Las marcas británicas Land Rover y Jaguar tendrán una planta en Brasil

El grupo automotor, propiedad de Tata, anunciará la próxima semana que cuenta con el aval del gobierno de ese país para construir su primera fábrica de vehículos, en Itatiaia, Río de Janeiro.

Redacción Motor

07:40 p.m. 26 de noviembre del 2013

Desde la semana anterior se especulaba que el grupo automotor británico adelantaba conversaciones con el gobierno de Brasil para establecer en este país su primera fábrica para ambas marcas en un movimiento que quiere anticipar una creciente demanda de vehiculos en el segmento de lujo en toda la región.

El anuncio oficial, que debe producirce la próxima semana ( a comienzos de diciembre), refleja el buen comportamiento en ventas que han tenido ambas marcas, Jaguar y Land Rover, a nivel mundial que se sobre todo apoyado en la Range Rover ha logrado un  récord histórico de ventas.

La fábrica se construirá en Itatiaia, en el interior de Río de Janeiro, requerirá una inversión de 435 millones de dólares y su primera serie saldrá de las líneas de producción en 2015.

Esta nueva planta apuntaría al potencial crecimiento de la demanda en los mercados emergentes de la región pero principalmente para satisfacer la demanda interna que ha crecido en los últimos años pero que frente a competidores en el mismo renglón, como Audi, BMW o Mercedes Benz, están por debajo. La de Itatiaia se sumaría a otra planta que ya se está construyendo en China, otro de los puntos estratégicos en las proyecciones de la marca.

DATOS
Entre enero y octubre, Land Rover tuvo ventas de 8.920 vehículos en Brasil, un 28 por ciento menos que BMW y 22 por ciento menos que las que lleva Mercedes-Benz.

Estos tres competidores de Jaguar y Land Rover anunciaron también la construcción de plantas nuevas en Brasil o la ampliación de las existentes, como en el caso de Mercedes Benz.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.