El carro más largo del mundo volvería a rodar

De la gloria al olvido. Esta estrella del libro Record Guinness en la década de los 90 terminó abandonado y su carrocería casi pasa al reciclaje.

Por Redacción Motor

02:30 p.m. 07 de julio del 2015
01 largo

El carro más largo del mundo volvería a rodar

¿Alguna vez ha pensado, cómo se ve el auto más largo del mundo? Bien, pues se llama ‘American Dream’ (Sueño Americano) y es una kilométrica limusina construida por Jay Ohrberg, avezado personalizador de automóviles en California, Estados Unidos.

La gran carroza mide 30,5 metros de largo y fue certificada en el libro de los Guinness Records como el auto más largo del mundo a mediados de la década de los 90. ¡Tiene 26 llantas, un jacuzzi, trampolín, cama de agua extra grande, y hasta helipuerto!

02 largo

El carro más largo del mundo volvería a rodar

La historia del ‘American Dream’ comenzó a finales de 1980, en el taller de Ohrberg, en Hollywood. Como punto de partida, Ohrberg escogió un Cadillac Eldorado modelo 1970 y su equipo de inmediato inició la tarea de corte y diseño. El ensamble del auto fue creciendo, y 26 llantas después nació el ‘sueño americano’. Además de las características mencionadas, el auto tiene una sala de estar totalmente amoblada, y curiosamente dos cabinas separadas para los conductores.

La limusina podía conducirse como una sola unidad, o adaptarse con un ‘quiebre’ en el medio; por lo que dos cabinas de conducción eran necesarias para su manejo, donde el conductor de atrás dirigía los ejes traseros. Como era de esperar, el vehículo no tenía licencia para uso regular en calle, y podía desmontarse por la mitad para ser remolcado en camiones.

03 largo

El carro más largo del mundo volvería a rodar

El American Dream fue alquilado por una empresa con fines promocionales y al final del contrato sus arrendatarios lo abandonaron en un lote en Nueva Jersey. Solo hasta 2012 se vuelve a tener noticias del auto en una subasta de salvamento. Actualmente necesita restauración urgente, pues su cuerpo ha sufrido el paso de los años (y el paso de los daños). Está consumido por el óxido, tiene goteras en el techo, ventanales rotos y el jacuzzi en mal estado.

Sin embargo su historia tuvo un giro positivo en 2014, cuando el museo Autoseum Automotive Teaching de Nueva York anunció que la limusina American Dream había sido adquirida por ellos para enseñar a los estudiantes a solucionar, construir y fabricar autos.

Seguramente por su gran tamaño, la restauración final se tomará cierto tiempo.

04 largo

El carro más largo del mundo volvería a rodar

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.