ESCÁNERES, la nueva Excusa perfecta en mecánica

¿Por qué a los propietarios de carros nuevos nos traman a punta de escáneres? Esa pregunta la intentamos resolver hoy en nuestros Jueves de Mecánica.

Por Redacción Motor

12:33 p.m. 13 de julio del 2017
Fallas: ¿por qué algunas no las detecta el escáner?

Fallas: ¿por qué algunas no las detecta el escáner?

El oído del mecánico, su perspicacia para precisar las fallas de un carro, su ojo clínico, su experiencia y habilidad para intervenir en un automóvil eran (¿o son?) las cartas de presentación de un buen taller y la posibilidad de un arreglo correcto. 

Hoy, el tema es diferente. Las usuales funciones que se descomponían en los motores y que ameritaban operaciones rutinarias de sincronización, las manejan procesadores contenidos en una misteriosa caja negra a la cual no ingresan las habilida­des de los mecánicos convencionales.

Fusibles

Fusibles

El agente de ahora es el famoso escáner, que no es más que un lector que se puede conectar a los computadores de los carros y lee las anomalías que pudieron darse cuando funcionaron de manera irregular. Algo así como el corrector de textos del computador.

Dependiendo de la información que ese lector tenga grabada sobre los circuitos de cada carro, que son 'enemil' y cambian de modelo a modelo y se actualizan de manera permanente cuando el carro se conecta con los escáneres que ven más allá de su cerebro y hablan con el de las fábricas, el famoso 'aparatico' publica un código numérico cuyo significado debe buscarse en un libro lleno de datos donde la correspon­dencia con un problema del carro debe estar explicada.

Mercedes moderniza sus motores

.

Puede dar información profunda y exacta sobre una falla y sugerir su remedio e implementarlo por esa misma vía de diálogo con la unidad del carro. O bien, dar alarmas inocuas, como, por ejemplo, que se desco­nectó un cable o se fundió un bombillo.

Dependiendo del nivel de datos que tenga el escáner, pueden ser válidos sus resultados, y generalmente los de los talleres oficiales de las marcas van con la última versión de software, que se demora en llegar a los analizadores particulares. O las marcas no liberan ciertas informaciones para tener en control la intervención de terceros en sus productos y no perder el flujo obligado de visitas a su taller.

Mercedes moderniza sus motores

.

Por ello, el resultado de la ‘escaneada’ no siempre es válido y en muchas ocasiones los computadores de los carros no almace­nan las fallas ocasionales en sus memorias y cuando lo conectan en el taller no muestran lo que en la ruta sucede.

Pero hay una premisa de fondo para sa­ber si a punta de escáneres podemos tener andando o corregido nuestro carro: es que estos aparatos no saben ni leen la mecánica y por ello, después del famoso aviso ‘check engine’, hay que volver a los conocimientos profundos de los mecánicos que aún usan overol y no están inmersos en el mundo de la blusa blanca de la electrónica.

Noticias recomendadas

Más noticias

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.