Nuevo ST: `Fiesta´ con el acelerador

No hay en el mercado un auto que tenga estas prestaciones por el precio que propone Ford para su nuevo Fiesta ST: 66 millones de pesos.

Revista Motor

03:48 p.m. 25 de julio del 2017
Ford Fiesta ST

Ford Fiesta ST

Tiene 197 caballos con un motor 1,6 turbo con ‘overboost’, 6 cambios adelante que lo llevan hasta 220 kph y todos los servicios electrónicos y de seguridad.

Atornillarle una maquinaria liviana, de apenas 1600 cm3, pero inflada de manera muy inteligente y eficaz por un turbocargador y que dispara 197 caballos a una carrocería de apenas 1.244 kilos, es la fórmula perfecta para ensamblar un verdadero automóvil de brillantes prestaciones.

Un segundo factor entra a jugar en la fórmula. Montarlo en una plataforma de producción masiva y con una carrocería popular le permite a Ford ofrecer a partir de este momento el Fiesta ST a solo 66 millones de pesos, con lo cual conecta el alto rendimiento con las aspiraciones de muchos automovilistas cuya adrenalina está represada por el costo de los autos que transmiten sensaciones como las de este nuevo aparato.

Viene de México, en una versión única que incluye toda la juguetería mecánica y estética. La primera parte se explica por las necesidades técnicas de su andar, y la segunda para abrigar y mostrar bien la nueva esencia del carro que se distinguirá claramente. Bien sea cuando desaparezca en las aceleraciones o cuando lo detalle y vea las diferencias de carrocería y cabina.

Ford Fiesta ST

.

Empecemos por los fierros, sin duda, el tema central del ST. El motor es un 4 cilindros colocado transversalmente al lado de una caja mecánica (únicamente) de seis relaciones hacia adelante y que mueve las ruedas delanteras. Su funcionamiento es brillante, pues la carga del turbo es variable de manera automática y camina con bastantes libras. La presión usual es de 18,9 libras, pero entre las 2500 y las 4000 rpm hay una sobrecarga que induce al aire hasta 21 libras durante 20 segundos. Esto significa en la vida real una tremenda respuesta en las aceleraciones, muy notable en el segundo cambio, que es el que usa casi todo el día por falta de espacio en el tráfico, gracias a que hay disponibles 202 libras/pie de torque a 4200 rpm.

El motor camina en cualquier gama con superioridad, sin embargo, es claro que gracias a ese escalonamiento del turbo se llega con facilidad a la raya de corte a las 6500 rpm, pero va en el tráfico dócilmente sin necesidad de hurgar los pedales más de la cuenta. Eso sí, hay que tener cuidado porque el avance es muy rápido y sorprende a la concurrencia.

Usamos el ST con la gasolina local, extraclaro está, pues su relación de compresión de base es de 10 a 1 sin indicios de detonación, y seguramente Ford tiene controlado este eventual fenómeno, ya que el motor, con algunas pequeñas variantes de programación, es el mismo que mueve al Fusion y a la camioneta Escape, por lo cual su funcionalidad está garantizada.

Ford Fiesta ST

.

Las suspensiones son mucho más rígidas que las del sedán familiar –el ST que trajeron es de 4 puertas–, pero si bien se siente una pisada deportiva y firme, es tolerable para el día a día y se compensa por la aceleración. Y, si tiene espacio, por la velocidad máxima, calibrada en 220 km por hora. A pesar de su dureza, los resortes delanteros se topetean en algunas zambullidas extremas, tal vez porque la altura sobre el piso es una pulgada más baja para una mejor estabilidad y reacción, la cual se complementa con una dirección de relación más rápida. Total, dentro de los límites posibles para los ensayos disponibles, se debe decir que el ST vira acorde con sus velocidades y se apoya muy bien porque el tren trasero, que es un puente flexible derivado del original con algunos cambios, va en la línea de las suspensiones delanteras, cuya ingeniería también fue revisada, y todo converge en unas buenas ruedas 205/40 de Michelin en rines de 17 pulgadas. Que son uno de sus distintivos, junto con la parrilla negra y en forma de panal de abejas, pues por tamaño y acabados, en negro brillante sobre un aluminio maquinado, serán el imán para muchos amigos del tuning, tema no necesariamente universal. Como tampoco lo será el color bronce de las carrocerías usadas para el lanzamiento, pero existen las opciones de tenerlo en blanco, negro o plateado.

