Renault Sofasa reveló el Sandero R.S.

Por primera vez el departamento de Renault Sport trabaja sobre un producto de un origen diferente al francés al modificar el Sandero.

Revista Motor

05:47 p.m. 23 de agosto del 2016
Renault Sandero RS para Colombia

Nuevo Sandero R.S. en Colombia

El resultado es un auto de superiores prestaciones con un motor 2.0 de 145 caballos y caja mecánica de seis adelante, sin salirse de las proporciones de precio, pues lo venden desde hoy en Colombia en 55,5 millones de pesos.

Salvo algunos parpadeos ocasionales como cuando vendieron el Clio Sport 2.0, Renault había manejado siempre un portafolio muy tradicional y funcional, ubicado fundamentalmente en los carros de consumo masivo. Inclusive, sus incursiones en las gamas altas han sido efímeras y transitorias.

En cambio, con la llegada del Logan, su evolución cosmética hacia los Sandero, el brinco al Stepway, el crecimiento hacia la mini SUV Duster y la apertura del platón en la Oroch, todo sobre la misma plataforma básica, Renault se movió de una manera muy atinada y astuta con vehículos alineados con los gustos de la clientela actual, sin salirse de las chequeras de la gama media alta. Dejó para un piso más alto la camioneta Koleos, que prácticamente duplica en precio a la Duster mejor vestida. Otra liga, otro origen: Corea y fruto de la alianza y saber de Nissan, Samsung y la casa matriz francesa.

RENAULT SANDERO RS PARA COLOMBIA

.

La vocación deportiva, no traducida en boceles y rines o rayas ni en nombres o letras, como pasa en otras marcas, en Renault se expresa siempre en potencia y velocidad reales. Ahí nace la intervención de Renault Sport directamente en los Sandero para generar un auto de mejor rendimiento y atractivo en el velocímetro, un golpe de ingeniería que por primera vez se aplica desde Francia a un producto para el ‘tercer mundo’, tal como explicó y justificó años atrás la aparición del Logan, en el cual se incorporaron las soluciones funcionales y el precio popular, en detrimento del glamur y la estética. Renault demostró en ese momento la vigencia de su proyecto ‘low cost’, que en ese entonces -12 años atrás- fue objeto de toda clase de miradas escépticas.

Ahora, ante el éxito de estas carrocerías, Renault lanza hoy en Colombia un Sandero R.S., musculado con el motor 2.0 de la Duster con algunas mejoras y retocado en suspensiones para soportar las exigencias de un auto que llega a los 200 kph y hace de 0 a 100 en 8,5 segundos a nivel del mar, según las cifras de la ficha técnica.

Renault Sandero RS para Colombia

.

El R.S., por el cual hay que pagar 55,5 millones de pesos, es único en su tipo en el mercado y en precio. Llega de la planta de Brasil, desde donde se surte a toda América Latina, y es el ‘upgrade’ que faltaba en esas reencarnaciones.

RENAULT SANDERO RS PARA COLOMBIA

.

El motor conocido técnicamente en la casa como F4R tiene ahora 145 caballos, algo mejor que lo visto en los Megane anteriores y en las Duster, gracias a cambios en el sistema de admisión con mayor presión en la línea de gasolina y una captura de aire más frío para su respiración, un escape de mayor diámetro con la consiguiente doble salida trasera indicativa de su raza en esa carrocería y mapas más agresivos en las curvas de entrega de la inyección y el encendido.

Va con una caja de seis adelante manual, con relaciones y par final más cortos, de tal manera que la caída de revoluciones es poca entre los cambios con el consiguiente mejor uso del torque para la aceleración, que resulta bien interesante hasta los 160 kph, pero decae la progresión al buscar el final del velocímetro, diseñado para estas cifras, al igual que la carátula del tacómetro acomodada a las zonas rojas que empiezan en la región de las 6.500 rpm.

Renault Sandero RS para Colombia

.

Toda la suspensión tiene un reglaje mucho más ‘fuerte’, con resortes que tienen casi el doble de carga que la de los del modelo de serie y también las barras traseras de torsión tienen un 10 por ciento más de tara, con los respectivos amortiguadores. Este tren rodante camina sobre llantas 205 de perfil 45 en rines de 17 pulgadas que le dan un gran ‘look’ y riman bien con la altura de la cabina, que está tres centímetros más carca del piso.

El complemento obvio son los discos de frenos en las cuatro ruedas, claro, con ABS y un ajuste diferente de la sensibilidad de la dirección electroasistida. Cambios necesarios para manejar los 35 caballos de potencia adicionales que se incorporan, comparando con la mejor versión del Sandero actual.

RENAULT SANDERO RS PARA COLOMBIA

.

La cosmética está muy bien lograda, gracias a una bonita incorporación del emblema R.S. en la parrilla delantera, diferente en la parte baja de las entradas de aire y al difusor trasero. Las barras horizontales de ledes que van en el puesto usual de las exploradoras le cambian la cara (¡y alumbran!), mientras que la identidad R.S. lateral está marcada por una larga y notoria franja con algunos logotipos, acompañados de la explicación ‘Renault Sport’ en la parte trasera del estribo en una discreta presencia del autor, que de todas maneras firma en la quinta puerta.

RENAULT SANDERO RS PARA COLOMBIA

.

La cabina también tiene ‘pinta’

En la cabina está también muy bien puesto el logo R.S. en el timón, que juega con los tapizados cuyas costuras van ribeteadas en rojo y en juego con el color de las perillas de los controles. Los pedales tienen la presentación ‘racing’ esperada, y las sillas ofrecen mejor apoyo lateral.

En seguridad, Renault se limitó a ofrecer el par de airbags delanteros, que complementan el ABS de frenos, el repartidor electrónico de frenado y el control de estabilidad.

Todo el infoentretenimiento y la navegación de última generación se despliegan en una pantalla táctil de 7 pulgadas. El aire acondicionado es de ajuste automático y el timón solamente se gradúa en altura.

RENAULT SANDERO RS PARA COLOMBIA

.

DATOS

Incluye tres modos de conducción: normal para uso diario, con todas las ayudas; deportivo, que da un mejor sonido del escape y respuesta más viva del motor, junto con un indicador digital del cambio en el tablero, y sport+, que expresa toda la potencia, pero sin la ayuda del control de estabilidad.

El R.S. no es un simple injerto de motor en la plataforma, que ya estaba resuelto en la Duster, sino todo un rediseño de la ingeniería que requiere el aumento de prestaciones que le confiere el motor 2.0 de 145 caballos, con un 20 por ciento más de torque. El peso total con respecto al modelo 1600 apenas subió unos 60 kilos.

Noticias recomendadas

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.