Fue presentado el nuevo León Cupra, un gallo bien tapado

Los alrededores de Martorell, Barcelona, muy cerca de la fábrica de la marca española, fueron el escenario para la presentación oficial a los medios del nuevo Seat León Cupra 2014.

Redacción Motor

04:52 p.m. 21 de febrero del 2014

Más imágenes del Seat León Cupra

Seat presentó en Barcelona algo nunca antes visto en la marca española. En la tercera generación del León Cupra montó el motor más potente de un auto de calle de su nombre, con 280 caballos en su versión más exprimida y, además, ahora existe también un modelo con carrocería de dos puertas.

En principio su apariencia es muy normal, como la de un auto sin mayores pretensiones. Pero el asunto está en los detalles. Hay que fijarse muy bien. Los primeros indicios de que algo esconde son sus enormes rines de 19 pulgadas y pinzas de freno de color rojo, sumados a sus dos salidas de escape y un sutil alerón trasero. Pero lo que esconde es algo realmente sorprendente: un potente motor de 2.0 litros disponible con 265 y 280 caballos de potencia.

El carro tiene dos tipos de carrocería, de tres y cinco puertas que, a decir verdad, lucen unas líneas muy sobrias que poca diferencia hacen en medio del tráfico con el lápiz de otras marcas. Sí llaman la atención los dos faros delanteros integrales de led en forma de triángulo que ayudan a darle forma al capó y a enmarcar la parrilla con la tradicional S de la casa española.

Una línea separa la parrilla en la parte inferior para formar una enorme toma de aire, que es tal vez el único elemento que le da un toque de 'agresividad' a esta 'fiera de ciudad'.

¿Qué tiene el motor más potente de Seat? Es un 2.0 TSI (el mismo que usan los últimos VW Golf R y Audi S3) de doble inyección directa y sistema de distribución variable. En la versión de 280 caballos y transmisión automática DSG, el Cupra va de 0 a 100 km/h en tan solo 5,7 segundos, y tarda solo una décima más con la caja manual. La velocidad está autolimitada a 250 km/h.

El par máximo de 350 Nm se mantiene constante entre 1.750 y 5.600 rpm, lo que le da una respuesta más que interesante, impactante para un sedán de familia, y un gran rendimiento en todo el espectro del acelerador.

Para mantener toda esa potencia en el piso, es decir que no haya pérdida de tracción durante lasaceleraciones, el Cupra tiene un diferencial autoblocante activo. Es un embrague multidisco en las transmisiones que actúa para evitar la pérdida de adherencia de alguna rueda, como se usa en los autos de competencia, y en casos extremos puede concentrar hasta el 100 por ciento del torque en una sola llanta para mejorar la estabilidad al controlar el eventual patinado de los otros cauchos.

Hay muchos elementos novedosos que Seat puso en este motor de cuatro cilindros. Pistones de aluminio modificados y bielas más rígidas con cojinetes rediseñados que trasladan las fuerzas al cigüeñal de manera más precisa y confiable. El bloque del motor es de fundición gris, se reforzaron las bancadas y la culata está hecha de una aleación de aluminio y silicio que se caracteriza por su dureza y resistencia al calor.

Otro desarrollo está en el turbocompresor, de grandes dimensiones para soportar temperaturas hasta de 1.000 grados centígrados. Conuna presión de carga máxima de 1,1 bares puede comprimir 900 kilogramos, lo que significa 765.000 litros de aire por hora.

Y un elemento que llama la atención es la inyección adicional. Se trata de un inyector que sirve de complemento en condiciones de carga parcial. La inyección se activa con el encendido del motor y su presión de trabajo es de 200 bares (casi 30.000 libras) y se dispara la gasolina a través de los seis orificios del inyector auxiliar. Es una máquina seria y profesional, muy bien mimetizada en un carro que externamente pasa por inocente berlina de familia.

El interior del Cupra es sobrio como el exterior. La versión automática tiene un volante más grueso y monta las paletas (levas) para el manejo manual de la caja DSG de seis velocidades de serie. Para llevarlo también se apoya en el control de chasis adaptativo DCC (suspensión regulable de serie), que se controla a través del Cupra Drive Profile, el cual incluye varios modos de conducción (Confort, Sport y Cupra) que afectan la respuesta del motor y la caja de velocidades según el gusto.

Todos estos elementos, junto a sus modos de conducción y controles de tracción, de estabilidad y todos esos 'extras' que no pueden faltar en un automóvil de esta categoría, convierten al León Cupra en un auto rápido, muy rápido, muy por encima de su estética 'conservadora'.

La carrocería es rígida y ligera y el peso del León Cupra no supera los 1.400 kilos, lo cual lo hace uno de los deportivos compactos más livianos, a pesar de que no se usaron materiales caros como magnesio, aluminio o fibra de carbono, pues se trata de un carro de producción masiva que seguramente en esta nueva versión tendrá aún más clientes que sabrán lo que hay debajo del acelerador.

Dos opciones

El Seat León Cupra viene con dos tipos de carrocería, de 3 y 5 puertas, con diferentes configuraciones de motor, caja y acabados interiores. El motor de 2.0 litros estará disponible con 265 y 280 caballos de potencia con transmisión manual y automática (DSG), ambas de seis velocidades.

Este nuevo Cupra será presentado en Bogotá durante el Salón del Automóvil y estará en vitrinas en el 2015. No hay todavía una configuración definida para el modelo que llegará al país, y se estima que su precio estará entre los 95 y los 115 millones de pesos.

Equilibrio

El León es un auto que, en sus variables de tres y cinco puertas, tiene proporciones equilibradas. Visto de costado esto se aprecia al comparar los componentes de metal y vidrio. También se aprecian la nitidez de las líneas y la tensión de las superficies. La idea mantiene el espíritu de Seat en este modelo, una combinación de potencia y elegancia. Este efecto también se logra en el diseño de la parte frontal y trasera.

Muy rápido

En el argot automovilístico, Cupra es sinónimo de potencia y rendimiento. En la versión de 280 HP y transmisión automática DSG, el auto se toma tan solo 5,7 para llegar de 0 a 100 km/h. La velocidad está autolimitada a 250 km/h. El par máximo de 360 Nm se mantiene constante entre las 1.750 y 5.600 rpm.

DATOS
Esta es la tercera generación del León Cupra, un capítulo más de esta historia que empezó en 1996 con el Ibiza. Desde entonces, los modelos Cupra han evolucionado y son verdaderos íconos deportivos de la marca Seat.

La parte frontal tiene tomas de aire de grandes dimensiones con forma de nido de abeja de diseño, que aumentan el caudal de aire para refrigerar el motor y el sistema de frenos.

Las llantas de aleación tienen un diseño exclusivo, mientras que las pinzas de color rojo con la denominación Cupra enfatizan su aire de auto rápido y deportivo. En la versión de 280 caballos de potencia, el León Cupra monta rines de 19 pulgadas.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.