Fast Attack Buggie, último modelo de la colección

Pensado especialmente para Rápidos y Furiosos 7, fue uno de los carros protagonistas más destacados de la película, al mando del personaje Luke Hobbs.

Redacción Vehículos

01:01 p.m. 03 de mayo del 2017
Fast Attack Buggie

Fast Attack Buggie

El modelo utilizado en este film está inspirado en parte en el Desert Patrol Vehicle, fabricado por Estados Unidos y utilizado en la Guerra del Golfo, en 1991. Las primeras fuerzas estadounidenses en ingresar a Kuwait iban en estos vehículos que eran abiertos, sin puertas ni ventanas.

El diseño para el modelo utilizado en la película, fabricado por Visual Effect, es una mezcla de vehículo de combate y de aventura, preparado para atravesar los terrenos más desafiantes, razón por la cual lo equiparon con unas llantas muy robustas todoterreno y le instalaron una quinta sobre el techo.

Pintado en gris mate militar con accesorios plateados, su aspecto le otorga un perfil agresivo. A diferencia del modelo original el habitáculo es cerrado con vidrios blindados, le incluyeron claraboyas y los acabados de los marcos de las ventanas asemejan un vehículo multipropósito de transporte militar.

Fast Attack Buggie

.

Tiene un motor Chevrolet, el 6.2L modificado de 500 caballos de potencia con tracion 4x4 permanente. Cuenta con caja manual de cuatro velocidades, frenos Wilwood y rines de 18 pulgadas.

Este jueves con EL TIEMPO
Para obtener el Fast Attack Buggie, último modelo de la colección Rápidos y Furiosos, recorte el cupón que saldrá este 4 de mayo en EL TIEMPO y, más 21.900 pesos, reclámelo en librerías, almacenes de cadena, expendios o en los centros de venta de EL TIEMPO Casa Editorial.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.