Colombia tiene un rezago en el desarrollo de su infraestructura vial

La Cámara Colombiana de la Infraestructura, CCI, insiste en que algunas vías de Cuarta Generación tienen 'debilidades técnicas'. Gobierno dice que este es un tema ya superado.

Redacción Motor

09:43 p.m. 05 de abril del 2013

En la actualidad, Colombia ocupa el puesto 124 en relación con la calidad de sus carreteras. Por eso las últimas noticias sobre el arranque de la 'locomotora de la infraestructura' generan optimismo en los colombianos.

El jueves pasado, la ministra de Transporte, Cecilia Álvarez Correa, durante un recorrido por los Llanos, destacó los avances de la doble calzada a Villavicencio y aseguró que es la mejor de las obras que ha revisado hasta el momento.

Ayer, la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) hizo la 'presentación en sociedad' -en Girardot- del proyecto del corredor vial Honda-Puerto Salgar-Girardot.

Es un tramo de 214 kilómetros con una una inversión estimada de 1,3 billones de pesos y se calcula que estará listo en cuatro años. Incluye vías en doble calzada y dos nuevos puentes, uno en Flandes y otro en Puerto Salgar, sobre el río Magdalena.

La 'locomotora de la infraestructura' cuenta con 44 billones de pesos para la construcción de 30 vías en los próximos seis años que hacen parte de las nuevas concesiones de Cuarta Generación. Cuatro de ellas están en etapa de precalificación.

Estos proyectos corresponden a la perimetral oriental de Cundinamarca, la autopista Girardot-Puerto Salgar, el tramo Mulaló-Loboguerrero y la vía Cartagena-Barranquilla.

Pero no todo es color de rosa. El pasado domingo, en una columna titulada ¿En verdad, vías de 4a. generación? publicada por EL TIEMPO, el presidente de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI), Juan Martín Caicedo Ferrer, insistió en que las carreteras escogidas tienen debilidades técnicas.

"La selección de estas no se basa, en verdad, en un análisis de costo beneficio, que derive en la priorización de un conjunto de vías realmente necesario para la competitividad del aparato productivo", aseguró Caicedo.

En esencia, lo que dice la CCI es que se deben aprovechar bien los recursos para construir vías modernas y competitivas, que garanticen la seguridad y sean menos vulnerables al cambio climático.

A pesar de estos cuestionamientos, Luis Andrade, presidente de la ANI, dijo que este es ya un tema superado.

"Tuvimos dos años y medio de debate sobre qué vías se deben construir y mejorar. No podemos abrir una nueva discusión, pues es un tema superado y los resultados ya quedaron en el Plan Nacional de Desarrollo", aseguró.

Hay que hacer vías a 'la europea'
En diálogo con esta sección, el presidente de la Cámara Colombiana de la Infraestructura (CCI) afirmó que lo que piden en su gremio es muy sencillo: "Que las nuevas carreteras sean competitivas, que garanticen la seguridad vial y que sean menos vulnerables al cambio climático".

Pero, ¿esto qué significa? Según Caicedo Ferrer, el ambicioso programa de vías de Cuarta Generación debe aprovecharse para hacer carreteras modernas. "...un sistema vial 'a la europea', con grandes especificaciones de ingeniería (túneles, puentes, viaductos y pendientes lo más reducidos posible)".

Estos últimos componentes ayudan a enfrentar los problemas del cambio climático, pues en caso de derrumbes -explica- no taponan las vías sino que pasan por debajo de los viaductos.
Para Caicedo y la CCI, las vías de Cuarta Generación no prevén parámetros uniformes en componentes como las velocidades, los radios de curvatura y las pendientes máximas permitidas.

"Cuando en el mundo moderno lo que se busca es 'aplanar' las vías para que sean más competitivas con la reducción de tiempos de viaje, y con un gran componente de seguridad vial, acá tenemos vías con pendientes absurdas hasta del 14 por ciento para velocidades muy reducidas".

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.