Caos total en la revisión técnico-mecánica

Los CDA reconocen que muchos de sus colegas están funcionando sin el lleno de los requisitos y dicen que el Ministerio de Transporte no pone freno a la sobreoferta. Nadie ejerce el suficiente control.

Redacción Motor

05:00 a.m. 09 de octubre del 2009

A casi tres años de la puesta en marcha de la revisión técnico-mecánica, la medida está pasando aceite: más de la mitad de los vehículos livianos que ruedan por el país lo hacen sin el certificado, o portan uno mal habido, o falso; tan sólo el 5 por ciento de las motocicletas se ha acercado a los CDA para cumplir con el requisito y la Policía de Carreteras y las de tránsito de ciudades y municipios aún no tienen herramientas contundentes para ejercer control.

Se están habilitando centros de diagnóstico automotor (CDA) sin el lleno de requisitos básicos, como el uso del suelo o el permiso ambiental; los vehículos certificados por éstos no aparecen en el Runt -a pesar de llevar tres años enviando la información al Ministerio de Transporte- y la sobreoferta de CDA duplica lo requerido (según Aso-CDA, los estudios indican que solo se necesitan 120 CDA para cubrir la demanda, y ya funcionan 259 en todo el país, con 502 pistas para todo tipo de vehículos).

"Nosotros fuimos invitados por el Gobierno Nacional para formar parte de esta iniciativa, que era muy buena desde el punto de vista de la accidentalidad y la contaminación ambiental -dice Gonzalo Corredor Sanabria, presidente de la Asociación Nacional de Centros de Diagnóstico Automotor (Aso-CDA)-. Hoy sentimos que fuimos utilizados para que el Ministerio de Transporte pudiera cumplir con exigencias ambientales y de seguridad internacionales".

La queja del presidente de Aso-CDA tiene su justificación: sus afiliados han invertido 750 mil millones de pesos en infraestructura física, maquinaria y software, inversión que se quedó enterrada en las diferentes pistas de revisión, en parte por culpa de los conductores desjuiciados y en parte por la falta de control sobre la norma.

CDA, también culpables    
Pero, como reconoce Corredor, el caos también tiene que ver con muchos CDA, que están recurriendo a prácticas corruptas para poder subsanar las pérdidas.

"No sólo estamos hablando de certificados falsos; hemos descubierto también expedición de los verdaderos, pero sin revisión previa; incluso muchos de los CDA que recurren a prácticas indebidas cobran menos de lo legalmente establecido y llevan el papel a domicilio, a través de tramitadores, para tener buena rotación".

Todo esto significa, ni más ni menos, que una medida llamada a acabar con la mal diseñada revisión de gases y ejercida sin control por estaciones y centros de servicio automotor, cayó en las mismas prácticas y está condenada a convertirse en otro saludo a la bandera.

"Para que la revisión técnico-mecánica funcione, debe cumplir dos factores  básicos: una correcta implementación de la norma y una fiscalización real. De lo contrario, el sistema se muere", nos dijo en el 2007 el español Jesús Díez Alonso, presidente operativo del Grupo Consultivo para Centro y Suramérica, del Comité Internacional de Inspección Técnica de Vehículos (Cita) y 'gurú' mundial en el tema.

También enfatizó en que la corrupción es perfectamente evitable si los CDA se dedican a diagnosticar y no a reparar (tal como sucede en nuestro país), ya que así no pueden acceder a herramientas para 'truquear' los resultados según las necesidades de cada cliente.

"Esa es una de las ventajas del sistema -aseguró el entrevistado en ese entonces-. El diagnóstico que emite un CDA siempre será objetivo e independiente".

Ya están cerrando
Pero a juzgar por lo estudiado por Aso-CDA, al menos en Colombia, la cosa es a otro precio.

