Chevrolet D-Max, la pick up que llegó a la octava generación

Viene con un motor diésel más pequeño de 2.5 litros, que reemplaza al 3L, pero que conserva la misma potencia, mayor torque y menor consumo. Nuevo diseño y varias versiones desde 57 millones de pesos.

Redacción Motor

02:09 p.m. 14 de noviembre del 2013

La nueva Chevrolet D-Max hizo la apuesta de que menos es más y ganó. Ganó porqué redujo su nombre, que eliminó para su octava generación el tradicional LUV por solo D-Max en un tiempo de nombres breves. También ganó porque pasó de tener una cilindrada de 3 litros a 2.5 con la misma potencia y mayor torque, pero claro, menor consumo.

Y es que la nueva D-Max, a secas, cuenta con un motor de última generación que cumple entre otras las especificaciones de Euro IV, tiene inyección directa, turbo de geometría variable y 41 Nm de torque más que la generación anterior, hasta 320 Nm, pero con la misma potencia de 130 caballos que bien administrados le dan los bríos suficientes para responder sin la 'patada' del turbo que ahora crece de forma constante, casi imperceptible pero eficaz para devorar horizonte pero con un consumo que se contuvo hasta en un 15%.

Pero hasta ahí llegó su reducción. la nueva Chevrolet D-Max es más larga y más ancha, con la respectiva amplitud interior, pero también tiene mayor altura sobre el piso, de 22,5 cms, lo que le permite tener mayor capacidad todo terreno. Aunque el techo mantiene la altura de la generación anterior, el platón tiene mayor capacidad.

También se mejoró la suspensión que ahora atrás es de ballestas sobre el eje, que son más planas, más largas y le dan mayor comodidad, duración y un comportamiento dinámico que se integra al chasis y que le da a la pick up un carácter de automóvil aún en las peores trochas.

En materia tecnológica llama la atención que ahora la tracción total, en la opción correspondiente, se puede activar mediante una perilla y a velocidades de hasta 100 kph, cosa que antes se hacía máximo a 60.

Muchos más detalles tiene esta nueva pick up que llega desde Ecuador, por ensamblaje ya que el CKD es de Tailandia, a mover un mercado que ante la crisis de números en las vitrinas se empieza a renovar con argumentos fuertes, como es por ejemplo que el modelo de Chevrolet llegue con un diseño nuevo! diferente! más agresivo y que en su cabina sencilla y 4x2 se puede conseguir desde 57 millones de pesos.

Esperen mayor información sobre la maratónica prueba de manejo que realizó Chevrolet en la cuenca del río Sinú, hábitat natural de este tipo de vehículos que prospera en las fértiles sabanas ganaderas de Córdoba, en la próxima edición de Revista Motor impresa.

DATOS
Las nueva Chevrolet D-Max tiene la versión tope en 83 millones de pesos con full equipo, tracción 4x4 y doble cabina. La caja para todas es manual de 5 velocidades.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.