Mitsubishi introdujo una nueva versión de la Nativa, mucho más citadina

Luego de varios años, llega con un aire más urbano y familiar. Una transmisión sencilla es el cambio más importante de esta SUV, por la cual se pagan 86'900.000 pesos.

Redacción Motor

03:13 p.m. 20 de mayo del 2014

Fotografías de la nueva Mitsubishi Nativa

Después de 18 años en el mercado, donde ha adquirido una bien ganada reputación en el segmento de las SUV 'duras' por su potencia y robustez, Mitsubishi da un giro de 180 grados con la configuración de una nueva Nativa Sport, ahora en una versión más simple de 4X2. Una tendencia que viene haciendo carrera en todo el mundo ante el poco uso que se les da a las trans­misiones 4X4 y que todas las marcas, empezando por Toyota, han adoptado, pues logran un mejor precio sin afectar las expectativas de la clientela. Por el contrario, les abren un espacio más accesible.

Ahora la Nativa Sport mantiene su apariencia de­portiva, robusta y potente, pero la idea es entrar en la fuerte competencia de las SUV familiares. Y tiene ele­mentos con los cuales dar esa pelea: espacio, suavidad, confort y una serie de cambios interiores y exteriores que la hacen más atractiva.

En la parte frontal el cambio estético que más se des­taca es la parrilla, que deja atrás el tradicional 'panal de abeja' para dar paso a una de 'doble ala' con el logo de los tres diamantes en el centro, y que juega horizontal­mente con los faros delanteros.

Una línea en la parte media frontal es el límite. De ahí hacia abajo una amplia toma de aire y las explorado­ras le dan el toque deportivo. Todo esto va en juego con un diseño más atractivo del parachoques delantero.

El resto de la carrocería no tiene mayores cambios con respecto a la versión anterior, pero la Nativa Sport utiliza la construcción tipo 'body Rise' (Reinforced Impact Sa­fety Evolution) de Mitsubishi, un sistema con zonas de deformación programada adelante y atrás diseñadas para mantener la integridad de la parte central en caso de choque.

Adentro se destacan la tapicería en cuero de fábrica, aire acondicio­nado, espejos abatibles, vidrios eléc­tricos y bloqueo central; mandos en el volante y computador de a bordo. Afuera se aprecian los estribos late­rales y los rines de 17 pulgadas que hacen parte de la 'dotación' de la Nativa Sport.

Como en toda SUV familiar, el info-entretenimiento es clave. Para ello cuenta con el Link System de Mitsubishi, que incluye radio AM/ FM, conectividad Bluetooth para manos libres, mandos en la panta­lla táctil y comandos en el volan­te; Bluetooth Streaming compatible para Apple y reproductor CD-MP3. Además, tiene reproducción de vi­deo de la cámara de reversa en la pantalla táctil.

Al confort de su andar ayuda la eliminación del peso inherente al sistema 4X4, brindando comodidad en las siete plazas, incluso en las dos posteriores.

El motor es de 3,0 litros Mivec de 24 válvulas (SOHC), es decir con un solo eje de levas, que genera 217 caballos de potencia que se transfie­ren a través de una caja automática de cinco velocidades con sistema de cambios en el timón de tipo 'paddle shift' (paletas).

Así es la Nativa Sport, y con esto viene a meterse en la dura batalla que libran las marcas en el grupo de las SUV por su excelente comporta­miento en la ciudad y la carretera, pero además por el espacio y la se­guridad que brinda un vehículo de estas dimensiones.

Seguridad y confort

El sistema de carrocería Rise (Reinforced Impact Safety Evolution) de Mitsubishi es una forma de diseño y construcción de carrocerías con zonas de deformación programada adelante y atrás, que preservan integralmente la parte central del vehículo en caso de una colisión.

Presente en otros modelos como la Outlander, este sistema monocasco per­mite maximizar la capacidad de amortiguación de la suspensión y el agarre a la superficie. Al mismo tiempo minimiza el peso para una conducción más dinámi­ca y estable.

En caso de impacto, los pilares del techo y la parte interior de las puertas están cubiertos con materiales que absorben los golpes para aumentar la seguri­dad de los ocupantes.

El sistema agrega las cerraduras de apertura automática de las puertas para facilitar la salida del vehículo en caso de choque o para ayudar a rescatar a los ocupantes desde el exterior.

DATO
Al confort de su andar ayuda la eliminación del peso inherente al sistema 4x4, lo que brinda comodidad en las siete plazas, incluso en las dos posteriores, que por lo general son las más incómodas en los vehículos con esta configuración.

Al igual que otros modelos de Mitsubishi, la Nativa Sport cuenta con una carrocería que, gracias a su diseño y construcción, permite preservar la integridad física de sus ocupantes, mediante las zonas de deformación programada adelante y atrás, en caso de choque.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.