Algunos de los centros de diagnóstico avalados por el Ministerio no solo 'ajustan' los motores para que pasen la revisión -según lo reconoce el mismo Corredor Sanabria- sino que se valen de la falta de compromiso de muchos conductores que 'no tienen tiempo' para llevar su carro a revisión o cuyo vehículo es un peligro físico y ambiental y no pasa la prueba ni en las curvas.

Además, según lo registrado por la Asociación, la Superintendencia de Puertos y Transporte lleva al menos ocho meses sin realizar auditorías en los centros de diagnóstico. Y el Ministerio de Transporte sigue dándoles aval a más y más de estos sitios sin que medie un estudio técnico sobre las verdaderas necesidades del mercado.

"Hoy no hay un solo CDA cerrado ni multado. Pero los que tratan de hacer las cosas bien van camino a la quiebra y ya están siendo embargados por entidades financieras -dice Aso-CDA-. Muchos, incluso, están renunciando a la habilitación otorgada por el Ministerio para dedicar sus esfuerzos a labores de reparación de vehículos".

Tal es el caso de CDA Prevenir Neiva, que decidió cerrar sus puertas, según sus propietarios, por la desatención total del Gobierno.

"Estamos decepcionados por la falta de gestión del señor Ministro de Transporte y la Superintendente de Puertos y Transporte", le dijeron Alexander Gasca y Mario Orlando Galindo, gerente y subgerente de ese CDA, al presidente Álvaro Uribe Vélez, en un comunicado en el cual le anuncian su retiro de la actividad.

Y van más allá: "Con este lamentable desenlace para nuestro CDA, nuestra única opción es acudir a las acciones legales a que haya lugar, ante las instancias judiciales correspondientes, con el propósito de buscar la reparación por parte del Estado de los daños y perjuicios ocasionados por la negligente e indolente actitud de los agentes del Estado (...) que no tomaron las medidas pertinentes para (...) consolidar el sistema de revisión técnico mecánica y de gases".

Otros factores negativos
Cabe decir que Aso-CDA conformó una mesa de trabajo con las secretarías de Ambiente y Movilidad de Bogotá, la Policía Metropolitana de Tránsito, la Policía de Certeras, las Superintendencia de Puertos y Transporte, el Ministerio de Transporte, el Fondo de Prevención Vial y La Fiscalía, en donde se fijan tareas y se diseñan pautas a seguir.

"En esa mesa de trabajo elaboramos una serie de resoluciones que están en el limbo por la indecisión del Ministro de Transporte: hemos sugerido frenar la apertura de nuevos CDA y de pistas móviles, crear multas automáticas para los infractores de la medida, acreditar los CDA antes de habilitarlos, entre otras medidas, pero nada...", dice Corredor.

Lo cierto es que, hasta el momento, éstas y las medidas que giraban alrededor de la revisión técnico mecánica, como la interconexión con el Runt, la generación de estadísticas por ciudad y el control de la Policía con herramientas eficientes aún no se ven.

Paralelo a ello, la extensión del pico y placa en Bogotá está incentivando el parque automotor obsoleto; las vitrinas de motocicletas venden pero no se preocupan por capacitar a sus clientes y las empresas de servicio público les permiten a sus conductores sacar su certificado en donde quieran, cuando deberían hacerlo como un todo, en uno o varios CDA, para ejercer control sobre ellos.

"Yo he tenido la oportunidad de hablar con varios taxistas y conductores de bus, y un enorme porcentaje admite que sacó el certificado a través de tramitadores -advierte Corredor-. Ellos son los mayores infractores de la norma, y nadie les dice nada, mucho menos sus propias empresas".

