La británica Caterham está a la venta por 432 millones de euros

Por esa suma cercana a los 585 millones de dólares, el empresario malayo Tony Fernandes entregará el equipo de F1, el de GP2, la fábrica de carros y su división de Caterham Composites.

Redacción Motor

02:54 p.m. 27 de mayo del 2014

El año pasado, el dueño de la marca había hecho el anuncio, debido a que los resultados en Fórmula 1 no estaban siendo buenos y dijo que si no mejoraban vendería la compañía, pues se necesita demasiado dinero para mantener viva esa actividad y lo conseguido en pista no lo estaba generando.

Inicialmente, Tony Fernandes quería adquirir Lotus, pero fue cuando Proton decidió apostar con una inversión multimillonaria en Lotus, con Dany Bahar en la dirección, para reflotar la marca, quien discutió calurosamente con Fernandes y acabó apoyando el cambio de nombre de la escudería Renault de F1 a Team Lotus.

Fernandes, insatisfecho por haberse quedado sin la marca que quería comprar, cambió de idea y compró Caterham, lo más parecido a Lotus que pudo encontrar.

Hay quienes afirman que esta venta podría ser el porqué del rompimiento de la relación entre Caterham y Renault para desarrollar el Alpine, un deportivo biplaza económico y ligero de motor central, aunque la producción del modelo sigue programada para dentro de dos años.

El empresario, Dueño además de la aerolínea AirAsia y del equipo de fútbol Queens Park Rangers, entró en el mundo del automovilismo con Caterham hace cuatro años, pero, contrario a sus expectativas, su equipo no logró sumar puntos en 2012, en 2013, ni en las seis carreras que se han disputado en 2014.

DATO
Caterham es un fabricante especializado en automóviles deportivos ligeros con sede en Inglaterra. Su único modelo actual, el Caterham Seven, es una evolución directa de la Serie 3 del Lotus Seven, diseñado por Colin Chapman y lanzado originalmente en 1968.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.