A330-300, un avión de largo alcance

Entre las variantes de la familia A340, el 300 ha sido la más competitiva y apetecida por las compañías aéreas europeas y asiáticas.

Redacción Motor

09:22 p.m. 04 de noviembre del 2011

El A340 fue el primer diseño de Airbus que compitió con los grandes constructores norteamericanos, en trayectos de larga distancia por tratarse de una aeronave de cuatro motores con buena relación costo/beneficio.

Mientras que fabricantes y operadores de EE. UU. ya se habían inclinado por equipos bimotores, impulsados por la confiabilidad y el buen rendimiento, en parte de Europa y Asia, un mayor número de potenciales usuarios preferían los cuatrimotores.

Airbus tuvo que entrar en una gran discusión sobre lo más conveniente para desarrollar, teniendo en cuenta premisas como 'confiabilidad', 'eficiencia', 'rendimiento' y 'seguridad'. Lo que estaba en juego era el futuro de los aviones de largo alcance de la compañía.

Finalmente, una regla operacional que indica que los aviones bimotores deben abordar rutas aéreas con aeropuertos más cercanos a éstas, a diferencia de los de cuatro motores que pueden operar a mayores distancias, fue lo que destrabó la decisión a favor de esta configuración.

Por último, se llegó a la decisión de que el A340 compartiera piezas y diseños con el A330 para bajar sus costos de construcción lo que permitió la entrada en producción de este modelo, años más tarde.

Este viernes con EL TIEMPO
Adquiera el A300 en librerías, almacenes de cadena, expendios y centros de venta de nuestra casa editorial, el viernes 11 de noviembre, recortando el cupón que aparecerá en EL TIEMPO, más 12.900 pesos.

Para el transporte de líderes
Se han producido más de 372 unidades del A340 y tal como se preveía en los orígenes, fue el competidor directo del Boeing 777-200ER bimotor. En el 2011, la Fuerza Aérea Alemana adquirió dos modelos de la variante 300 para el transporte VIP de los líderes del gobierno de esta nación.

 

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.