Dos súper diseños que Hyundai llevará al próximo mundial del Tuning

Una de las extrellas del próximo SEMA Show, de Las Vegas, será el Velocity Concept que está basado en el Veloster y recibió la máxima potencia. El segundo, una versión ultra deportiva del Genesis.

Redacción Motor

06:23 p.m. 19 de octubre del 2012

Fotos de dos Hyundai modificados que estarán en SEMA

Aunque recién se desmontaron las tarimas del Salón de París, los fabricantes no se quedan dormidos y ya piensan en el siguiente 'show'. Para este año, la coreana Hyundai llevará al Sema de Las Vegas dos atractivas modificaciones hechas sobre los modelos Genesis y Veloster.

El llamado a ocupar un importante mención dentro del mundial del 'tuning' es el Velocity Concept que esta basado en el Veloster Turbo. Este es un logro directo del Centro Técnico de Hyundai America, en el que intervinieron los departamentos de diseño e ingeniería.
 
Según sus creadores, el Velocity es el Veloster llevado a su máxima expresión en diseño y prestaciones. El motor de 1.6 litros turbo fue encargado a Cosworth y al bloque se le modificaron los pistones y bielas para darles carácter de alto rendimiento, además de un turbo e intercooler más grandes, la revisión del múltiple de admisión y un ajuste del sistema de gestión del motor. Todo ese trabajo duplicó la salida del motor, llevando la potencia de 201 a 400 caballos de potencia.
 
Ya que semejante potencia es inmanejable sin los adecuados ajustes, el chasís del Velocity recibió un nuevo sistema de suspensión provisto por Bilstein, frenos más grandes de Brembo y ruedas Kumho de 19" con bajo perfil.
 
El Velocity recibió también una modificación estética muy agresiva para que conjugaran potencia y apariencia. Los spoilers y tomas de aire, además de una llamativa decoración, hacen parte de su figura.

Por otra parte está el Genesis Coupé R-Spec, modificado en conjunto con ARK Performance. Provisto de accesorios hechos en fibra de carbono, incluye un splitter (especie de difusor de aire inferior), un capó rediseñado, molduras sobre los guardabarros traseros y una gran aleta que reposa sobre la tapa del baúl.
 
Pero no solo es 'pinta'. Para corroborar que su agresiva estampa no defraudará a los exigentes conocedores del tuning, su motor V6 de 3,8 litros ha incrementado la potencia hasta los 395 hp y las 340 libras/pie de torque, con un kit de mejora Brian Cower 4.2, que al lado de otros dispositivos mecánicos lograron fortalecerlo y mejorarlo.
 
Mecánicamente, trabaja con un diferencial LSD que lo mantiene todo en orden, mientras que unos frenos de seis pistones adelante/atrás, refrenan sus impulsos. La suspensión de ARK usa un sistema donde los resortes van montados exteriormente al amortiguador hidráulico.
 
La cabina también fue personalizada. El aporte lo hizo la firma JPM Coachworks (que diseña y construye interiores para autos con los más finos materiales) y se aprecia en el timón y las sillas deportivas Sparco.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.