Para cerrar el vistazo mecánico, hay que citar el agregado de los frenos de disco atrás, que tampoco pasan desapercibidos, pues las cuatro mordazas están pintadas en color rojo fuerte.

La carrocería recibe un enorme spoiler atrás que, a pesar de su tamaño, encuadra muy bien. También tiene faldones laterales y son diferentes el alojamiento de las exploradoras y el doble exosto, además de las insignias, que denotan la mejorada estirpe de los gases de escape.

Ford Fiesta ST

.

Internamente, los asientos Recaro son un gran atractivo y para la conducción deportiva son ideales por su perfecto soporte lateral, aunque los costados son incómodos para el acceso y más para la salida. Esto en cualquier auto con sillas de este género sucede. La posición de los apoyacabezas delanteros es muy intrusiva para ocupantes de baja estatura, porque van muy inclinados hacia adelante y no son ajustables en ese sentido.

En los mandos, más allá del timón con las insignias ST y los botones del control de crucero y el audio, lo más impactante es el sonido del motor, que se amplifica en la cabina gracias a una membrana colocada en el ducto de admisión de aire que Ford llama Sound Symposer. No busque la traducción. Mejor, óigalo y siéntalo en vivo, pues el sonido va de acuerdo con la rapidez con la cual fluye el paisaje.

Ford Fiesta ST

La pantalla táctil de 6,5 reúne todas las funciones de la multimedia, que también responde a controles de voz y hasta ofrece una brújula digital. Todo responde al conocido sistema SYNC 3 de Ford y camina con Apple Car Play y Android Auto. El radio es Sony y habla y canta a través de 8 parlantes.

El equipo es total, aunque con una laguna, pues no tiene las luces HID o ledes y sí una poco útil calefacción en los asientos. Pero anote siete airbags, asistente de arranque en pendientes, control de estabilidad, de tracción y hasta una ayuda antivuelco, todo electrónico.

A pesar de ser un auto de alta deportividad y enfocado a un público ‘gomoso’ y reactivo a los caballos, el ST sigue teniendo funciones familiares gracias a su buen baúl y el espaldar del asiento trasero abatible, que permite llevar objetos grandes.
Resumen: si su pie derecho es el que expresa sus gustos por el automóvil y la conducción deportiva, en este carro encontrará el escenario perfecto para que tenga el diálogo más divertido y emocionante con ese pedal.

José Clopatofsky Londoño  

Ficha técnica
Motor: 1,6 turbo de 197 HP
Torque: 202 libras/pie a 4200 rpm
Caja: Manual, seis adelante
Relación peso/potencia: 6,3 kilos/caballo
Relación de compresión: 10 a 1
Precio por caballo: $ 340.000

DATOS
La aceleración de 0 a 100 kph toma 7 segundos, pasa por los 150 luego de 14,3 segundos y llega a 200 a los 29,4 (según videos en la web), a nivel del mar. Llega a 220 kph luego de 54,2 segundos. Ya en ese rango, la sexta es bastante decorativa y solo aplica para crucero, pues el salto desde quinta es de 1.500 rpm. Anoten 90 en segunda, 130 en tercera y 178 kph en cuarta.

Otros compactos de vocación deportiva

Citroën DS3 – 70 millones
Lo armaron con un motor turbo de 1.598 cm3 que logra 155 caballos de potencia a 6.000 rpm y un torque de 240 Nm a 1.400 rpm, con caja mecánica de seis velocidades. Levanta de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos y llega a 210 km/h de velocidad máxima. Calza rines bicolor de 17 pulgadas con cauchos 205/45, su carrocería también es en dos tonos bicolor y pesa 1.165 kilos. Relación peso/potencia: 7,5 kilos/caballo. Precio por potencia: 451.000 pesos por caballo. Origen: Francia.

