'Mitos del Aire': El triplano del Barón Rojo

Para obtener el Fokker, recorte el cupón que sale este 14 de julio en EL TIEMPO y más $21.900, reclámelo en expendios o centros de venta de EL TIEMPO.

Redacción Vehículos

03:46 p.m. 13 de julio del 2016
El Fokker del Barón Rojo

El Fokker del Barón Rojo

Este avión de caza entró en servicio en agosto de 1917 y se caracterizó por su velocidad y maniobrabilidad.

Si bien la aviación militar en la Primera Guerra Mundial estaba en pañales, los primeros pilotos y aeronaves se convirtieron en aces y leyendas del aire, como los triplanos caza Sopwith británico y el alemán Fokker Dr.1.

El célebre triplano alemán fue construido por Fokker luego de que las fuerzas alemanas capturaran un Sopwith y copiaran al detalle cada uno de sus elementos, con ciertas mejoras. Su estructura mixta de madera y acero era resistente y flexible.

El fuselaje tenía un esqueleto de tubo metálico cubierto de carenajes de madera y revestido en tela, el cual era mucho más sólido que el de los demás cazas de la época fabricados solo en madera. La construcción terminaba en la cola en un sencillo timón redondeado.

El Dr.I (derivado de ‘dreidecker’, triplano en alemán) solo contaba con dos ametralladoras Spandau calibre 7,92 mm sincronizadas con un sistema interruptor para evitar dañar la hélice con los disparos.

Esta aeronave era un caza sencillo, rápido, barato de fabricar y muy ágil, pese a montar un motor de apenas 110 caballos de potencia, cuyo depósito de combustible estaba justo atrás del motor y le daba una autonomía de apenas hora y media frente a sus rivales que cubrían rutas de hasta tres horas.

El Fokker del Barón Rojo

El Fokker del Barón Rojo

El célebre modelo de Fokker era capaz de ascender a mayor velocidad que sus rivales y de girar en un radio menor, ingredientes que en aquella época resultaban decisivos en los combates aéreos.

Estos aviones son hoy recordados gracias a pilotos como Manfred von Richthofen –conocido como el Barón Rojo porque pintaba sus aviones enteramente de ese color–, jefe del escuadrón de Dr.I, quien acumuló 80 derribos y sembró el terror entre las fuerzas aéreas aliadas entre 1917 y 1918.

Noticias recomendadas

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.