Cambio del carro o devolución del precio de antaño: Superintendencia de Industria y Comercio ordena

Cambio del carro o devolución del precio de antaño: Superintendencia de Industria y Comercio ordena

Redacción Motor

05:00 a.m. 29 de agosto del 2008

El tema de la reposición del dinero se torna álgido debido a la rápida depreciación de los vehículos.

Para que los propietarios de los vehículos nuevos siempre puedan hacer efectiva la garantía de calidad e idoneidad de los fabricantes o importadores, la ley faculta a la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC) para ordenar que se les cambie o se les devuelva el precio que pagaron por el vehículo defectuoso.

Como la Superintendencia no puede pronunciarse sobre los perjuicios o las compensaciones por el uso del vehículo, ya que esa facultad la tienen únicamente los jueces civiles en sus  fallos, ésta se limita a ordenar que se reciba el vehículo defectuoso a cambio de uno nuevo o que se devuelva el precio que aparece en la factura de venta.

A los concesionarios y productores siempre los ha fastidiado esta situación, pero la han aceptado como una especie de castigo que se debe a que la ley no le permite a la SIC ordenar el cambio de un vehículo usado por otro también usado, ya que eso sería una estimación de los perjuicios que no puede hacer.

Pero las cosas han pasado de 'castaño a oscuro' cuando se devuelve el dinero, debido a que los vehículos han bajado de precio por la competencia entre las marcas y la caída del dólar.

De esa manera, la sanción es por partida doble, porque el vehículo usado que se retoma también ha bajado de precio en el mercado local de los usados, lo cual hace más onerosa la desventajosa decisión.

Para paliar la situación, la Superintendencia le da a escoger al sancionado entre cambiar el vehículo o devolver el dinero de la venta, pero eso tan solo sirve de consuelo para los desventurados. 

Rodrigo Bueno, abogado especializado en derechos del consumidor de vehículos, rodrigo@buenolopez.com
 

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.