Nissan celebró sus 80 años en Estados Unidos poniendo la mira en el futuro

Aumentar su participación en ventas y la meta de llegar con un vehículo autónomo en 2020 son dos de los grandes anuncios que hizo la marca durante la tercera edición de Nissan 360.

Redacción Motor

11:34 a.m. 17 de septiembre del 2013

La historia de Nissan se remonta a la marca Datsun, cuyo origen fue en 1914. Ese año Masujiro Hashimoto, pionero de la industria automotriz en Japón, junto con Kenjiro Den, Rokuro Aoyama y Meitaro Takeuchi, crearon el primer modelo de la compañía del ‘sol naciente’. Posteriormente, en diciembre de 1933, se estableció Jidosha-Seizo Kabushiki-Kaisha (‘Fabricación del automóvil’, en castellano), que asumió la producción de los modelos Datsun, y el 1 de junio de 1934, Yoshisuke Aikawa fundó Nissan Motor Co. Ltd.

En 1959 la compañía inició su fabricación de autos en Taiwán y en 1961 en México. Posteriormente, gracias a su crecimiento en los mercados internacionales, estableció, en los años 80, dos bases estratégicas para la fabricación de sus modelos, una en Estados Unidos y otra en Reino Unido. A causa de las crisis asiáticas y la caída de la bolsa de Tokio, que deterioró sus finanzas, en 1999, Renault firmó una alianza con Nissan y adquirió el 44,4 por ciento de sus acciones –con derecho a voto– y a su vez Nissan recibió un 15 por ciento de las acciones de Renault –sin derecho a voto–.

Esto significó la llegada de su primer presidente no japonés, Carlos Ghosn, dando así origen a la alianza Renault-Nissan. La compañía, en la actualidad, está ranqueada entre las 50 empresas más importantes del mundo y está presente en 160 países. Según datos suministrados por Roel de-Vries, vicepresidente global de mercadeo de la compañía, Nissan colocó en 2012, 4,9 millones de unidades en el mundo y se prepara para dos grandes retos que, de paso, son los pilares para esta nueva era de la marca.

El primero de ellos es incrementar su producción y ventas mundiales mediante el plan de negocios a mediano plazo ‘Nissan Power 88’ –anunciado en junio de 2011–, que tiene como meta el incremento de un 8 por ciento de participación en el mercado global y 8 por ciento en la utilidad operativa, al cierre de 2016.

El segundo objetivo corre por cuenta de la investigación de nuevas tecnologías que contribuyan al continuo desarrollo de vehículos amigos del medio ambiente, así como la evolución de sus programas de seguridad. Andy Palmer, vicepresidente ejecutivo global de Nissan, afirma que “así como la marca se comprometió en 2010 con que el Leaf se convertiría en el vehículo eléctrico de mayor venta en los siguientes años (en la actualidad ha comercializado 75.000 unidades), ahora Nissan se embarca en presentar un vehículo completamente autónomo y ecológico en 2020”.

El sistema de conducción autónoma de Nissan, que se encuentra en pleno desarrollo, “está encaminado a ser implementado en todo el portafolio de la marca”, dijo Mitsuhiko Yamashita, vicepresidente global de investigación y desarrollo de Nissan. Este desarrollo le ha tomado varios años de investigación a Nissan, con el apoyo de los departamentos tecnológicos de las universidades de MIT, Harvard, Oxford y Tokio.

El proceso ha comprendido desde la implementación de las plataformas electrónicas, la creación de sensores y radares, hasta la integración de los sistemas de seguridad actuales en un solo software principal. Por supuesto el vehículo base elegido por Nissan para implementar esta tecnología es el eléctrico Leaf, al cual le han incorporado dos nuevos  sistemas.

El primero de ellos es un escáner láser, capaz de controlar el entorno del vehículo en una circunferencia completa de 360 grados, cuya misión es la búsqueda continua de obstáculos, otros vehículos, personas y riesgos potenciales, así  como la observación de las señales de tráfico y marcas viales.

El segundo sistema, directamente relacionado con el primero, tiene que ver con la ‘inteligencia del vehículo’ en la toma de decisiones como si fuera el cerebro humano, pero mucho más veloz gracias a los datos recogidos por el escáner. La integración de estos dos sistemas conlleva a que el software del vehículo pueda por si solo manejar situaciones de tráfico real, como lo es controlar la distancia lateral ideal para carreteras y calles angostas, entrada, detención y giro en una intersección con tráfico a su alrededor, y adelantamiento de un vehículo con tránsito de vehículos en sentido contrario.

Para Yamashita, el objetivo de Nissan es tener, a largo plazo, una gama de autos “a salvo de accidentes”, algo que la marca denomina ‘Escudo de Protección Inteligente’ (Safety Shield), basados en la idea de que los autos deben proteger las personas mediante los avances tecnológicos. De esta manera Nissan pretende que el vehículo no solo sea capaz de ‘observar’ lo que sucede a su alrededor, sino que a su vez tome las medidas necesarias para evitar posibles accidentes.

Compañero de viaje
Muchos de los sistemas de seguridad que actualmente están vigentes (parqueo automático, sensores de parqueo, sensores de aproximación y frenado automático, entre otros) son la base de la conducción autónoma. Ahora se busca que todos estos sistemas se integren en uno solo y trabajen en equipo en beneficio de la seguridad y el confort de los pasajeros. La meta es que el carro se convierta en un compañero de viaje.

Una compañía global
La alianza Renault-Nissan ha dado muchos frutos en cuanto a diseño, tecnología, seguridad y vehículos cero emisiones. La influencia occidental, de la mano de su CEO y presidente de Nissan, Carlos Ghosn, ha sido más que evidente, y el pensamiento de la compañía, sin dejar la tradicional filosofía japonesa, ha llevado a que Nissan esté en capacidad de producir vehículos globales, gracias a sus cuatro centros de diseño ubicados en Londres, Japón, China y Estados Unidos, lo cual le genera una alta competitividad frente a sus rivales.

Nissan en la región
Para principios de 2014, la producción de Nissan alcanzará dos millones de unidades en la región Américas. Esto será posible gracias a la reciente capacidad añadida de las plantas de los Estados Unidos, así como a las nuevas fábricas de manufactura instaladas en Brasil y México.

*Asistimos al evento de Nissan 360, en California, Estados Unidos, gracias a la invitación de Nissan Colombia.

FRASES:
El encuentro Nissan 360 se desarrolló en ‘El Toro’, antigua base aérea al sur de California, e involucró a más de 100 autos de las marcas Nissan, Infiniti y Datsun.

El Nissan 360 es un evento mundial en el que la marca muestra sus nuevas tecnologías, los más recientes modelos y las proyecciones hacia el futuro.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.