La conducción autónoma debe ser parcial para el grupo Jaguar y Land Rover

Además de iniciar su proyecto de conducción autónoma a partir de 2015, el grupo británico le apuesta a una conducción de este tipo en la ciudad y cuando se circula a baja velocidad. Proyecto.

Redacción Motor

03:39 p.m. 05 de diciembre del 2014

El grupo británico conformado por las marcas Jaguar y Land Rover conformaron que a partir del 2015 entrarán en el programa de conducción autónoma del Reino Unido del que otras 12 firmas hacen parte para hacer realidad este tipo de conducción que se considera por el momento como el avance tecnológico más importante en la industria automotriz.

Con un Range Rover que tiene múltiples funciones de conducción 'semiautónoma', la marca entrará en el proyecto para afinar todas las variables que encierra la conducción autónoma para que sea una realidad en el futuro cercano. Entre estas variables están la necesidad de comunicación con la infraestructura, con otros vehículos y la tecnología necesaria para eliminar que esta comunicación sea en tiempo real e involucre a todos los actodes de las vías.

Para Jaguar y Land Rover por el momento su propuesta no es 100% autónoma porque considera que este tipo de conducción funciona en ciertos trayectos y velocidades, por lo que se concentró en sistemas que funcionan dentro de la ciudad y a bajas velocidades para relevar del papel de conducción al hombre. Y como mucho, ayudar a corregir errores de la conducción humana.

Con esta incorporación se adelanta la llegada de más sistemas de seguridad para equipar los vehículos de la firma, una de las que mejor se presenta en los éxamenes de seguridad en todo el mundo pero que considera que aún no está el proyecto afinado para relevar de forma completa al hombre que está detrás del volante y que por el momento sigue siendo el principal factor en la seguridad vial en todas el mundo.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.