Correo de los lectores acerca de problemas e inquietudes sobre mecánica

Correo de los lectores acerca de problemas e inquietudes sobre mecánica

Redacción Motor

08:51 p.m. 28 de noviembre del 2014

No sabe por qué su auto contamina tanto

Tengo un Alto con problemas de emisión de gases y me dicen que es de origen eléctrico. ¿Es eso cierto? Y si lo fuera, ¿será suficiente con cambiar la bobina, la instalación de alta y bujías?

Antonio Sánchez

Más bien electrónico que eléctrico, que son dos cosas diferentes. Por ejemplo, la bobina dispara una chispa que transportan los cables y esta salta entre los terminales de la bujía. Todo ese camino es eléctrico. Pero en el momento en que salte la chispa obedeciendo al avance que se necesita al subir las revoluciones del motor, es por una orden electrónica proveniente del computador que a su vez se informa con diversos sensores que leen parámetros del motor que vuelven a ser eléctricos. Luego hay que ver dónde está el problema de la mala información, pero es casi seguro que no es la bobina porque si estuviera dañada no prende el motor o falla enormemente. Los cables producen intermitencia cuando tienen mucha resistencia y no dejan caminar la corriente y el daño de una bujía es una falla constante que se nota mucho más que una emisión incorrecta.

 

No sabía acerca de los impulsadores

Tengo un Accent 2005 que hace más de tres meses viene presentado un ruido cuando lo prendo en las horas de las mañana. En el taller me dicen que es una falla en los impulsadores y que hay que cambiarlos. La verdad es que la respuesta me sorprendió porque no había escuchado ese término. La pregunta es: ¿qué función cumplen los impulsadores? ¿Por qué el ruido dura unos 15 minutos y después pasa?

Marcos Acuña

Los impulsadores sí pueden ser su problema. Son un elemento que transmite el movimiento del eje de levas a la cabeza de las válvulas y comandan su apertura y cierre en el tiempo correcto. Los hay ‘mecánicos’, aunque todos lo son, y este caso se requiere ajustar el espacio entre la cabeza de la válvula y el mando o el impulsador para compensar su elongación cuando se calienta. Ese juego permite que la válvula siempre vuelva a su asiento y en ese momento sella el conducto de admisión o escape y se refrigera. Es lo que se llama la ‘calibrada de válvulas’, operación que muchos mecánicos omiten olímpicamente cuando afinan un motor, siendo esta una operación fundamental para su rendimiento. Otros impulsadores son hidráulicos, que constan de dos partes, de las cuales una trabaja entre un colchón de aceite. Cuando la válvula se calienta, el impulsador deja salir aceite y queda el espacio necesario para la dilatación, por lo cual no hay necesidad de calibrar las válvulas. Si ese aceite se sale del impulsador por desgaste cuando el motor está apagado, pues al encender viene el golpeteo mientras se carga de nuevo el sistema al circular el aceite por el motor. Hay tantos impulsadores como válvulas tenga el motor y es muy improbable que los 8 o 16 que hay en su máquina se dañen al tiempo. Pueden ser uno o dos. Si ubica el ruido con precisión en la zona del motor correspondiente puede cambiar esas unidades, pero la verdad es que venden el juego y una vez desarmado todo, pues los reemplazan en su totalidad.

 

Quiere cambiar el tamaño de las llantas

Tengo una inquietud sobre el cambio de la referencia de las llantas para una camioneta Koleos. Tiene llantas 225/60 R17 y le quiero poner 235/60 R17. ¿Aumenta mucho el peso de estas llantas? ¿Qué consecuencias puede traer? ¿Es viable este cambio?

Luis Carlos Rodríguez

Siempre hemos explicado que todo aumento en la altura de las llantas es perjudicial porque se pierden el pique, frenado, estabilidad y el mayor peso causa más carga en amortiguadores y más elementos de la suspensión.

 

Sobre las distancias de frenado

Estoy interesado en conocer sobre pruebas de frenado, específicamente las distancias de un Spark GT y un Hyundai i10.

¿Tienen ustedes esa información dentro de sus ‘test’? ¿Dónde puedo obtenerlas?

Mario Rincón

Esas pruebas no las tenemos porque no las hemos hecho debido a que hay demasiadas variables que no permiten lograr resultados comparables. Todo puede cambiar por el estado, marca, labrado y presión de llantas. Por la alineación. Por el piso. Por el peso del carro en ese momento. Por el estado del sistema de frenos, la calidad de las pastillas, etc.

 

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.