Entrevista con el Secretario de movilidad Luis Bernardo Villegas (22 de julio)

Entrevista con el Secretario de movilidad Luis Bernardo Villegas (22 de julio)

Redacción Motor

05:00 a.m. 03 de octubre del 2008

 Entrevista concedida por el Secretario de Movilidad a la Sección Bogotá el pasado 22 de julio
 
¿Por qué se está generando tanto ruido sobre los temas del Metro y el Tren de Cercanías?
 

El mensaje más importante es que Bogotá no va a tener una sino dos líneas de Metro. Lo que se hizo fue convenir con el Gobierno el mecanismo financiero a través del cual se van a construir esas dos líneas de Metro. Desde el comienzo se ha hablado del Tren de Cercanías, que en lo que corresponde al perímetro urbano de Bogotá no se va a comportar como un Tren de Cercanías sino como un sistema de transporte con varias estaciones, es decir como un Metro ligero. La densidad poblacional a lo largo del corredor férreo es baja y en el mediano plazo no conviene meter un tren pesado, por eso será un Metro ligero. Entonces Bogotá tendrá ese Tren de Cercanías que será una primera línea de Metro ligero y además vamos a tener la línea de Metro de la que habló el Alcalde en la campaña.

 

¿Cree usted que los recientes anuncios del Presidente Uribe se han prestado para confusiones? 

Dentro de las conversaciones que se tuvieron con el Presidente él dijo con toda claridad que la Nación se comprometía a dar vigencias futuras a partir del 2017 para el sistema Metro, incluyendo la línea que tiene considerada la Administración y además las decisiones que se adopten con respecto al corredor férreo existente en el perímetro de Bogotá. El Presidente dijo que dejaba que el Alcalde tomara las decisiones que considerara pertinentes acerca de cómo se estructuraba financieramente esa primera Línea y la utilización de los corredores férreos actuales.

 

El Alcalde Moreno también ha dicho que si los estudios del SITP le indican que el Metro tendría que ir por el corredor férreo lo metería por ahí. ¿Eso significa que el Tren podría terminar convirtiéndose en el Metro del Distrito? 

Aún no tenemos el trazado del Metro que hemos anunciado. Si la consultoría considera que se deben usar los corredores férreos habría que tener un empate entre esa línea de Metro y el corredor férreo actual. Eso es conveniente, incluso aconsejable, porque estamos buscando un sistema Metro. En la medida en que podamos juntar los elementos férreos del sistema podríamos complementar y comunicar el Tren con el Metro a lo largo de toda la capital. Además, eso permitiría que en un futuro no lejano se construyeran otras líneas de Metro que conectarían con éstas y le darían a la ciudad todo un mallado.

 

¿En todo caso serán dos corredores diferentes? 

Es muy posible que las líneas del Metro converjan en algunos puntos con las del Tren de Cercanías, además es aconsejable. Tener el corredor férreo nos da muchas ventajas. Este anuncio no debe confundir sino alegrar a los bogotanos porque la disposición de los corredores férreos nos permitirá acceder con menos costos a sitios donde es posible ubicar talleres, garajes de vehículos, etcétera, que en una línea del Metro son restricciones e implican costos importantes.

 

¿La llegada del Tren de Cercanías demorará los resultados de la consultoría del SITP? 

En lo que corresponde a Bogotá, la única novedad es que nos cedieron los corredores férreos y que el proyecto es del Distrito y la Nación. Para nosotros siempre fue claro que el Tren de Cercanías en Bogotá se iba a comportar como un metro ligero y así lo definieron los estudios de Consultoría Colombiana (Concol). En el esquema técnico de movilización la situación no ha cambiado. Lo que ha cambiado es en el esquema de cómo se estructura financieramente y quién va a realizar el proyecto. La consultoría que contratamos conceptualizará la línea Metro y además dirá los impactos de los elementos férreos sobre la ciudad. Y eso se aunará con la consultoría del Tren de Cercanías. Además tenemos la ventaja de que el corredor férreo está listo y tenemos los recursos de Valorización para los pares viales que se utilizarán sin alterar la llegada del Tren de Cercanías.

 

¿Y la del Metro? 

