¡Los pequeños pasan al paredón!: Cesvi

Cinco de los carros más populares del mercado pasaron a las rampas de Cesvi para verificar los costos de reparación en caso de un choque simple. El más barato, BYD FZero y el más costoso, Hyundai i10.

Redacción Motor

06:40 p.m. 24 de mayo del 2011

  Les llegó la hora de pasar al paredón de Cesvi al BYD FZero, al Chery QQ 308, al Chevrolet Spark LS y a dos modelos de Hyundai, el Santro y el i10, que son carros de la gama baja y la puerta de entrada de miles de colombianos para estrenar pues sus precios oscilan entre los 18 y los 25 millones de pesos.

El estudio arrojó que el BYD FZero fue el menos costoso de reparar pues hay que pagar un 35 por ciento menos que el valor promedio de la muestra de la reparación total de este grupo de automóviles. En total, tuvo 15 repuestos, de los 22 necesarios para la reparación, como los más baratos y, entre ellos, la persiana fue la pieza de menor valor del estudio con 38 mil pesos. Solo el marco frontal de este carro resultó ser el más caro de todos y al carecer de puerta trasera, pues esta es tipo ventana, no se tuvo en cuenta dentro de la evaluación.

El segundo lugar lo ocupó otro carro chino, el Chery QQ pues seis de sus piezas fueron las de menor valor mientras que sólo dos fueron las más costosas, la puerta trasera izquierda y el panel trasero. También, este vehículo es el cual por cuyos repuestos hay menos en la reparación frontal, mientras que en la sección central, trasera y partes mecánicas le ganó el BYD.

El siguiente carro fue el Chevrolet Spark LS que tuvo el marco frontal como el más económico mientras que tres de sus piezas fueron las más costosas, entre ellas, el costado izquierdo que se
constituyó en el repuesto más caro de este estudio con un poco más de 1 millón de pesos.

En el cuarto puesto se ubicó el Hyundai Santro pues 8 de sus elementos fueron los más costosos del estudio, entre ellos cabe destacar el elevado precio del panorámico, los vidrios de las puertas y la persiana. Curiosamente, resultó ser el de mayor valor de reparación en la parte posterior y en la mecánica del vehículo,
pues en esta última afectó su promedio el condensador del aire acondicionado.

El último lugar lo ocupó el i10, también de Hyundai, pues nueve de sus repuestos fueron los de mayor valor, entre ellos la farola, el espejo retrovisor, el paragolpes trasero y el stop, junto con el panorámico trasero y el radiador. De esta forma, fue el auto con las secciones delantera y central más caras de reparar. También, hay que resaltar que obtuvo el costado izquierdo más barato de esta revisión.

Anatomía del golpe
La medición, como siempre, registró los costos de reparación que surgen luego de reproducir dos tipos de choques simples, tanto frontal como posterior, y analizar las piezas que se dañan, su arreglo o su cambio, según sea el caso. En este reciente estudio, vale la pena aclarar que tanto para el Spark, como para el BYD, no se metió en las cuentas el valor de uno de los repuestos sin que esto afectara el consolidado total. También, hay que reseñar que el BYD fue el único automóvil que no se hizo pasar por las rampas  sino que se tomaron los resultados de los impactos en los demás autos para reproducirlos en este modelo chino.

Frase

El valor promedio de la reparación total de estos vehículos luego de los choques fue de 7.291.112 pesos.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.