Alfa Romeo celebrará 100 años de existencia a finales de este mes

La empresa italiana fue fundada en Milán el 24 de junio de 1910 y consiguió fama en el sector automotor por sus victorias en las carreras de autos. El centenario se celebrará el 26 y 27 de junio.

Redacción Motor

08:47 p.m. 18 de enero del 2011

Alfa Romeo fue fundada el 24 de junio del 1910 en Milán por un grupo de empresarios que tenía como prioridad la deportividad de sus vehículos en motorizaciones poderosas y unos diseños elegantes y llamativos. Pero la historia, empieza un poco antes.

El 1 de enero del mismo año, un grupo de industriales lombardos compra la filial italiana de la firma francesa Darracq cuyos vehículos eran valorados en ese mercado y cuya fábrica funcionaba desde 1906 en Milán.

Así en junio, y con un modelo listo para entrar en producción, se constituye la Anónima Lombarda Fabbrica Automobili (Alfa), que adopta como símbolos la cruz roja sobre campo blanco de la insignia de Milán y el Biscione o serpiente sobre campo azul, símbolo de los Visconti.

El primer modelo de esta etapa fue el Alfa 24HP que se fabricó en 1911. Este modelo nació de un diseño que era para la Darracq y que terminó vendiendose, junto con la fábrica, al grupo lombardo.

Este primer modelo fue magnifico, de una calidad mecánica excelente, fiable y muy fácil de conducir y constituyó un éxito de ventas para la marca.

Basándose en este diseño, se derivaron nuevos modelos, como el 12 HP más sencillo pero de excelentes prestaciones y el 15 HP Corsa con evidente vocación hacia las carreras, a este modelo se le aumenta la potencia en 1914 dando lugar al 15/20 HP.

Sin embargo el primer auténtico deportivo es el 40/60 HP de 1913 de 6 litros del que se construyen 27 ejemplares y que debuta en le carrera en cuesta de Parma-Berceto venciendo en su categoría.

En 1915 la compañía sufre su primera crisis, la dueña de la mayor parte del accionariado, la Banca Italiana di Sconto, coloca a Nicola Romeo como apoderado del banco y este consigue el control de la fabrica. Romeo era un empresario napolitano que redirigió a la compañía hacia la fabricación de material bélico, motores para avión, compresores etc.

En 1918 toma el control a la compañía Saronno que fabricaba piezas de ferrocarril. La I Guerra Mundial significa para A.L.F.A. un parentésis en su producción de automóviles.

Terminada la guerra Romeo fusiona la Società Anonima Nicola Romeo con la A.L.F.A. y de esta forma nace la Alfa-Romeo Spa. La producción de vehículos se retomó y el primer modelo que salió fue el Torpedo 20/30 HP de 4,2 l y su versión deportiva 20/30 ES.

En 1921 se produce el RL un 6 cilindros de 3 litros, con balancines y válvulas en la cabeza del cilindro, frenos delanteros estabilizadores y otras innovaciones y se fabrican 2640 unidades, lo que lo convirtió en uno de los más exitosos de la firma.

Las versiones deportivas de este carro fueron el RLT (Turismo) de 61 caballos y el RLS de 71que alcanzaba los 150 km/h (Campari lo llevó a 178 km/h en la Targa Florio de 1923), en esta carrera Ugo Sivocci y Antonio Ascari consiguieron el primer doblete de la marca.

Por mediación de Ferrari, entra en la compañía el diseñador de FIAT, Vittorio Jano, con el que comenzaría una etapa gloriosa para la marca. Su primera aportación fue el P2 que junto a los Bugatti T35 marcaron las carreras de toda la década. Fue el primer 8 cilindros de Alfa Romeo con motor sobrealimentado, rápido y ligero.

También se deben a Jano el diseño de los primeros modelos de producción en serie, el 6C-1500, un automóvil ligero para uso diario. Entre 1927-1929 se fabricaron 1.075 unidades hasta que fue sustituido por el 6C-1750, que aumentaba la potencia, la seguridad y la velocidad de su antecesor aunque conservaba su peso y estructura.

