Las seis claves de la sexta generación del Chevrolet Camaro 2016

Este 'muscle car' se renovó en su totalidad y ahora es más compacto, mas ligero, tiene nuevos motores, entre ellos una edición de entrada 2.0L y más tecnología. Los menos y los más de este deportivo.

Redacción Motor

08:26 p.m. 19 de mayo del 2015

Así se ve la sexta generación del Chevrolet Camaro

Chevrolet presentó el pasado sábado la sexta generación de este deportivo americano, rival por antonomasia del Ford Mustang, con todas las novedades estéticas y mecánicas de una nueva familia modelo 2016 que recoge lo más avanzado de la tecnología de fabricación de la marca estadounidense y lo mezcla con un estilo retro y moderno al mismo tiempo.

Revelado a cuenta gotas, con los detalles principalmente estéticos que adornan a este nuevo Camaro, se mostró en su totalidad y tres cosas llamaron la atención de este nuevo deportivo durante su debut: el diseño en el que todas las piezas son nuevas, el motor de entrada de 2 litros y 4 cilindros, apoyado por supuesto en un turbocargador, y la pérdida importante de peso con respecto al modelo anterior.

A continuación, los 'menos y los más' de esta nueva generación:

1. Diseño continuista
Chevrolet dice que sólo los emblemas del Camaro son las piezas que comparte con la anterior familia. Esto significa un gran logro del departamento de diseño ya que su silueta sigue siendo inconfundible pero luce mucho más moderna y esbelta, sobre todo en el frontal donde se roban toda la atención el capó con múltiples pliegues y de nueva factura, las luces muy finas para una nariz tan amplia y la enorme parilla. Otras diferencias a simple vista se pueden encontrar en los stops, el alerón trasero y los escapes dobles. A pesar de su apariencia musculosa tiene un mejor coeficiente aerodinámico gracias a un trabajo de más de 350 horas en el túnel de viento.

2. Nuevas dimensiones
El nuevo Chevrolet Camaro es más compacto que el anterior modelo en todas sus cotas. En donde más se redujo fuen en su longitud en donde se restaron 6 centímetros. A lo ancho perdió 2 centímetros y a lo alto perdió casi otros 3. El ancho entre ejes también es 4 centímetros menor. (Medidas actuales 4.784/1.897/1.348).

3. Más motores y uno de menor potencia
La gran novedad: llega al Camaro un 'modesto' motor de 4 cilindros y 2 litros de cilindrada que apoyado en un turbocargador entrega 279 caballos de potencia que equipará a la edición de entrada del deportivo. Este motor le permite hace de 0 a 100 en un poco más de 6 segundos y convierte al Camaro LT en la versión más dietética en la historia de la marca. El siguiente escalón lo hace un V6 de 3.6 litros que entrega 335 caballos de potencia y que tiene desconexión activa de cilindros. Y para la edición SS, la 'más más', se dejó el motor V8 del Corvette que tiene 6.2 litros de cilindrada y 455 caballos de potencia. Las transmisiones son manuales de 6 velocidades o automáticas de 8.

4. Más firme, menor peso
El Chevrolet Camaro 2016 se fabricó a partir de una plataforma nueva. Por esa razón, tiene 100 kilos menos de peso sobre la balanza frente a su predecesor, sin comprometer la seguridad del vehículo ya que tiene un 28% más de rigidez estructural. La 'dieta' a la que se sometió al deportivo pasó por el uso de acero de alta resistencia en su nueva arquitectura, la aplicación de aluminio en puntos claves, como el capó y el marco del tablero y la consola central y la nueva suspensión trasera de eje independiente y cinco brazos que ahorra casi 12 kilos.

5. Más tecnología
Tiene de forma opcional la suspensión magnética para acomodarla según la necesidad y también varios modos de conducción según la superficie y el tipo de manejo (Snow/Ice, Tour, Sport y Track, esta última sólo en el SS) con las que se ajusta la dureza del volante, el torque del motor, la velocidad justa de la transmisión y, como ya lo dijimos, la suspensión. Desaparece la palanca del freno de mano, ya que se volvió de accionamiento eléctrico.

6. Nuevo interior
El principal cambio en el interior es el tablero de instrumentos que conserva una presentación analógica de los relojes de la velocidad y las revoluciones pero con una pantalla de 8 pulgadas y a color en la mitad para la información de consumos, autonomía y demás, así como una táctil en la consola central desde la que se administra el sistema de infoentretenimiento MyLinkn. El volante, los asientos y los páneles de las puertas son de nuevo diseño y todos los mandos también recibieron un retoque estético en el que se mezcla lo retro y lo vanguardista. La iluminación interior es tipo Led con 24 colores diferentes.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.