La consultoría del metro está en proceso de contratación. En este momento las empresas tienen los términos de referencia y deben presentar las propuestas el 19 de agosto. Allí se evaluará y se decidirá. En este caso y en del SITP los cronogramas no se alterarán en absoluto. Las fechas siguen claras. Lo que ha cambiado ahora es que el proyecto ahora se hace en conjunto con la Nación, coordinado por el Distrito.

 

¿Cuándo se conocen definitivamente los resultados de la consultoría del SITP? 

El 28 de julio entregan la revisión de la interventoría. A mediados de agosto se harán públicos.

 

Los transportadores dicen que le pedirán tres meses para analizar los resultados del SITP. ¿les va a dar ese plazo? 

Este es un proceso que debe involucrar a todos los agentes. Lo más sano es hacerlos públicos para que se hagan todas las observaciones de fondo en un tiempo prudencial. Estamos dispuestos a escucharlos a todos, pero sin alterar cronogramas. La comunidad del transporte estará en discusiones especiales con nosotros en tiempos prudenciales para que hagan sus recomendaciones, pero técnicas y sustentadas. Reitero que los cronogramas de mantienen.

 

¿Cuál será el futuro de la carrera Séptima, ya se ha tomado una decisión definitiva? 

Sobre la carrera Séptima hay dos decisiones concretas: que no se va a hacer troncal de TM y que este corredor vial no se va a quedar así. Estamos definiendo un esquema para garantizar la continuidad de la décima por la Séptima. Y esa continuidad de acuerdo con los resultados preliminares de la Consultoría indican que lo más aconsejable es una pretroncal, esto aún lo estamos evaluando.

 

¿Cómo va el proceso de chatarrización? 

Tuvimos algunos inconvenientes recientes ajenos al proceso: Diaco nos cerró un tiempo, la Sijín no estuvo presente un tiempo y eso nos interrumpió por trámites burocráticos ajenos a nosotros. Pero de todas maneras para el 31 de julio aspiramos a tener más de 300 vehículos desintegrados. Nos quedan cinco meses para cumplir la meta que se anunció. Ya se superó incluso lo de años anteriores.

 

¿Va a ampliar los plazos para que los transportadores se animen a desintegrar sus carros? 

Vamos a ampliar el proceso de hacer los precios públicos. Lo que la comunidad del transporte debe saber es que no vamos a subir los precios, vamos es a disminuirlos porque no vamos a crear falsas expectativas sobre aumentos de precios. Los topes están definidos.

 

¿Y el censo de los taxis? 

Censar 50 mil taxis es complicado. En este momento están definiendo parqueaderos del censo para no afectar la movilidad, los mecanismos de citación, las horas de citación, la forma de comunicación, las medidas sancionatorias para los que no acudan o los que lleguen con la misma placa. A mediados de agosto comenzamos el censo operativamente, y estimamos que se lleve cinco o seis semanas. Es decirm a finales de septiembre comienzos de octubre estará listo. Habrá algunos taxis que no acudirán a la cita, pero también están contempladas medidas.

 

¿Qué les tiene que decir a las personas que lo señalan de anunciar cambios que aún no se han visto concretados? 

Hemos trabajado seis meses preparando el terreno. En la administración pública las cosas no son de la noche a la mañana, pero ya tenemos la licitación de detectores de infractores abierta que se adjudica en agosto. Ese mismo mes abrimos licitación de semáforos. La ampliación de la Autonorte comienza a más tardar en octubre, hay 350 frentes del IDU trabajando en la malla vial. El censo de taxis está en ejecución, al igual que la chatarrización. La consultoría del SITP se entrega esta semana y será revelada públicamente para definir las licitaciones. La consultoría del metro será adjudicada en agosto. Estos no son solo anuncios, son realidades. Todo lo que se ha anunciado se ha venido desarrollando y está en ejecución o en proceso. Hay cosas que requieren más desarrollo que serán evidenciadas en el primer semestre de 2009.

 

¿Cuándo comenzará la ciudad a percibir el tan anunciado revolcón en la movilidad? 

En agosto se comenzarán a ver los primeros pasos para el cambio.

 

¿Qué le tiene que decir a sus detractores?

Bogotá lleva muchos años de incredulidad y por eso tenemos un atraso en la malla vial de 30 años y un atraso en los sistemas de transporte de 60 años. Es difícil creer que se pueda cambiar la ciudad en tan poco tiempo. El Alcalde le prometió a los bogotanos que iba a transformar la ciudad y lo va a hacer.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.