El nuevo Volvo S60, el auto fantástico

La marca sueca escogió a Colombia como el primer país de Suramérica para presentar la segunda generación de este sedán, cuya plataforma es un legado de Ford, a la cual se le puso la máxima tecnología.

Redacción Motor

04:06 p.m. 15 de julio del 2011

Además, luce un nuevo estilo más deportivo y se ofrecerá con tres motores de gasolina de 1.6 2.0 y 3.0 litros.

Sólo le falta hablar, pues puede acelerar y frenar de forma automática. A la segunda generación de este modelo, que ya completa 9 años de vida, eso es lo único que le falta ante el enorme cúmulo de dispositivos tecnológicos de manejo, seguridad y comodidad con los que cuenta y que consolidan ese pasado glorioso de la marca sueca como emblema y líder de los avances y aplicaciones automotrices para conservar la vida, adentro y afuera del habitáculo, mientras se conduce.

Para empezar a examinar este nuevo carro hay que arrancar desde la médula. Este auto estaba listo para producción a comienzos de este año antes de que la marca fuera vendida por Ford a la china Geely. Por esa razón, su 'esqueleto' es el mismo del Ford Mondeo y sus medidas son idénticas con 4.62 metros de largo, 1.86 de ancho y 1.48 de alto.

Sin embargo, la 'mano' sueca introdujo cambios con respecto al modelo anterior pues su estructura se reforzó en un 47 por ciento adicional. Esta intervención se llevó a cabo en la parte frontal y en los parales, delantero y central, que ahora cuentan con un sistema de protección contra impactos laterales para evitar la intrusión de objetos en el habitáculo al incorporar aceros 'elásticos' como refuerzos y barras dobles colapsibles en el interior de las puertas.
Estas aplicaciones ayudan a disipar en un alto porcentaje la energía generada por un choque y este conjunto se coordina con el desplazamiento del motor y la alta absorción de los materiales en caso de colisión.

A este conjunto se le dispuso una suspensión que podría ser común si no contara con la larga lista de asistencias electrónicas que interactúan entre sí para dar gran estabilidad de marcha y un apoyo seguro sobre el asfalto que, además, permite configurar tres modos de conducción, Sport, Confort y Advanced, que se traduce en ajustar la rigidez de la suspensión y la precisión del volante, además de la respuesta del motor para manejar de la forma más deportiva o más cómoda posible, dependiendo la ruta. Por ejemplo, en 'Confort' la absorción de baches del suelo es alta y hay una sensación de ligereza en el volante y de flexibilidad en la carrocería, mientras que en la Advanced se endurece el conjunto para un comportamiento más preciso, al punto de que incluso el control de estabilidad, de serie, deja de intervenir en un alto porcentaje, para poner a prueba las habilidades del piloto a altas velocidades.

Como si fuera poco, cuenta con una tracción permanente en las cuatro ruedas que además de proporcionar un 'agarre' sobresaliente, tiene la capacidad de entregar mayor torque a las llantas externas cuando el vehículo entra en una curva, con lo cual conserva siempre la trayectoria y evita el sobre y el subviraje que se dan por errores de conducción.

Y si de evitar yerros se trata, el S60 es a prueba de todo. Cuenta con dos sistemas, el de información de puntos ciegos y la alerta de abandono de carril constituidos por cámaras en los espejos retrovisores laterales y otros sensores que registran el tráfico precedente y las líneas de la carretera de manera que cuando se va a hacer un cambio de carril alerte al conductor si se acerca algún auto a gran velocidad por cualquier costado. Incluso, en caso de cansancio, tiene una alerta acústica que se activa si detecta comportamientos distraídos o erráticos frente al volante y le avisa, en el panel de instrumentos, que es necesario hacer una pausa antes de continuar.

Pero no son las únicas cámaras que vigilan. Adelante viene con una que le da mayor visibilidad y le ofrece un campo de visión de 180 grados, cuya imagen se proyecta en una pantalla de 7 pulgadas instalada sobre la consola central. Sirve también durante las maniobras de parqueo y se complementa con la cámara delantera que mide las distancias y que le dan la mejor trayectoria para estacionar el vehículo, sin importar los obstáculos, aunque hay que acostumbrarse a mirar la pantalla central pues allí está toda la información que se requiere.

Obviamente, en ambos lados tiene sensores de proximidad y como punto curioso y muy útil, cuando se pone la reversa, los espejos externos se inclinan hacia abajo para una mejor visibilidad de los andenes.

En cuanto a la motorización este modelo tiene tres propulsores de gasolina Uno de 1.6 litros y el más grande de 3.0 litros ambos con turbocargador, pero el primero de 4 y el segundo de 6 cilindros en línea y disposición transversal. Sus prestaciones se han optimizado para conseguir el máximo rendimiento con el mínimo consumo y entregan 180 y 304 caballos de potencia. llegará una tercera motorización intermedia de 2.0 litros e inyección directa que da 205 caballos.

