El agro colombiano se mueve en campero

A propósito de la apertura de Agroexpo 2011, decidimos averiguar cuáles 'todoterrenos' marcaron la historia del país y qué ofrecen hoy las marcas para la finca.

Redacción Motor

08:45 p.m. 15 de julio del 2011

 Camionetas con tracción 4x2, pick up de lujo o SUV urbanas son algunas de las propuestas 'todoterreno' que se imponen en Colombia de unos años para acá.
 
Estos rústicos con vocación familiar y urbana han ido reemplazando al tradicional campero, un vehículo 'tieso' pero muy resistente que prendió motores en Colombia cuando, por iniciativa del empresario Leonidas Vargas LARA, llegó en los años 50 vestido de Willys y sirvió no sólo para las labores del campo sino como apoyo en las filas del Ejército.
 
Al fenómeno Willys se le unieron la marca Toyota, cuyo modelo Land Cruiser, conocido como 'caresapo', llegó a Colombia en 1959 para que sus dueños pudieran 'bajar a la finca', pero a la postre terminó en manos de quienes veían en él un carro de ciudad ideal para la familia, al igual que el Nissan Patrol, el cual pisó suelo nacional en 1960 y fue un ícono en la zona esmeraldífera. 

La razón es que no había divisas para las importaciones de vehículos y estos se cambiaban por café y con el pretexto de darles un servicio agrícola. Pero como eran costosos, la mayoría terminó siendo de uso urbano.
 
Más tarde, en los años 70, se asomaron los camperos de la cortina de hierro por esa misma ruta de importación. Uno de los primeros en incorporarse a nuestra cultura fue el rumano Aro Carpati ('el campero veredal') proveniente de Rumania, en versiones de tres y cinco puertas, y de chasís para carrozar: hoy subsiste para el transporte de mercancías y pasajeros en zonas rurales, especialmente de los Llanos Orientales.
 
El Lada, ruso, llegó a Colombia en 1978, y por su tamaño y vocación urbana fue bien recibido hasta 1983, cuando dejó de importarse. Más adelante (en la década de los años 90) retornó y desde entonces se empezó a comercializar, incluso para servicio público rural, con el apellido Niva.
 
Otro 'clasicazo' del oriente europeo es el ruso Gaz, fabricado en Gorkia con el 'apoyo tecnológico' de Ford y cuyo diseño se basó en el Willys de entonces. Este campero se vendió en la segunda mitad de la década de los 60, especialmente para transporte de carga rural.
 
Ford Bronco, Willys Comando, Uaz y Land Rover son otros rurales dignos del recuerdo que, junto a otros más recientes como Chevrolet (Isuzu) Trooper, Chevrolet (Suzuki) Vitara y Mitsubishi Montero (de fabricación local), los exitosos minicamperos Suzuki SJ y Daihatsu Terios o el alemán DKW Munga fueron determinantes en el desarrollo del campo colombiano.
 
La llegada de las SUV
SUV significa Sports Utility Vehicle y nació con la demanda mundial del mercado por un vehículo resistente pero a la vez capaz de llevar cómodamente a sus dueños y sus familias.  El primero en lograr un vehículo de esas características fue el Range Rover, considerado entonces como el mejor todoterreno del mundo.

Hoy, la mayoría de las marcas de carros le ha incorporado a su portafolio este tipo de vehículos, desde Porsche hasta Renault, y su grado de sofisticación va muy de la mano con la inclusión de la electrónica en los vehículos.
 
Sobre Agroexpo...
Este certamen especializado del sector agropecuario se lleva a cabo hasta el próximo domingo 24 de julio Y es considerado el más importante de la industria agropecuaria de Colombia, Centroamérica y el Caribe.

La feria está abierta al público todos los días, de 10:00 a.m. a 8:00 p.m., y las boletas se pueden adquirir en la taquilla de Corferias.
Visitantes de 13 años en adelante: 20.000 pesos.
Niños de 5 a 12 años: 10.000 pesos.
Niños menores de 4 años no pagan. 
Estudiantes con carné vigente de carreras afines al sector: 10.000 pesos.
Multibono por tres días: 45.000 pesos.
Multibono por cuatro días: 60.000 pesos.
 
 
Los rústicos de última generación
Sí hay carro para trabajar... al menos es lo que dicen los portafolios de las marcas que ofrecen vehículos de varios tipos y tamaños para recorrer el campo.
 
Del campero a las camionetas, de éstas a las SUV y las pickup, es mucho lo que han evolucionado las marcas en oferta 'todoterreno', al punto que se han especializado de acuerdo a la actividad de quien conduce estos vehículos.
 
Así, mientras hace tan solo 30 años, el hacendado debía moverse con toda su familia y manipular la carga de su producido en el mismo campero, hoy el mercado le ofrece un sinnúmero de posibilidades para 'no mezclar'.
 
Lo más destacado son las pick up, cuya popularización se les debe a los japoneses, quienes vieron en el elegante platón gringo la posibilidad de hacer un carro  'todoterreno'.
 
Unido a estas, los camperos de marca tradicionales, como los Toyota de la Serie 70, el Chevrolet Vitara o el Nissan Patrol e incluso los motocarros Piaggio, Bajaj y AKT, que están sirviendo no solo para el transporte veredal, sino para la recolección de leche en las fincas ganaderas y como correo intermunicipal.  
 
Las pick up de trabajo
Mazda BT 50
Chevrolet LUV D-Max
Ford Ranger
Toyota Hilux
Nissan Frontier
Volkswagen Amarok
 
Los camperos más rudos
Toyota Land Cruiser Serie 70
Daihatsu Terios OKII
Chevrolet Vitara
Nissan Patrol

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.