Se produjeron en versiones Turismo, Gran Turismo, Súper Deportivo y Gran Deportivo, este último alcanzaba los 100 caballos y los 170 km/h.

Este modelo consiguió salvar a la compañía de una grave crisis producida por el mal momento económico de la Banca di Sconto, y en 1928 Nicola Romeo dejó la compañía y fue sustituido por Ugo Ojetti, director del diario milanés Corriere della Sera', que volcó todos los esfuerzos en la comercialización de los modelos 6C. El éxito de ventas del 1750, del que se fabricaron 2575 ejemplares, sacó a Alfa Romeo del apuro.

En los años treinta Alfa-Romeo se convirtió en una gran empresa, sobre todo en el plano comercial. Se sustituyeron los concesionarios en el exterior por filiales de la marca que formó una magnifica red de venta y asistencia técnica en Francia, Inglaterra, España, Bélgica, Suiza, Austria, Hungría y Checoslovaquia.

En 1932 el I.R.I. (Istituto per la Ricostruzione Industriale) toma el control de la sociedad y se reestructuran los departamentos: el deportivo lo deja en manos de Enzo Ferrari y su Scuderia Ferrari fundada en 1929 para preparar Alfas privados y que se constituye en el equipo 'oficial'. En producción se introduce la fabricación en cadena y se modernizan las plantas, con lo que se arman también camiones y autobuses.

Pero donde más aumenta la producción es en el sector aeronáutico. Ya en 1926, la compañía había fabricado (con licencia inglesa Bristol) un motor en estrella de 9 cilindros. En los años 30 salen motores propios potentes y fiables que son requeridos también en el extranjero, famosos por su material de fabricación la llamada Duralfa una liga ligera de aluminio para hélices, pistones y otros componentes.

En 1939 se produce el 135 un motor de doble estrella y 18 cilindos que con sus casi 2000 caballos es el propulsor más potente de su época. Otros motores conquistan 13 records mundiales de velocidad, altura y distancia. La producción aeronáutica recoge el 80% de la facturación anual y para satisfacer los pedidos se construye la fábrica de Pomigliano D'Arco (Nápoles).

En cuanto a carros de calle, para mantener la superioridad de la marca en la categoría Sport, se fabricó un motor de ocho cilindros con la misma carrera y calibre que el modelo 6C, el 8C-2300, de 2336 cc montados tanto en el modelo de chasis corto y el Spider como en el de batalla larga o en el chasis especial del monoplaza para Gran Premio, el modelo Monza. Aunque de producción más limitada el 8C-2900 fue considerado "El coche más rápido y bello del mundo".
 
Inicialmente pensado para la competición, el llamado tipo A de 220 caballos y 230 km/h, se adaptó para una serie de calle, el tipo B de 180 caballos y 185 km/h que presentaba dos versiones, una de chasis corto, biplaza, el Spider, y otra de chasis largo y cuatro plazas, el Coupè.

De nuevo en época de guerra se suspendió la producción y sus fábricas se convirtieron en objetivos militares, de esta forma la de Milán fue atacada en tres oportunidades hasta que en 1944 quedó bajo escombros. Volver a la producción fue muy difícil. 

A pesar de todos los problemas en 1945 consiguen sacar adelante dos autos 6C-2500 Sport con diseño de antes de la guerra. También se recuperaron los escondidos Alfettas que retomaron la actividad deportiva.

El único modelo de los años 40 fue el 6C-2500 un coche con una gran clase y refinamiento, un aspecto deportivo inconfundible y que representaba el último avance de la afortunada serie de 6C.

En 1946, Orazio Satta Puliga se convirtió en el Jefe de Diseño de Alfa Romeo y su primera aportación fue una versión deportiva del 2500 el 6C-2500 S Freccia d'Oro, con una parte trasera más corta y redondeada, según los conceptos aerodinámicos más vanguardistas de la época. El modelo más apreciado fue la versión Super Sport, el 6C-2500 SS Villa d'Este, como se la llamó después de ganar el concurso de diseño del mismo nombre, sirvió de inspiración para la forma en V del capó del actual Alfa Romeo 147.

