Type 97 Chi Ha, el acorazado japonés

Recorte el cupón que saldrá este 31 de agosto en EL TIEMPO y, más 21.900 pesos, reclámelo en almacenes o centros de venta de EL TIEMPO Casa Editorial.

Por Redacción Motor

04:21 p.m. 31 de agosto del 2017
Tanque Type 97 Chi Ha

Tanque Type 97 Chi Ha

Si bien los tanques europeos y estadounidenses fueron los más conocidos durante la Segunda Guerra Mundial, no se puede dejar de mencionar los fabricados por la fuerzas imperiales japonesas.

Con la experiencia ganada durante la invasión de Manchuria (1931), los comandantes de las tropas solicitaron a finales de la década de los años 30, desarrollar un nuevo tanque que tuviera un blindaje adecuado y buena capacidad de fuego como apoyo a la infantería.

Tanque Type 97 Chi Ha

.

El estallido de la segunda guerra chino-japonesa prácticamente le dio vida al tanque Type 97 Chi Ha, que entró en producción en enero de 1938. En principio contaba con un cañón corto de 57 mm, con baja velocidad de salida, dado que era un tanque medio pensado para apoyar la infantería, lo cual demostró ser un éxito contra el mal equipado ejército chino.

Su verdadera “prueba de fuego” tuvo lugar contra la Unión Soviética en 1939, en las batallas de Jaljin Gol, donde demostraron deficiencias en el diseño y su bajo poder de fuego. En 1941 se introdujo un nuevo cañón de 47 mm, el cual tenía una velocidad de salida más elevada, mejorando notablemente su capacidad de fuego.

Si bien con estos acorazados los japoneses lograron dominar zonas de Birmania, Malasia, Singapur y Tailandia en el frente del Pacífico, el Ejército Imperial rara vez realizó combates de tanques.

Tanque Type 97 Chi Ha

.

El Type 97 Chi Ha fue producido principalmente por dos fabricantes. Mitsubishi Heavy Industries logró fabricar 1.224 unidades, mientras que Hitachi Industries produjo 355 unidades.

Noticias recomendadas

Más noticias

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.