EL MINISTRO ASUMIÓ COMPROMISOS
Los CDA se reunieron el pasado jueves con el Ministro de Transporte, Andrés Uriel Gallego, quien de nuevo asumió una serie de compromisos frente a la problemática de la revisión técnico mecánica. ¿A qué se comprometió?
*Certificado que no aparezca en el Registro Único Nacional de Tránsito (Runt) no será válido.
*Junto a la Superintendencia de Puertos y Transporte acelerará la cancelación de habilitaciones a los CDA que, comprobadamente, estén expidiendo certificados falsos.
*Asistirá al tercer Congreso Nacional de CDA, el próximo 22 de octubre, en donde presentará un informe completo sobre lo hecho hasta ahora por el Ministerio de Transporte.
*Adelantará una campaña alrededor de la revisión técnico mecánica en conjunto con el Fondo de Prevención Vial.
*Antes de finalizar este mes, expedirá dos resoluciones que exigen acreditar los CDA antes de habilitarlos, que reglamentan las pistas móviles presentes en varias regiones del país y que exigen la cancelación de los CDA que estén funcionando sin el lleno de los requisitos, o habilitados a partir de documentación falsa.
Fuente: Aso-CDA

NÚMERO DE PISTAS EN EL PAÍS
En Colombia ha 212 pistas para motos, 178 para autos livianos, 19 para vehículos pesados y 93 mixtas, para un total de 502.
En Bogotá son 31 para motos, 54 para livianos, dos para pesados y una mixta, para un total de 88.
Los CDA generan 3.000 empleos directos y 1.000 indirectos. Según Aso-CDA, ya se ha cancelado el 25 por ciento de la planta de personal.
El 50 por ciento de los vehículos livianos aún no tiene certificado.
El 95 por ciento de las motos no han acudido a los CDA.

LAS MOTOS, FRACASO TOTAL
Según datos del Ministerio de Transporte, hoy ruedan 2'483.223 motocicletas por toda Colombia, pero tan solo el 5 por ciento ha desfilado por las 212 pistas de revisión técnico mecánica diseñadas para ellas.

Esto significa que un poco más de 2'359 mil motociclistas no han demostrado interés en revisar sus aparatos y tan solo 125 mil han sido juiciosos, lo cual constituye una mala noticia para los CDA que invirtieron pensando en ellas.

Mala cosa también para un país en donde se estima que la moto es no solo un medio de transporte, sino un generador de oportunidades. Según el último estudio sociodemográfico de usuarios de motos en Colombia del Comité de Ensambladoras de Motocicletas, el 22 por ciento de quienes manejan esos aparatos lo hacen para mejorar sus ingresos y el 42 por ciento para transportarse.

NO OLVIDE...
*Los dos años en vehículos último modelo empiezan a contar desde la fecha de la matrícula.
*Si ya tiene que revisar su carro, hágale mantenimiento general en su taller de confianza, antes de acudir a un CDA.
*Saque las 'mugreras' del baúl; cargue tan solo equipo de carretera, herramienta, cruceta y llanta de repuesto.
*No olvide la tarjeta de propiedad y el Soat vigente.
*Verifique que los cinturones de seguridad funcionen perfectamente.
*Los asientos deben estar bien anclados y los vidrios funcionando sin problema.
*Los sistemas de seguridad no admiten 'peros': rectifique frenos, embrague, sistema eléctrico, suspensión, luces, alineación, etc.
*Si a sus llantas 'se les ve el aire', cámbielas antes de ir al CDA.
*Trate de llevarlo bien lavado, eso facilita la inspección de la carrocería.
*Si tiene 'latas' sueltas, como estribos, boceles, baberos o espejos, ajústelos bien antes de ir.
*No lo mande grafitar, pues el aceite quemado puede quedar chorreando y el vehículo podría ser rechazado por ese motivo.
*Sincronícelo: la mayoría de rechazos suceden por gases.
*Si los frenos son de campana y está estrenando bandas, ande el carro un par de días para que sienten bien, antes de llevarlo a revisión.


Capacidad nacional diaria de revisión por tipo de vehículo

MOTOS LIVIANOS    PESADOS MIXTA 
    
20.352    17.088              912          4.464   Jornada de ocho horas
        
        
30.528     25.632          1.368          10.044  Jornada de 12 horas
        
        
40.704     34.176          1.824           13.392  Jornada de 16 horas

Fuente: Aso-CDA

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.