Compare los tamaños de los vehículos antes de comprar

Las dimensiones son determinantes, especialmente para los autos tipo 'van' o familiar, en donde el espacio y su distribución marca la diferencia entre un modelo y otro. Piense en sus necesidades.

Redacción Motor

08:55 p.m. 06 de mayo del 2011

¿Vale la pena comprar espacio en exceso? ¿Necesita más asientos o prefiere mayor área de baúl? ¿Cabe el vehículo en el garaje de su casa? ¿Es cómodo de usar en su vida cotidiana? Preguntas básicas que requieren respuestas sinceras para no comprar un vehículo que no necesita.
 
Precisamente en el segmento de las crossover o SUV familiares, el consumidor consigue de todo y en una amplísima gama de precios. Por ejemplo, compactos como Kia Soul, Skoda Roomster, Fiat Idea o Nissan Qashqai son considerados por las marcas como SUV urbanas y por ese motivo 'compiten' en el mismo segmento con otras de lujo como Honda Pilot, Land Rover Discovery y Porsche Cayenne y mucho más grandes, como Chevrolet Traverse, Mitsubishi Endeavor y Volvo XC-90.

Eso sí, todas tienen una cualidad común: espacio interior y accesorios que permiten una vida a bordo 'diferente', que es lo que en últimas buscan los usuarios en un vehículo como estos.

Las fichas técnicas le indica en largo, el ancho y la altura de la carrocería, el ancho y el alto de la cabina, la distancia entre ejes y el tamaño del baúl. Toda esta información le indica no solo si el vehículo va a caber en su garaje, sino información clave como su estabilidad y el comportamiento en carretera.

Ancho y alto de la cabina: especialmente en SUV es una medida clave, pues determina la comodidad con que viajarán sus ocupantes. No tiene sentido un carro lleno de latas y con trompa kilométrica si quienes lo usan van incómodos.

Altura sobre el piso: el centro de gravedad va mermando a medida que va alzándose, en proporción con el largo y el ancho. Un vehículo más corto y más alto será siempre más inestable que otro largo y bajo.

Distancia entre ejes: cuanto más larga esa medida, más torpe es el carro en curvas. Por eso un vehículo de características similares, pero con ejes menos distanciados que otro, será siempre más fácil de maniobrar.

Las llantas
Las marcas más finas permiten elegir entre varios tamaños y diseños de rin y llantas, de acuerdo con los gustos y los usos que le vayan a dar los clientes al vehículo.

Pero, ¿por qué al mismo carro le cabe un rin de 17 pulgadas y uno de 20?

El perfil de la llanta (distancia entre el rin y la banda de rodamiento) va bajando a medida que va subiendo la circunferencia del aro, luego jamás rozará con el guardabarros.

Eso sí, mientras más ancha la banda de rodamiento y más bajo el perfil, más dura la suspensión pero mejor agarre del neumático porque se deforma menos en curvas. Al contrario, si su perfil es más alto y la banda más delgada, el carro rodará con mayor suavidad y será más vulnerable a altas velocidades.

Una llanta 225/50R17 tiene las siguientes características:

Un ancho de 225 milímetros.
La relación de la altura de la carcasa respecto al ancho de la llanta es del 50 por ciento.
Es de tipo radial (R).
Puede calzar, exclusivamente, un rin de 17 pulgadas.

Tenga en cuenta
La tercera banca en una SUV difícilmente puede ser cómoda y va en detrimento del baúl. Si no necesita más asientos, no vale la pena optar por un maletero pequeño.

La altura del techo marca la diferencia, especialmente en carreteras rizadas y viajes largos. Tener la cabeza pegada al techo no es sólo peligroso, sino muy incómodo.

Si el vehículo tiene buena altura sobre el piso, le permitirá entrar y salir fácilmente.

Diferente es entrar y salir por una puerta con un ángulo de apertura de 45 grados que hacerlo por una de 72, como las de la Grand Cherokee.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.