Citroën DS3

.

Hyundai Veloster Turbo – 82 millones
La máquina turbo de 1.600 cm3 alcanza 204 caballos de potencia máxima a 6.000 rpm, con un torque de 265 Nm a 1.750-4.000 rpm, unido a una caja automática de siete marchas. Promete una aceleración de 0 a 100 km/h en 7,4 segundos y usa rines de 18 pulgadas con llantas 225/40. Pesa 1.750 kilos y es el único con carrocería de tres puertas. Relación peso/potencia: 8.57 kilos/caballo. Precio por potencia: 401.000 pesos por caballo. Origen: Corea.

Hyundai Veloster Turbo

.

Suzuki Swift Sport – 53 millones
El motor de 1,6 litros, con caja manual de seis marchas, logra 134 caballos de potencia a 6.900 rpm y un torque de 160 Nm a 4.400 rpm. Pesa 1.070 kilos y se mueve con llantas 195/50 amarradas a rines deportivos de 16 pulgadas, que lo diferencian de sus pares Live y GT, de 1,2 y 1,4 litros, así como las extensiones de la carrocería y el spoiler trasero. Relación peso/potencia: 7,98 kilos/caballo. Precio por potencia: 396.000 pesos/caballo. Origen: India.

Suzuki Swift Sport

.

Renault Sandero RS – 56.4 millones
Ostenta una máquina de 2,0 litros que desarrolla 145 caballos de potencia a 5.750 rpm y 198 Nm de torque a 4.000 rpm, con caja manual de seis marchas y tres modos de conducción con los que llega a los 100 km/h en 8,5 segundos. Calza llantas 245/45 en rines negros de 17 pulgadas y su carrocería incluye detalles deportivos, como spoiler y escape doble. Pesa 1161 kilos. Relación peso/potencia: 8 kilos/caballo. Precio por potencia: 388.000 pesos/caballo. Origen: Colombia.

Renault Sandero RS

.

Seat León FR – 88 millones
Se diferencia del León 1,6 Style por el motor turbo de 1,8 litros, de 180 caballos de potencia a 5.100-6.200 rpm y un torque de 250 Nm a 1250-5000 rpm, unido a una caja DSG de siete marchas que lo eleva de 0 a 100 km/h en siete segundos y le permite llegar a una velocidad máxima de 224 km/h. Pesa 1.322 kilos y rueda con llantas 225/45 R17. Relación peso/potencia: 7,4 kilos/caballo. Precio por potencia: 489.000 pesos/caballo. Origen: España.

Seat León FR

.

Volkswagen Golf GTi – 104 millones
Esta versión de 1.370 kilos de peso fue equipada con caja DSG de seis marchas unida a un motor de 1.984 cm3 turbo, que alcanza 220 caballos de potencia a 4.500-6.200 rpm y un torque de 350 Nm a 1.600-4.400 rpm. Sube hasta los 100 km/h en siete segundos y logra 250 km/h de velocidad máxima con aros bicolor de 17 pulgadas calzados con llantas 225/45. Relación peso/potencia: 6,22 kilos/caballo. Precio/potencia: 472.000 pesos/caballo. Origen: México.

Volkswagen Golf GTi

.

Noticias recomendadas

Más noticias

La excepción de los airbags

En su propósito de proteger, la bolsa de aire del pasajero debe desconectarse en algunas ocasiones.

El peatón también tiene obligaciones

Los peatones están obligados a cumplir una serie de normas que están claramente definidas en el Código Nacional de Tránsito (CNT). 

Agenda de actividades a motor

Información sobre encuentro Nacional de Vehículos Antiguos en Ibagué, el Campeonato X30 Challenge Colombia, los 50 años de Distoyota y más.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.