Se jubila el ícono de Land Rover

Luego de estar casi 68 años en producción, este vehículo, conocido como Defender desde 1991, llegó al final de su vida el pasado 29 de enero.

Revista Motor

08:10 a.m. 11 de febrero del 2016
Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

La última unidad que salió de la línea de producción en la planta de Solihull fue la número 2'016.933. Sin embargo, la marca ya se encuentra desarrollando un sucesor que será presentado próximamente.

Terminada la Segunda Guerra Mundial, la situación en el Reino Unido no era la mejor, el fabricante Rover sabía que la capacidad adquisitiva de las personas era mínima, y además tenía un gran número de empleados que habían fabricado aviones de guerra y una importante cantidad de aluminio por usar.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Fue así como Maurice Wilks, entonces jefe de diseño de Rover, tuvo la idea de crear un vehículo todoterreno como el Willys (solo que mejor y más barato), por lo cual, junto con su hermano Spencer, quien además era el presidente de la compañía, compraron un Jeep en unas liquidaciones de material de guerra y comenzaron a trabajar en el desarrollo de sus ideas.

El primer modelo definitivo fue presentado durante el Salón de Ámsterdam de 1948 y el nombre con el cual fue bautizado venía de un Rover 12 con suspensión modificada que usaba Spencer para recorrer una de sus propiedades en Islay, Escocia, al que uno de sus empleados apodaba Land Rover. Y qué mejor nombre para este nuevo campero capaz de superar cualquier terreno.

Conocido posteriormente como el Serie I, el primer Land Rover tenía un motor de cuatro cilindros, 1.595 cm3 y 50 caballos de potencia, una transmisión de cuatro velocidades y tracción permanente (en 1950 pasaría a ser trasera con posibilidad de conectar el eje delantero por medio de una palanca), suspensión de ejes rígidos con ballestas semielípticas, amortiguadores hidráulicos y frenos de tambor.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

El Serie II de 1958 presentó una carrocería con ángulos redondeados, que en el Serie III sería modificada para acatar una regulación alemana y una belga. La primera exigía una barra de protección sobre el bastidor, que fue aprovechada para adoptar un nuevo tablero, y la segunda hizo que las farolas fueran movidas a los extremos del frontal, ubicándolo más a la par con el centro, que después fue movido hacia adelante para hacer campo a un motor V8.

En 1983 empezó a llamarse según la longitud de su carrocería: el 90 (versión corta) y el 110 (versión larga), se adoptaron unos muy necesarios frenos de disco, nuevos motores diésel y de gasolina, y la suspensión de muelles helicoidales de la Range Rover.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Pero para inicios de los 90 el portafolio de la marca incluía la Range Rover y estrenaba la Discovery, por lo tanto era necesario un nombre que diferenciara a este ya icónico modelo. Así, el modelo 1991 pasó a llamarse Defender, nombre con el que sería conocido hasta el final de su producción el mes pasado (sin haber recibido mayores cambios en ese tiempo) y como se denominará la próxima generación que lo reviva en unos años.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

El ‘lord’ del campo

Aunque la naturaleza del Land Rover siempre fue la de un vehículo rústico, robusto y duradero, enfocado a tareas agrestes en el campo y para atravesar cualquier terreno, personas de todo tipo sucumbieron ante sus encantos, desde celebridades como Steve McQueen hasta dirigentes como Winston Churchill. Eso sí, nadie tan destacado como la Reina Isabel II.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Sin límites

La versatilidad de la plataforma del Land Rover se comprobó con la gran cantidad de variantes que se crearon sobre ella a través de los años: ambulancias, grúas, volquetas, vehículo anfibio, quitanieve y hasta carrito de helados fueron algunos de los curiosos ejemplares que generó. También formó parte del reparto de algunas películas, la más reciente de ellas Spectre, la última entrega de la saga de James Bond, donde figuraron dos unidades extensamente modificadas.

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

Se jubila un ícono

DATO

El primer Land Rover Serie I fue vendido durante su presentación en el salón de Ámsterdam de 1948 por 450 libras esterlinas. 67 años más tarde, un defender fabricado en 2015, correspondiente a la unidad número 2’000.000, fue subastado y vendido por 400.000 libras esterlinas.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.