Nuevo Volkswagen Jetta, más de lo que aparenta

Tiene un carácter elegante, señorial y discreto gracias al sobrio diseño de su carrocería y generosas medidas, más competitivas con autos de gama superior. Con motor de 2.5, desde 56 millones de pesos

Redacción Motor

04:37 p.m. 09 de marzo del 2011

Usa motor 5 cilindros en línea, 2.5 litros de 170 caballos. Se ofrece entre 56 y 66 millones de pesos

Casi en simultánea con su estreno mundial, VW va a vender el nuevo Jetta en Colombia. Es un carro que cierra el ciclo confuso matrimonio de Jetta-Bora que se había dado por la diversidad de modelos que hubo en Argentina, México y Alemania pues ahora toda la producción mundial se centra en este vehículo que nos llega procedente de México, país que ahora juega como la quinta fábrica colombiana por el trato de cero arancel que ampara sus productos.

El nuevo carro lo es así, de punta a punta. Plataforma, carrocería, motor, dimensiones y hasta el mismo precio se conjugan en una nueva berlina de carácter fundamentalmente familiar, cuyas dimensiones y aspecto clasifican por encima del promedio de la gama en la cual compite, tasada entre los 56 y 66 millones de pesos, dependiendo del equipo.

Es tan largo como que mide 4.6 metros pero todo el empaque de la carrocería está muy bien conseguido pues la proporción de las líneas, la seriedad y la discreción -tal vez excesivas- le dan imponencia y elegancia y definitivamente un "look" puramente europeo. Esa es la filosofía de este auto que recurre a un desarrollo muy neutro, que puede pasar sin problemas ante cualquier gusto y mercado en el mundo.

Encontramos un vehículo sumamente amplio, funcionalmente pensado, de vocación claramente familiar, bien equipado, hecho con materiales correctos sin eximirse de un buen uso de los plásticos en el interior y con un baúl enorme. Eso es lo que necesita el cliente que busca más automóvil que juguete de aceleración.

El motor es un 2.5 litros de 170 caballos, con la curiosidad de que se trata de un cinco cilindros en línea, máquina conocida en el grupo VW. Obviamente esto da un número de válvulas poco común, pues son 20, para alimentar y dejar respirar a la máquina que gira a modestas 6.000 revoluciones en su tope autorizado. El torque es bueno, 24.5 kg/m pero aparece un poco arriba en el tacómetro, según la ficha a 4.250 vueltas. Para 1.464 kilos que tiene el vehículo en la báscula, da una relación de 8.6 kilos por caballo, lo cual está en el lado de lo positivo. En cambio el consumo es bastante alto, pues lo medimos en 22.5

kilómetros con uso de ciudad y carretera, con la versión de la caja de seis adelante automática. De todas maneras hay que tener en cuenta que es un motor grande por su cilindrada.

El mapa de la máquina va de acuerdo con el propósito del carro pues la entrega de potencia es muy lineal, sin bocanadas de caballaje súbitas y eso se traduce en un andar elegante, bien gestionado por la caja de seis cambios "Tiptrónica" y automática que tuvimos para la prueba y que se puede alternar, según pedido del cliente, con una manual de cinco relaciones adelante en el modelo básico llamado Trendline.

También en esa misma línea de marcha muy señorial están las suspensiones, suaves, silenciosas, de amplio recorrido que pasan por encima del mal terreno sin quejas. Lo pusieron al piso sobre  llantas 205/55 y ruedas de 16 pulgadas pero en el Confortline, hay más caucho, 225/45 en aros de 17 pulgadas. La sensación de manejo es de una dirección muy rápida, que genera respuesta ágil de la nariz a los comandos del timón y por el perfil de potencia, peso y caballaje, el carro no tiene problemas de apoyo. Aunque para eventualidades de patinadas está el control de tracción, de norma en todos los modelos, al igual que el ABS y el repartidor electrónico de la presión de frenado. Otra diferencia entre las dos gamas es que el básico viene con frenos de disco y campana y el lujoso Confortline para con discos en las cuatro esquinas.

La diferencia de accesorios entre las dos gamas no es de grandes elementos porque de serie vienen el techo de abrir eléctricamente, las exploradoras, dos airbags, el bluetooth con todas las funciones para usar el teléfono como manos libres a través del equipo de sonido del carro y con comandos automáticos de voz para marcar, ambos asientos delanteros ajustables en altura y el radio con una buena y bonita pantalla táctil multifuncional y con conectividad para fuentes externas como USB, iPod y MP3.

Si se decide por la gama alta, le van a entregar adicionalmente dos airbags laterales en las sillas delanteras, el control de crucero y computador de viaje, una tapicería imitación cuero en lugar de la tela, comandos del radio y el teléfono en el timón, un apoyabrazos central en la silla trasera y los rines 17, dentro de lo más notable.

Con la posibilidad de subir en la gama desde el modelo de confección previa que sigue en venta, este Jetta pone a VW en todo el sector del carro emergente y de gama media, con la diferencia de que por las dimensiones, cilindrada y su aspecto, es perfectamente válido tenerlo como opción frente a autos como un Ford Fusion, Mazda 6 y afines.

Sigue el actual
La familia de los Jetta se seguirá vendiendo paralelamente con el nuevo modelo y conforma una escalera muy completa de opciones, pues arrancan en los 39.5 hasta los 54.9 millones de pesos para el 1.8 turbocargado con todos los juguetes, que es el punto en el cual arranca el carro que están lanzando. Pero la diferencia entre las dos generaciones de vehículos es muy notoria por lo cual lo único válido para acercarlos es el nombre. De ahí para adelante, en nada se parecen.

Pantalla táctil
El radio y los comandos de la multimedia van en el centro de la consola y se caracterizan por una bonita y funcional pantalla táctil desde la cual se programa todo el sistema y despliega el menú de las emisoras con identidad y frecuencia. El aire acondicionado se calibra a la temperatura de cabina predeterminada pero no se separan las zonas. El timón en cuero ofrece buen grip y la docilidad del carro se aprecia en el poco giro del volante para las
maniobras.

Vuelve el Cross Fox
Después de estar ausente durante bastante rato de las vitrinas, VW vuelve a traer el Cross Fox, un vehículo deportivo que fue el creador de esa categoría de máquinas en Brasil y que luego emularon sus competidores. El Cross Fox tiene algunos cambios exteriores con respecto al modelo que se había vendido previamente y usa el motor 1.6 litros. Lo ofrecerán a 46 millones de pesos en toda la red de VW en el país.

FRASES

La línea del nuevo Jetta está pensada para que funcione en todos los mercados por lo cual es muy seria y sencilla. tan solo las partes aerodinámicas del bómper delantero lo sacan del contexto de un sedán muy funcional y altamente confortable, con generosos espacios interiores.

Todos los pernos de las ruedas traen unas tuercas especiales de seguridad que evitan el robo.

Si la cabina es grande y confortable, el baúl es aún más generoso en volumen y facilidad de acceso. Es una verdadera bodega proporcional a los ocupantes que se pueden llevar.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.