Renault revitalizó al Megane en todas sus versiones

Estos cambios representan mejoras estéticas para todas las carrocerías de este modelo y un mayor equipamiento, pero lo más importante es el nuevo grupo de motores. Se empezarán a ver primero en Europa

Redacción Motor

05:24 a.m. 21 de marzo del 2012

En Ginebra se anticipó la actualización de la tercera generación del Renault Megane que está vigente desde 2009 y cuyos principales cambios se darían tanto en la estética exterior y en nuevas motorizaciones.

En primer lugar este carro, que en Europa se vende en tres carrocerías diferentes, estrenará un propulsor a gasolina de 1.2 litros y 116 caballos con turbo compresor y distribución variable de los tiempos de las válvulas, denominado Energy TCe 115, cuyo principal argumento es el bajísimo consumo de combustible.

También habrá un segundo motor que funciona con ACPM. Se trata del Energy dCi 110. Este tiene 1.5 litros de cilindrada y 110 caballos de potencia. Más económico en consumo que el anterior, pues según la marca consume apenas un galón por cada 100 kilómetros de recorrido, además cuenta con una mejor respuesta a las aceleraciones.

Otro motor que se estrena en la familia es el Energy dCi 130que también funciona con ACPM y es de 1,6 litros y la versión más radical tendrá un motor de 265 caballos de potencia, 15 más que el predecesor.

También se estrena en esta gama de motores el sistema de arranque y parada automáticas, Start&Stop, con el cual se ahorra combustible durante las detenciones.

Los cambios estéticos apenas son un ligero retoque. Por ejemplo, estrena bómper delantero y las luces 'día' que son líneas tipo Led. En el interior hay nuevas tapicerías y materiales para consola central y apoyabrazos.

En el equipo se estrena una cámara trasera como asistente de parqueo, frenado automático de arranque en pendiente, sistema  de cambio automático de luces bajas a altas y advertencia sonora de cambio involuntario de carril.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.