El nuevo Beetle de Volkswagen rodará a partir de este mes en las variantes Design y Sport

Con su llegada, los representantes de la marca terminan de ajustar el portafolio de autos compactos de marras al lado del Gol, el Polo, el Golf y el Golf GTi. Precios entre 58 y 69 millones de pesos.

Redacción Motor

10:35 p.m. 20 de abril del 2015

El 'escarabajo', vivo y coleando

No es un vehículo cualquiera. Es el homenaje de Volkswagen al mítico ‘Käfer’, el mismo que inauguró la saga de éxitos que hoy tiene a la compañía cerca del podio de las ventas mundiales. Y como todo homenaje, implica un diseño que se desmarca de lo convencional para convertir lo viejo en algo nuevo y, sobre todo, perdurable en el tiempo.

Enorme reto, más cuando su antecesor, que nació masivamente en 1945 y dejó de fabricarse en México el 30 de julio del 2003, sufrió insignificantes ajustes en el diseño durante sus más de seis décadas de existencia para satisfacer a los consumidores que veían en él un auto lleno de historia pero, sobre todo, ‘distinto’.

Es la filosofía que acompaña este nuevo intento por emular al imbatible cucarrón, a nuestro juicio mucho más aterrizado que el anterior, conocido como New Beetle, el cual retomó las redondeces del homenajeado pero no se detuvo en los detalles que lo acompañaron durante años.

Aquí vuelven el capó alargado y un tanto más trapezoidal. En la versión más equipada, los boceles laterales, el tablero central y los marcos de las puertas fueron moldeados en ‘lata’ y pintados del mismo color de la carrocería, así como la pequeña guantera ubicada frente al asiento del copiloto, todo esto sin contar con los rines que imitan a los de los escarabajos de los años 60 y 70, que se pueden tener con dinero extra.

Porsche Holding, representante de Volkswagen en el país, anunció dos versiones, llamadas Design y Sport, con igual número de equipamientos y un solo motor: el mismo 2,5 litros de cinco cilindros y 170 caballos de potencia que le permitía rodar a la vertiente Sport del New Beetle anterior y que equipa desde hace un buen tiempo al sedán Jetta.

Las diferencias reposan en los accesorios con los que fueron armados. Además de los elementos ‘retro’ descritos arriba, el Beetle Sport luce rines de 17 pulgadas (de 16 el modelo Design) y solo se comercializa con la caja Tiptronic de seis velocidades que ha acompañado desde siempre a este motor, a diferencia del modelo de entrada, que puede solicitarse también con transmisión manual de cinco marchas.

Desde el punto de vista puramente estético, ostenta las manijas de las puertas y las carcasas de los espejos exteriores del mismo color de la carrocería, al igual que las molduras laterales y las del umbral de las puertas (con boceles cromados), mientras que el modelo Design luce todos estos accesorios pintados en color negro.

En cuanto a los elementos de confort, los asientos delanteros con apoyo lumbar marcan la diferencia por el estilo deportivo de los del modelo más equipado, al igual que el techo de cristal elevadizo, el tapizado en cuero sintético, las levas de la caja de cambios en el timón, la cámara de reversa y los detalles cromados en el tablero, todos estos ausentes en la versión Design.

La seguridad sí es calcada en ambos modelos: además de los airbags delanteros, laterales y de cabeza, incluyen sistema de bloqueo de frenado ABS con distribución EBD, controles electrónicos de estabilidad, de arranque en pendientes y de tracción ASR, aire acondicionado automático, radio con pantalla táctil de 6,5 pulgadas y ocho altavoces y sistema manos libres Bluetooth.

Los representantes de Volkswagen en Colombia saben que se trata de un vehículo de nicho, por lo tanto, difícil de comparar con modelos de precios similares. Sin embargo, aspiran a convertirlo en un auto de aspiraciones para consumidores jóvenes que buscan marcar diferencia, como lo hicieron en los años 60, cuando convirtieron el pequeño Escarabajo en un verdadero ícono ‘Woodstock’.


Medidas desbordadas

El nuevo Beetle luce más deportivo y robusto que su antecesor, el New Beetle, y es considerablemente más grande que el Escarabajo tradicional. Mide 4.278 milímetros de largo, 1.808 de ancho y 1.486 milímetros de alto, con una distancia entre ejes de 2.537 milímetros, medidas que le permiten una cabina amplia y cómoda para cinco pasajeros y un baúl de 310 litros que suben a 905 litros con las sillas traseras abatidas.


DATOS
Los faros delanteros son halógenos de doble óptica en el modelo Design, y bixenón con bombillos ledes para luz diurna en la vertiente Sport. Los espejos del modelo más equipado incluyen luces de cruce.

En la década de los años 50, el escarabajo costaba 3.790 marcos, un precio alcanzable para un país que se estaba reinventando después de la segunda guerra mundial. Hoy, el ‘Käfer’ es reconocido como pieza clave del ‘milagro económico’ alemán.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.