Estudio de costos de reparación a 4 motos y 6 pick up del mercado nacional

Cesvi analizó 4 motocicletas tipo carretera de 220 y 250 cm3, y 6 camionetas pick up doble cabina de 2,0 hasta 3,0 litros, cuyo precio supera los 70 millones de pesos.

Redacción Motor

05:06 a.m. 25 de junio del 2013

Según los resultados que arrojó el más reciente estudio de reparabilidad del centro de seguridad, la moto y la pick up más económicas de reparar fueron la Pulsar 220S y la Ford Ranger XLT, respectivamente.

 No es muy usual que el Centro de Experimentación Vial realice en un mismo período dos tipos de pruebas a vehículos que pertenecen a segmentos del mercado completamente diferentes. Pero en esta ocasión, la compañía analizó, en función de la mayor frecuencia de recambio según las estadísticas de siniestralidad, los costos de reparación de los principales repuestos mecánicos y elementos de chasis, luego de afrontar un choque simple, cuatro motocicletas tipo carretera con cilindradas entre los 220 y 250 cm3, y montó a su rampa de choque a seis pick ups doble cabina que se ubican entre los 2,0 y 3,0 litros y cuyo precio, actualizado al mes de mayo, supera los 70 millones de pesos.

En el caso de las motos, los costos de reparación oscilaron entre dos y medio y ocho millones de pesos, siendo la más económica la Pulsar 220S, ya que por su arreglo hubo que pagar casi 2,8 millones de pesos, un valor que estuvo un 46,02 por ciento por debajo del promedio del análisis. En la segunda posición se ubicó la Honda CBR 250R C ABS, con un costo total de reparación de 4,2 millones de pesos, seguida por la Yamaha Fazer 250, con 5,6 millones de pesos. En la última casilla aparece la Suzuki Inazuma 250 con 8,1 millones de pesos, registrando 15 repuestos dentro de los más costosos del estudio y solo dos, el protector del motor y el escape, como los más económicos.

Para las camionetas, los precios más económicos estuvieron en la Ford Ranger XLT, cuya reparación sumó 9,4 millones de pesos, un 33,56 por ciento por debajo del promedio. No con la misma favorabilidad, pero con tan solo una diferencia del 4,48 por ciento, está por debajo la Mazda BT-50 2,5 TDI, con 10,1 millones de pesos. De ahí hasta la quinta posición aparecen en orden de costos y con rangos no muy extendidos: la Volkswagen Amarok Platón DC, la Toyota Hilux diésel STD A.A. y la Nissan Navara 2,5 Turbodiésel. En la última posición, y como la más cara del estudio, está la Chevrolet LUV D-Max Diésel 3,0, con 19,6 millones de pesos y un 37,50 por ciento por encima del promedio. En su carestía influyó que tres de las cuatro secciones a reparar estaban entre las más caras del análisis y tan solo una, la mecánica, entre las más económicas.

RECUADROS:

MOTOS:
La razón de la economía de la Bajaj Pulsar 220S se debe a que dos de los campos estudiados, como son las secciones delantera y mecánica, fueron las de más bajo costo de la muestra, a pesar de tener también la parte central como una de las más caras, cuyo valor es 259.000 pesos. De las 25 piezas en total que contiene el estudio, esta motocicleta tuvo 14 entre las más económicas. Como dato curioso, la Yamaha Fazer 250, a pesar de no registrar ningún repuesto como el más costoso o barato, tampoco le alcanzó, pues aún así se quedó en la tercera posición de la clasificación general.

PICK UP:
La privilegiada posición de la Ford Ranger XLT como la más económica de reparar se debió a que tuvo 10 de los 25 repuestos entre los más baratos de esta muestra, quedándose con las secciones delantera, central y trasera como las económicas, pues la sección mecánica fue arrebatada por la Mazda BT-50 2,5 TDI sin mucha diferencia, pues ocupó tan solo dos renglones de los cinco que se evalúan en esta zona, como lo son la mangueta delantera izquierda y la tijera delantera inferior izquierda, para un total de 1,8 millones frente a los 2,3 millones de pesos que fijó la Ford.

FRASES:

La pieza más cara del estudio de motos fue la barra telescópica completa izquierda de la Suzuki Inazuma 250, y la más económica resultó ser la direccional delantera izquierda de la Honda CBR 250, con un precio de 39.000 pesos.

En camionetas, la pieza más costosa fue el costado izquierdo de la sección trasera de la Nissan Navara, de 1,9 millones de pesos, y la más económica fue el stop izquierdo de la Toyota Hilux diésel.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.