Yamaha XV950 Speed Iron, una obra de arte italiana

Marco Lugato, dueño del taller Moto di Ferro, trabajó arduamente en esta creación de dos ruedas, que rememora el trabajo de los herreros de antaño.

Por Redacción Motor

09:38 a.m. 24 de mayo del 2016
Yamaha XV950 Speed Iron

Yamaha XV950 Speed Iron

La denominación Speed Iron proviene de la pasión de este fabricante italiano por la velocidad, por lo que tuvo en mente, desde el inicio del proyecto, la idea de desarrollar una moto con diseño contundente que incluyera a manera de contraste varias líneas de trazo delicado.

Mecánicamente, se mantuvo el motor original de dos cilindros en V y 942 cm3 de la Yamaha XV950. El conjunto de frenos monta unos discos de 320 milímetros adelante y unas pinzas provenientes de la Yamaha V-Max, con las que se aumenta la capacidad de frenado.

Yamaha XV950 Speed Iron

Yamaha XV950 Speed Iron

De la V-Max también fue tomada la horquilla delantera, mientras que en la parte trasera se instaló una pareja de amortiguadores Öhlins.

Las enormes llantas tipo balón debían ser parte importante del conjunto pensado por Marco, pero tenían que ser incluidas cuidadosamente para no llegar a sacrificar la capacidad de conducción. Por eso se recurrió a estos generosos cauchos, montados en unos rines Borrani.

Para reducir el peso que aportarían esas enormes llantas, se optó por incorporar un tanque de combustible de aluminio y un asiento más pequeño, ambos hechos a mano.

Yamaha XV950 Speed Iron

Yamaha XV950 Speed Iron

El faro delantero se cambió por uno de menor tamaño pero más moderno y se instaló un velocímetro sencillo que muestra la información exclusivamente necesaria. Para optimizar y personalizar el sonido de la máquina, se recurrió a un sistema de escape Arrow.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.