Así funciona la garantía a la hora de comprar un vehículo nuevo

En materia de calidad y presencia de marca, los fabricantes suelen ser muy cuidadosos, pero pueden equivocarse y entregar un carro con alguna falla.

Redacción Motor

08:08 p.m. 28 de junio del 2013

El decreto 3466 de 1982 o Estatuto del Consumidor establece unos eventos en los cuales el productor no está obligado a responder por la garantía: cuando el consumidor da un uso indebido al producto; si le realiza modificaciones no adecuadas de las condiciones y calidades originales de un vehículo, desatendiendo las recomendaciones del fabricante; cuando la falla que reporta es consecuencia de la intervención de un tercero no autorizado y si la falla es la consecuencia de no acudir a las revisiones programadas, o por el uso de repuestos no originales que puedan causar un daño a otro repuesto, parte, accesorio o sistema clave del vehículo.

Lo anterior significa que, por costoso que resulte, es obligatorio seguir los parámetros del manual y de la vitrina en donde se adquiere el vehículo nuevo para asegurar que la garantía del fabricante actúe. Eso sí, no todas las garantías son plenas. Por eso es clave mirar con lupa las condiciones que ofrecen los concesionarios antes de firmar el cheque y sopesarlas con el uso que se le va a dar. ¿Para qué comprar un carro que no tiene garantía sobre la suspensión, si lo va a usar para cargar bultos en una finca?

La ‘Súper’ vigila
La Superintendencia de Industria y Comercio publica una completa guía dirigida al consumidor de vehículos para que sepa a qué tiene derecho y a qué no, dentro de los términos de garantía, y ordena que “todo vehículo nuevo debe estar amparado por un certificado (…) que se entrega a cada consumidor al momento de la compra”. Aquí, algunas aclaraciones sobre el tema, de la ‘Súper’.

¿Qué debe pagar?
El valor de la revisión (mano de obra) y de los repuestos consumibles (ejemplo: lubricantes, fluidos, filtros y, en general, los elementos que por uso normal se desgasten).

El vehículo usado

No existe necesariamente una obligatoriedad legal de otorgar garantía a los usados, pero ésta sí debe exigirse si el cubrimiento original otorgado por el fabricante aún no ha vencido (en tiempo o en kilometraje).

También sucede que el distribuidor incluya una garantía voluntaria, por un tiempo definido, cuando sabe con certeza que ese vehículo está en perfectas condiciones mecánicas. En ese caso, es el vendedor del vehículo el que asume total responsabilidad de las fallas.

¿Cuándo no responden?

Puede perderse la garantía cuando existe una relación de causalidad entre la falla detectada y la omisión de la revisión. Por ejemplo, las modificaciones de las condiciones y calidades originales de un vehículo pueden ser causales de pérdida de la garantía, si dichas modificaciones originan una falla.

El servicio

El consumidor puede acudir al punto de posventa para reclamar por la calidad de la parte instalada o del servicio prestado por el taller.

Las exclusiones

Se pueden hacer, siempre que, de manera expresa, se le informe al consumidor y sólo si son partes y piezas que se agotan con el uso normal o sufren deterioro o desgaste por la operación normal del carro.

Los repuestos

Si el reclamo se relaciona con su calidad, se debe sustituir sin costo, dentro de los términos de garantía que fueron informados.

La cobertura extendida

Las marcas también compiten con las garantías, de ahí que las ofrezcan ‘extendidas’ para atrapar clientela. Pero la verdad es que no solo tienen confianza en su producto; también saben que la gente usa cada día menos el carro para evitar los trancones y porque el pico y placa de Bogotá (en donde rueda el grueso del parque automotor) los obliga a dejarlo guardado. Esta realidad cambió el cálculo del uso del automóvil y les ha permitido ofrecer más cobertura.

Cúrese en salud

Si permite que avancen los procesos de facturación y matrícula, y una vez le entreguen el carro, la operación ya no tiene reversa: pida los términos de la garantía, por escrito, antes de iniciar la compra.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.