modo exacto los acontecimientos, las curvas, las señales de tráfico o el tipo del terreno por el que circulará el auto más adelante. Es decir, un sistema que utilice toda la información de la ruta procedente del sistema de navegación.

Además, tiene en cuenta incluso cambios en el peso del automóvil o el transporte de artículos adicionales y también puede servirse de los datos del tráfico que nos precede recogidos por el radar del sistema de control de crucero activo adaptive cruise control (ACC).

El aviso que arroja el sistema puede ser a través de un mensaje en el tablero del sistema de información al conductor o bien mediante una señal táctil, como por ejemplo una vibración del acelerador.

Según el vehículo y su nivel de equipamiento, la fase de marcha por inercia puede tener lugar con la cadena de transmisión embragada o desembragada. En ambos casos, el motor de combustión continúa encendido, aunque en una fase de desarrollo más avanzada podrá apagarse el motor, cuando el sistema 'lea' que lla cadena de transmisión está desembragada.

Un efecto parecido tiene la función de desacoplamiento de la caja de cambios de doble embrague S tronic que montan algunas variantes del Audi Q3 y del Audi A3. En función de la configuración de motor y caja de cambios, el desacoplamiento o marcha libre ahorra más combustible que el corte en deceleración convencional, sobre todo si se produce de un 'modo predictor' a lo largo de una distancia.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.