'Los cascos que se entregarán sí cumplen con todas las normas técnicas establecidas'

Según el Comité de Ensambladoras de Motos Japonesas los cascos que entregarán tienen un alto nivel de exigencia en aspectos críticos de seguridad y resistencia.

Redacción Motor

03:50 p.m. 23 de marzo del 2012

En una comunicación enviada a esta Sección, el Comité de Ensambladoras de Motos Japonesas reiteró que los cascos que se entregarán a los nuevos propietarios de motocicletas cuentan con especificaciones técnicas del Icontec.

Según el Comité, la Norma Técnica Colombiana 4533 "ha sido adaptada de acuerdo con los parámetros de seguridad establecidos en Inglaterra y contempla un alto nivel de exigencia en aspectos críticos de seguridad".

Así mismo, señala que "dentro de las pruebas de laboratorio efectuadas a los cascos por Laboratorios Impacto S.A., entidad certificada por el Onac (Organismo Nacional de Acreditación de Colombia), se analizaron aspectos críticos de seguridad como extensión de la coraza, proyecciones internas, correas de quijada, elementos de fijación, visión periférica, protección de los ojos, pruebas de desempeño, absorción al choque, penetración, sistemas de retención y resistencia a la rigidez".

La función del casco es proteger. Es como tener un seguro de accidentes, el cual no se sabe cuándo se va utilizar. Por eso, el valor del casco solamente se aprecia cuando se sufre un accidente y se ven sus consecuencias.

En las calles y carreteras, los motociclistas y sus acompañantes son los actores viales más vulnerables y de hecho son ellos los que más suman en las estadísticas sobre muertes y lesiones en accidentes de tránsito.

Muchas de esas muertes se hubieran evitado si se usa un buen casco y se usa correctamente. En Colombia algunos motociclistas usan cascos de mala calidad, o en su defecto 'cachuchas' o gorras de beisbolista para despistar a las autoridades de tránsito. Estos solo lo salvan de un comparendo, pero no de una lesión grave.

Algunos estudios hechos por el Consejo Nacional para la Prevención de Accidentes de México revelan que las probabilidades de morir en un accidente se incrementan 15 veces cuando se conduce una moto; que la protección que brinda el casco disminuye las posibilidades de morir hasta un 45 por ciento y las de sufrir lesiones graves hasta en un 65 por ciento.

Además, dice el estudio, el casco, único elemento protector de la cabeza, evita dos de cada tres lesiones cerebrales, que son las que producen el 85 por ciento las muertes y la mitad de los heridos de los accidentes en motocicleta.

RECUADROS

Las normas de más peso

La Fundación Snell y el Departamento Federal de Transporte (DOT por sus siglas en inglés), de E.U, son dos de las máximas autoridades en materia de certificación de cascos. Snell es considerada la más exigente en todo el mundo.

La norma técnica será revisada y mejorada

Los cascos que se vendan en Colombia deben cumplir con la norma técnica nacional NTC 4533, según la cual el casco debe estar fabricado en material resistente a los golpes, no debe impedir la visión periférica del conductor (las correas deben ir bien sujetas o amarradas); deber cubrir la cabeza y los oídos hasta la base del cuello, tener un protector de rostro y barbilla, y broches que permitan fijarlo a la cabeza.

Según el viceministro, Felipe Targa, la norma Icontec es adecuada respecto de las características y estándares que debe tener el casco de seguridad en Colombia.

Sin embargo, se revisará el reglamento técnico contenido en la norma Icontec 4533 a la luz de otras normas técnicas como la DOT o Snell para determinar la conveniencia de introducir algunos cambios o mejoras que tiendan a aumentar los estándares de seguridad a un costo razonable para los usuarios, o simplemente adoptar una norma técnica internacional.

Cómo elegir un buen casco

En lo primero que se debe fijar al adquirir un casco es que sea homologado y cumpla con las normas técnicas exigidas para su fabricación y venta. En Colombia rige la norma Icontec NTC 4533.
El casco debe ofrecer la máxima absorción del efecto que produce un golpe en la cabeza y que éste afecte de forma mínima el cráneo.

Definitivamente el mejor casco es el llamado integral, que protege la cabeza, la cara y el mentón. Eso no significa que los abatibles o semi integrales no funcionen. El punto es que ambos deben cumplir normas técnicas.

El casco debe de ser aerodinámico de tal forma que no produzca tirones de la cabeza con el viento y la velocidad; permanecer firme sin causar incomodidad al motociclista permitiendo el movimiento lateral de la cabeza.

Use un casco a la medida, ni más grande que le 'baile' en la cabeza o estrecho, que le incomode y le produzca cansancio.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.