Para lograr un mejor ahorro de combustible, todos los motores incluyen regeneración de la energía cinética durante la detención. Cuando se frena o se suelta el acelerador con el embrague presionado, el alternador aprovecha esta energía y la almacena en la batería lo cual reduce en un 3 por ciento el consumo de combustible. Al acelerar, el alternador se desacopla para permitir el máximo rendimiento del motor.

Los accesorios de confort van al mismo ritmo tecnológico pero con un toque de elegancia adicional. El tablero de instrumentos es novedoso pues solo incluye dos relojes análogos, el odómetro y el tacómetro, y la información vital del vehículo se presenta en dos pantallas digitales instaladas en el centro de estos elementos. La consola central tiene una estructura de aluminio en donde están los mandos, al igual que en el volante, del radio y el teléfono, aunque también se encuentran los botones del climatizador y una perilla de giro con la cual se activa el sistema My Car que permite elegir el modo de conducción, la rigidez del volante, la activación o no de varios sistemas de seguridad, incluido el control de estabilidad, el bloqueo central, las alertas, los radares, entre muchas otras funciones, que se seleccionan en la pantalla lcd de la consola central.

Un fuerte en el S60 es la forma de la carrocería. Las líneas del auto son fluidas y pertenecen a la tendencia actual de enmarcar las ventanas laterales en cromo y darle una caída pronunciada al techo en la parte posterior para que parezca un cupé. Las luces le ganan terreno al metal adelante y atrás, y los ángulos en el capó, los hombros del carro y los pasos de las ruedas le dan una presencia hormonada y sobria al mismo tiempo.

En resumen, todo un auto fantástico que se ofrecerá desde 87 hasta 127 millones de pesos.

VISIBILIDAD 360º
Una de las premisas del S60 es ofrecer la mayor visibilidad tanto al conductor como al tráfico a su alrededor. Por esta razón cuenta con cámaras en la parte frontal, trasera y en los espejos retrovisores. Además, tiene luces bixenón cuyo haz de luz se adapta en función de la vía y el rumbo del carro ya que pueden rotar 15 grados en cualquier dirección y proyectarse hasta 45 metros más hacia el frente. Este carro ya incorpora las luces de marcha diurna separadas del conjunto principal, que serán norma en Europa en 2012.

AL PASO DEL TRANCÓN
Entre los sistemas más descrestantes que tiene el S60 están los que le permiten al auto acelerar o detenerse de forma automática. Por ejemplo, cuenta con una cámara bajo el retrovisor central que detecta peatones frente al carro y combina esta información con la lectura del radar frontal y si el conductor no pisa el pedal, el computador activa el 100 por ciento de los frenos. Este sistema actúa entre los 0 y los 200 km/h y evita atropellamientos cuando se rueda a menos de 35 km/h. También tiene el City Safety que permite evitar accidentes menores en medio del tráfico. Con el mismo radar, ubicado en la zona derecha de la persiana, detecta los vehículos que se encuentran en la trayectoria, analiza la distancia y cuando hay probabilidad de un choque el carro frena y se desconecta el acelerador. Pero si el conductor para, gira el volante o acelera el sistema no interfiere. Este último se complementa con un control de velocidad constante adaptativo, con el que el auto mantiene una distancia con el vehículo de adelante a cualquier velocidad mediante alertas sonoras, pero incluso, si aquel frena o acelera, el S60 puede responder de la misma manera. De esta forma, anda solo en el trancón.

Presentación de PRIMERA
El espacio interior es bastante amplio y las comodidades sobran. Las sillas son tipo semicubo, abatibles, hasta la del pasajero, pero están revestidas de cuero en una estupenda amalgama de deportividad, estilo y tienen ajuste eléctrico, memoria para tres posiciones y adelante hay un descansabrazos central. Suman también las aplicaciones en madera, el techo eléctrico, los airbags, el sonido profesional, los rines de lujo, en fin...

FRASES
EL TURBOCARGADOR QUE MONTA ES DE DOBLE ENTRADA POR LO QUE ACTÚA DESDE BAJAS REVOLUCIONES Y HACE QUE SE PUEDA DISPONER, EN EL CASO DEL MODELO T6, DE 440 NM DE TORQUE DESDE LAS 2.100 VUELTAS.

Cuatro cámaras, dos radares y una multitud de sensores son los nuevos elementos que integran los novedosos sistemas de seguridad.

El S60 puede pedirse con caja mecánica o automática de 6 velocidades y con tres motores diferentes, desde 180 hasta 304 caballos de potencia.

Para optimizar aún más el consumo, cuenta con el sistema Start&Stop que apaga el motor en detenciones parciales del vehículo.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.