El mítico circuito de Nurburgring se vendió finalmente y quedó en manos alemanas

El comprador es el grupo Capricorn que es un proveedor de piezas de la industria automovilística, del automovilismo y de la industria aeronáutica. La transacción fue de más de 140 millones de dólares.

Redacción Motor

05:04 a.m. 12 de marzo del 2014

El legendario Infierno Verde parece salir del purgatorio en el que estuvo durante dos años después de que la pista fuera declarada en quiebra. El grupo alemán Capricornio compró finalmente el circuito de Nurburgring y planea convertirlo, además de su trazado para prácticas, pruebas y lograr récord de velocidad, como un centro de innovación y desarrollo.

Y es que este grupo, con más de 350 empleados, es un proveedor de repuestos para automóviles de alta competencia y la aeronáutica y tiene una sede cerca del trazado por lo que aprovechará que en los alrededores del mismo varias marcas tienen su centro de pruebas, nada más beneficioso para la firma compradora que acercarse a sus potenciales compradores.

La nueva administración arrancará a partir del 1 de Enero de 2015 y entre los planes de Capricorn Group se encuentra el desmantelamiento de la montaña rusa y la conversión del hotel Eifeldorf en un centro de tecnología automovilística. Es decir, el sitio dejará de ser tan turístico como hasta ahora era.

Aunque el monto de la transacción no se estipuló se especula que la misma fue superior a los 140 millones de dólares, de los cuales un 25% se usarán para actualizar la infraestructura de la pista.

 

DATOS

Capricorn Group fabrica cigüeñales, árboles de levas y ejes de transmisión , así como otros componentes del motor y es proveedora de marcas como Porsche y Aston Martin.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.