Así plantea Iveco el futuro de los vehículos comerciales de carga liviana

La compañía dio a conocer todos los detalles de su más reciente furgoneta-laboratorio híbrida, con la que pretende ayudar a modernizar el transporte de carga ligera en el mundo.

Redacción Motor

04:08 p.m. 09 de abril del 2015

Detalles del nuevo vehículo de carga de Iveco

Con este moderno prototipo de diseño atractivo y futurista, Iveco muestra de manera óptima una interesante combinación de los dos conceptos clave más relevantes en cualquier automotor: seguridad y eficiencia.

Así las cosas, la prioridad de la compañía cuando inició la construcción del concept siempre estuvo clara: hacer un carro sostenible, seguro y que, como vehículo comercial que es, fuera resultara rentable para cada propietario.

Comenzando por su propulsión híbrida denominada Dual Energy, esta ofrece un modo de conducción totalmente eléctrico para operar el vehículo de reparto en la zona urbana, mientras que para desplazamientos intermunicipales, en donde se necesita más potencia y velocidad, sí se activaría todo el conjunto híbrido.

Pero como si este mínimo gasto de combustible no fuera poco, la firma fabricó un techo fotovoltaico que complementa de la mejor forma la recarga de energía para así optimizar su autonomía de manejo.

En cuanto a su estética, vemos que allí también se tradujo el concepto de un vehículo más limpio, ya que cuenta con no pocas superficies acristaladas que tienen como principales tareas las de reducir peso y minimizar los ángulos muertos. El mejor ejemplo lo vemos en los pilares A que normalmente son los que más visibilidad quitan.

En su interior –y retomando el concepto inicial de furgoneta-laboratorio- no se escatimó en la disposición de ayudas tecnológicas tanto en seguridad como en l apropia conducción. Es así como el Vision fue equipado con controles de crucero adaptativos, asistentes de cambio de carril, detección de objetos y peatones, detectores de ángulos muerto, freno de emergencia adaptativo y reconocimiento de señales.

Para el desempeño de su labor de entrega, cuenta con una especie de centro logístico informatizado a pequeña escala, que facilita la identificación y registro de paquetes para acomodarlos en la posición de carga más adecuada y segura, resultando en un menor tiempo de cargue y descargue.

De sus dispositivos tecnológicos, tanto el GPS E-Horizon como sus luces adaptativas, funcionan de acuerdo a las condiciones de cada camino. El GPS, predice las condiciones actuales de ruta y busca siempre la opción mejor teniendo en cuenta consumos y autonomía, mientras que las luces ledes manejan su intensidad y encendido automático de acuerdo a la intensidad de iluminación de la carretera.

Un futuro que ofrece soluciones acertadas a las necesidades de la cotidianidad, no solo del conductor particular, sino que ahonda en un sector tan importante y a la vez descuidado en lo que tiene que ver con avances tecnológicos, como lo es el sector de carga.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.