El camión híbrido más veloz del mundo intentará batir un récord de velocidad

El próximo 27 de abril el camión híbrido Volvo 'Mean Green' intentará superar los 260 kilómetros por hora en una pista de aviación en Utah, Estados Unidos, y de esta forma batirá su propio récord.

Redacción Motor

07:13 p.m. 23 de marzo del 2012

'Mean Green', el camión híbrido más rápido del mundo tratará de superar los 260 kph el 27 de abril en Wendover, un campo de aviación de Utah, EE.UU.

De conseguirlo, batiría el actual récord de velocidad que impuso hace menos de un año este mismo modelo y que quedó registrado en 250 kilómetros por hora como velocidad máxima.

Este logro lo consiguió en diferentes pruebas en las que también logró otros registros, como alcanzar más de 115 kph desde detención total en una distancia de 500 metros.

El Mean Green también posee el registro del mejor velocidad promedio por recorrido que está en 221.7 kph.

Este camión fue desarrollado por la división de camiones Volvo de Estados Unidos y los ingenieros de la firma le pusieron el mismo sistema híbrido que se instala en los buses de pasajeros que la firma vende en todo el mundo, incluyendo los famosos autobuses de dos pisos de Londres. 

El motor de combustión del 'Mean Green' funciona con ACPM y es el Volvo D16 y cuenta con una versión modificada de la caja automática I-Shift, que también está conectada con el motor eléctrico del híbrido. Esta fue una de las principales adaptaciones para que la transmisión cumpliera con las especificaciones de una máquina de ese tamaño diseñada para la velocidad.

El resultado de este desarrollo es que cuenta con toda la velocidad y potencia desde la arrancada. Así pues cuenta con la exageración de 2.100 caballos de potencia y 6779 Nm de torque, de los cuales unos 200 caballos y 1.200 NM proceden del motor eléctrico.

Su más apreciable modificación tiene que ver con la adecuación aerodinámica de este camión ecológico ya que no solo cuenta con alerones y piezas completas que le dan una mejor penetración sino también una serie de deflectores y manejo de la suspensión que lo 'pegan' al piso.

Su piloto y propietario es Boije Ovebrink.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.