Hace 116 años Porsche presentó su primer carro eléctrico que tenía una autonomía de 80 kilómetros

Denominado P1, estuvo perdido durante 112 años, y ahora se convertirá en pieza del museo de la marca. Joya histórica que demuestra que los carros nacieron sin depender de los combustibles fósiles.

Redacción Motor

03:57 p.m. 28 de enero del 2014

La historia de los carros eléctricos de Porsche inició en el mismo punto con la de la compañía de autos deportivos pues en 1898, Ferdinand Porsche presentó el Egger-Lohner C.2 Phaeton model que sería conocido como P1, funcionaba con electricidad y se convertiría también en el primer carro de la marca, con un gran éxito comercial y técnico.

Este eléctrico fue fabricado por el mismo Ferdinando Porsche cuando tenía 23 años de edad y la comercialización de estos autos se hizo el partir del 26 de junino de 1898 en Viena y fue uno de los primeros vehículo matriculados en Austria.

El motor eléctrico del P1 que pesaba sólo 130 kilos y tenía una potencia equivalente a 3 caballos de vapor pero para periodos cortos se podía subir la cifra hasta 5 unidades de potencia y de esta forma el carro alcanzaba los 35 kph. La velocidad se regulaba a través de 12 controladores y la autonomía era de hasta los 80 kilómetros por carga. Un muy alto rango para la época. Otra innovación más la de que al P1 podía acoplarse una doble carrocería que permitía su uso tanto en invierno como en verano.

La primera prueba se hizo en septiembre de 1899, con motivo de la exposición internacional de vehículos, que tuvo lugar en Berlín, Alemania. Ya en 1899 la competencia para producir los mejores sistemas de propulsión era feroz. El 28 de septiembre, en Berlín, se anunció una carrera para probar el rendimiento de vehículos eléctricos sobre una distancia de 40 kilómetros con la exigencia de superar fuertes pendientes.

Con tres pasajeros a bordo, Ferdinand Porsche condujo el P1 hasta la línea de meta y sacó una ventaja de 18 minutos al siguiente competidor. Más de la mitad de los participantes no llegaron al final por problemas técnicos. Ferdinand Porsche también se colocó al frente en la prueba de eficiencia, ya que su carro fue el que tuvo el menor consumo de energía en tráfico urbano.

Este mítico auto, con apariencia de carruaje, pero con la tecnología más vanguardista, era la pieza que le faltaba al Museo de Porsche, desde que abrió sus puertas en enero de 2009, y será parte central y 'prólogo' entre los desarrollos actuales como el 918 Spyder y el pasado gracias a que fue rescatado del olvido luego de permanecer en un garage durante 112 años. Claro, esto también permitió que al mismo tiempo permitió el más alto grado de conservación de sus partes originales y en todos esos años no ha recibido ninguna modificación, ni restauración.

El viernes 31 de enero de 2014, Wolfgang Porsche, presidente del Consejo de Supervisión de Porsche AG, y Matthias Müller, presidente y Director Ejecutivo de Porsche AG, lo presentarán de manera oficial.

DATO
Porsche grabó el código “P1” (correspondiente a Porsche y al número 1) en todos los componentes principales, dando así el nombre extraoficial al vehículo.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.