Sector automotor europeo termina racha negativa, pero el respiro podría ser pasajero

El atribulado mercado automotor europeo puso fin a una racha de 18 meses consecutivos de ventas en declive. Más de un millón de matrículas registradas en abril permitieron un crecimiento del 1,8%.

Redacción Motor

04:08 p.m. 17 de mayo del 2013

Un repunte en Alemania y España sumado a la fuerte demanda en Gran Bretaña llevó a que ese continente registrara un incremento de un 1,8 por ciento en la venta de vehículos nuevos durante el mes de abril que cerró con 1,08 millones de unidades facturadas.

Sin embargo, las cifras publicadas por la Asociación Europea de la Industria Automotriz, ACEA, fueron ayudadas por dos días extra de ventas en muchos mercados europeos, luego de que los días de Pascua cayeran en marzo y no en abril, como normalmente ocurre.

El bajo desempeño en abril del 2012 también ayudó en la comparación año a año. La demanda de autos nuevos en una Europa golpeada por una prolongada recesión cayó a su peor nivel en 17 años en el 2012, mientras el desempleo de la zona euro alcanzaba cifras récord, el crédito escaseaba y los hogares se centraban en reembolsar deudas.

Pese al repunte del mes pasado, la ACEA señaló que la cifra representa el tercer peor nivel de nuevos registros para el mes de abril. "Soy cauteloso a la hora de definir esto como un punto de inflexión, porque los consumidores en la mayor parte de la zona euro se encuentran bajo presión", dijo Howard Archer, economista europeo en la consultora IHS. "Alemania es el mejor mercado para ver futuros incrementos, porque allí los pilares para los consumidores, como el alto empleo y el crecimiento de salarios, son mejores que en otros lugares", agregó.

Las ventas mensuales de Volkswagen, el tercer mayor fabricante de autos del mundo, subieron un 7,2 por ciento en abril, tras haber crecido a su ritmo más lento en más de tres años en marzo. Por su parte Opel, de GM, registró un aumento del 2,1 por ciento. Sin el incremento de casi un 15 por ciento en Gran Bretaña, que disfrutó en abril de sus mejores ventas en cinco años, el mercado automotriz europeo habría sufrido una leve contracción el mes pasado.

Para los primeros cuatro meses del 2013, los volúmenes han disminuido un 7 por ciento en comparación con el mismo período del año pasado, algo que los ejecutivos de la industria describen como un desafiante inicio de año. "Esperamos una incertidumbre continua en la temporada de verano (boreal), especialmente porque Alemania se acerca a las elecciones de septiembre", dijo Allan Rushforth, jefe de operaciones europeas de la surcoreana Hyundai.

Las marcas francesas e italianas de mercado masivo siguieron pagando precios altos por su gran dependencia de los compradores de autos en el sur de Europa. Las dos marcas de PSA perdieron cuota de mercado, luego de que las ventas de Peugeot retrocedieran un 7,5 por ciento y las de Citroën cayeran cerca de un 13 por ciento.

Renault se las arregló en cambio para reportar una leve baja del 1,3 por ciento el pasado mes. En tanto, la clásica marca de Fiat registró una caída de un 4 por ciento, mientras que las ventas de su marca deportiva Alfa Romeo se hundieron un tercio.

Con información de agencias.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.