A finales de la década la compañía volvió a desempeñar un papel decisivo y fabricó al máximo de su capacidad, así como una serie de modelos de 'edición especial' del 2500, con carrocería de Pininfarina y Touring. En 1950, Alfa Romeo dio un giro de 180 grados tanto industrial como deportivo.

En los años cincuenta, Alfa Romeo se dedicó a establecer la producción en cadena y rentabilizar sus éxitos. El modelo 1900 de Orazio Satta Puliga, una berlina de 4 puertas y 5 plazas fue el primer carro del Biscione con carrocería autoportante y que relanzó la suerte de la empresa y logró satisfacer a un mercado cada vez más exigente. Tenía un motor de 4 cilindros en línea de 1884 cc con 90 caballos y 150 km/h que pasaban dea los 190 caballos en los modelos Super y Super Sprint. Este modelo introduce un nuevo concepto, la berlina de altas prestaciones para uso cotidiano, que como decía su eslogan era "el carro de la familia que gana carreras". Se vendieron más de 20.000 ejemplares, entre ellos la versión 1900 Panther para la policía italiana o la versión Matta para el ejército.

En lo deportivo los 158 y 159 "Alfetta" establecen la supremacía absoluta en los circuitos ganando, Giuseppe Farina en 1950 y Juan Manuel Fangio en 1951, el recién estrenado Campeonato del Mundo de Fórmula 1.

Pero la joya más preciada de la compañía fue el Giulietta Sprint. En estos años se inició una tendencia que continuaría en el futuro: la colaboración entre centros de diseño de interiores y diseñadores de carrocería. En 1958, Alfa Romeo firmó un contrato con Renault para construir el sedán 'Dauphine'.

Para asegurar su supervivancia pasó a formar parte del grupo FIAT en 1987, como hicieronotras marcas más glamourosas como Ferrari, Lancia y Maserati y donde siguió con su mismo posicionamiento inicial.

En el año 2004 Alfa Romeo fabricó 162.179 automóviles, un 11% menos que los 182.469 que produjo el 2003. Los modelos fueron el 159, el Brera y el Crosswagon. Se agrupó con Maserati en una división deportiva.

En el 2007 Alfa Romeo fabricó 151,900 automóviles, 3.7% menos que en el 2006. Sin embargo, sus cifras de negocios aumentaron, tanto en ingresos como en utilidades. En el 2008, Alfa presentó el hatchback compacto MiTo, el modelo más pequeño de la marca. La crisis financiera global postergó hasta 2011 los planes de Alfa Romeo para reingresar a Estados Unidos, mercado en el que estuvo hasta 1995.

DATOS

* Milán, ciudad sede de la fundación de la empresa, recibirá a más de 3.000 automóviles de la marca de todo el mundo, provenientes de los clubes alfistas, para organizar un desfile como uno de los principales programas de festejo.


* Como parte de su celebración también presentó en el Salón Internacional del Automóvil de Ginebra, el Giullietta, un nuevo y elegante modelo deportivo de altas prestaciones al que se bautizó en honor a uno de los principales modelos de la firma en los años 50.

* Alfa Romeo transcurre así su primer centenario con una línea de productos superlativa, propios de la marca, de belleza única y alta tecnología, integrada por los supercars 8C Competizione y 8C Spider, ambos de edición limitada; las sofisticadas cupés Brera y GT; el minicompacto MiTo; la berlina 159, la 159 Sportwagon, la
Spider con plataforma 159 y el premiado 147.

* Alfa Romeo lanzó recientemente el sitio www.store.alfaromeo.com dedicado a artículos de moda y accesorios de la marca especiales que aluden al primer centenario.

* Los automóviles de Alfa Romeo siempre han sido famosos por su elegante diseño y sus prestaciones, sobre todo en los segmentos de Gran Turismo y Deportivos.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.