Abierto el ¿Michelin Challenge Design¿ para que los aficionados y profesionales participen con sus diseños

Cualquiera puede presentar sus ideas para automóviles, buses o camiones más funcionales y seguros a través del Internet. Algunas ideas vistas en la pasada convocatoria.

Redacción Motor

05:00 a.m. 29 de agosto del 2008

Estudiantes de diseño, creativos y todas las personas vinculadas o no con la industria automotriz podrán participar en el concurso Challenge Design 2008 de Michelin que busca el auto urbano del futuro.  Las inscripciones estarán abiertas hasta el próximo 12 de abril en la página www.michelinchallengedesign.com en donde los interesados encontrarán todas las instrucciones para que presenten sus propuestas.

El objetivo de esta convocatoria, que Michelin realiza desde hace 6 años, es abrirles las puertas a nuevas ideas para producir carros cada vez más pequeños y seguros para el uso urbano. A través de este proceso se han desarrollado prototipos de algunos vehículos prácticos, económicos y de avanzada tecnología cuyas soluciones pueden innovar el mercado de los autos, buses, camiones y motos. 

Algunas propuestas que han presentado diseñadores independientes van desde buses escolares que cuentan con un sistema de visibilidad y rastreo, que permite al conductor y a una central tener control absoluto de todo lo que pasa dentro y fuera del automóvil, hasta carros deportivos cuyo impulso viene dado por un sistema hidráulico inteligente y con ese mismo principio propone un mecanismo de protección único para los ocupantes en caso de accidente.

Además hay  proyectos para el transporte masivo en el que se involucran sistemas de rastreo GPS (Ground Position System) para avisarles con anticipación a conductores y a pasajeros acerca de las paradas de los buses por medio de una alarma con el fin de mejorar el tráfico en las calles; sistemas tecnológicos que reducen el consumo y los costos del vehículo y diseños que hacen los carros cada vez de menor tamaño pero más seguros.

 La idea general de Michelin es invitar a diseñadores, empresas y demás personas en el mundo a que diseñen los autos del futuro, promoviendo mayor seguridad en los carros pequeños. Los prototipos ganadores de la presente convocatoria serán expuestos en el ¿NAIAS Showcase¿ del 2008, que es el nombre oficial del Salón del Automóvil de Detroit. 

El carro elástico

Una de las propuestas más novedosas y sorprendentes del 2007 fue el Hydraulic Roadster, que es un carro deportivo, cuya propulsión la genera un complejo sistema hidráulico. Se trata de unas bombas que inyectan aceite a presión dentro de unas  turbinas que se encuentran en las centros de los rines y se genera el movimiento; luego este mismo aceite es devuelto al depósito de reserva para ser reutilizado.

Otro punto muy interesante es el chasís que está separado en dos partes, la frontal y la trasera que es el habitáculo de los pasajeros, que se unen por medio de dos enormes cilindros llenos de aceite. Cada chasís tiene un pistón que se mantiene en posición por la presión hidráulica, pero en el caso de un golpe, este aceite se desplaza  por orificios de diámetro variable calculado por un conmutador de acuerdo con el peso y la velocidad del impacto..

 De esta forma, el carro se acorta progresivamente a medida que asimila el impacto sin afectar la estructura y por ende la integridad de los ocupantes.

Buses inteligentes

Estas propuestas de carros futuristas incluyen a los vehículos para el servicio de la comunidad. Un ejemplo es el diseño de Johnathan Côté, de Canadá: el ¿Mini Bus Escolar¿. 

El diseño se centra en mejorar la visibilidad del conductor por dentro y por fuera del bus. Tiene un sistema de control electrónico compuesto por sensores de presión que avisan  al conductor cuando algún pasajero ocupa un puesto y no usa el cinturón de seguridad. Así mismo, cuenta con un sistema especial de suspensión que en las paradas baja el chasís, facilitando el ingreso y salida de los niños y las personas discapacitadas.

Para satisfacer las necesidades del mercado, este bus consta de una plataforma de camión que le permite ser utilizado como bus escolar, camión de recreación, camión para la policía o ambulancia. 

Tractomulas de lujo

Como en este concurso hay cupo para todos, un diseñador de Volvo presentó la versión futurista e innovadora de un camión de carga pequeño al que denominó  ¿Bee Van¿.

Para brindar mayor comodidad al conductor, este vehículo propone mejoras ergonómicas desde el momento del ingreso al camión. La puerta de entrada para el conductor no se abre hacia afuera sino que se desliza hacia atrás. De la carrocería salen automáticamente unos escalones y al abrir la puerta el asiento del conductor se mueve para atrás y hacia un lado, para mayor comodidad y fácil acceso. Todo esto se complementa con lujosos espacios en la cabina que combina un cuarto de oficina, un cuarto para la relajación, uno para dormir, uno para comer y un closet, todos en el mismo lugar.

También, cuenta con un avanzado diseño que busca mejorar la seguridad en las carreteras. Por esto, la forma de la cabina es semi-circular y ubica el puesto del conductor en el centro gracias a lo cual el conductor cuenta con más de 180 grados de visibilidad sin interrupción y hay cámaras que eliminan los conocidos ¿puntos ciegos¿. Con estas ideas Volvo propone un nuevo concepto de visibilidad que llamó FVDP (Full View Driver Position).   

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.