Haga un alto para revisar frenos, pieza clave de la seguridad activa del carro

Conducir de forma que pueda controlar su vehículo en caso de emergencia es la mejor manera de frenar los accidentes. Conózcalos antes de que sea tarde.

Redacción Motor

09:52 p.m. 18 de enero del 2011

Una buena frenada consiste en detener el vehículo y el movimiento de las llantas en el menor tiempo posible, sin perder el control. Esta frase puede sonar muy sencilla, pero requiere todo un conocimiento del vehículo y habilidad del conductor para lograrlo.

Frenar bien tiene que ver nos sólo con el sistema del carro, sino con otros factores externos, como el estado de la vía, las condiciones del clima y el nivel de tráfico, que incide en las maniobras que se puedan realizar durante la acción de parar.

Un hecho inesperado en la vía hace reaccionar al conductor rápidamente, que oprime el pedal del freno y transmite, a través de él, una fuerza más grande de la normal. Esta, a su vez, desemboca en el bloqueo de las llantas.

Pero no basta con ejercer esa fuerza: si, al momento de hacerlo, el conductor pierde el control, la inminencia de un accidente se hace mayor. Por eso los fabricantes siguen buscando fórmulas para evitar que eso pase, como es el caso de los frenos ABS, cuya función es evitar que las llantas se bloqueen y el carro patine.

Sistema antibloqueo
ABS traduce Antilock Break System en inglés, que se le acondiciona al freno tradicional para que el vehículo no bloquee sus llantas, cuando circula a más de 7 kph.

Lo que hace es bloquear automáticamente la presión del líquido de frenos en cada una de las llantas, de manera independiente. Esto permite una frenada controlada en cada una de las ruedas, sobre todo cuando hay una superficie lisa o mojada.

Lo que hace el ABS es detectar la pérdida de adherencia de una o más llantas y regula la presión ejercida sobre ellas hasta que recuperen su estabilidad. Cada vehículo tiene su propia distribución de los componentes del ABS.


Tipos de freno
De tambor o campana. Es precisamente una especie de tambor que va adherido a la rueda a través de pernos. Lo componen:
Cilindro hidráulico.
Bomba.
Depósito de líquido de frenos.
Tambor del freno o campana.
Zapata o banda.
Muelles recuperadores de zapatas.
De disco. Transforma la energía cinética que trae el carro a energía calórica en el momento del frenado. El frenado se realiza mediante presión que ejerce la mordaza sobre la pastilla y ésta sobre le disco. Lo componen:
Disco de freno.
Pastilla.
Mordaza.
ABS. Evita el bloqueo de las llantas al momento de una frenada brusca y está compuesto por los siguientes elementos:
Unidad hidráulica, tiene un módulo encargado de recibir la señal de las llantas y avisar en qué momento actuar y a qué presión.
Sensores captadores de velocidad para indicar los ki9lómetros por hora a los que circula el vehículo, a través de señales de corriente.

Fuente: Cesvi Colombia


Así funciona
1. El conductor aplica el pedal.
2. El booster reacciona y multiplica la presión ejercida por el pie en el pedal.
3. Accionado el pedal, la presión se transmite a través del líquido de frenos, que circula por un sistema de tuberías.
4. La mordaza aloja y soporta las pastillas y los cilindros.
5. El disco recibe la presión de las pastillas y permite transformar la energía que trae para que el carro frene. Es altamente resistente a la fricción.


¿Por qué el pedal se va largo en la frenada?
1. Porque tiene bajo nivel de líquido. Es importante llenar el depósito de nuevo y purgar el sistema.
2. Porque hay fuga en la línea. Hay que reemplazarla.
3. Hay demasiada tolerancia entre bandas y campana. Hay que revisar el sistema de graduación automática.


¿Cuándo el carro no frena bien?
*Cuando el líquido de frenos tiene un punto de ebullición bajo. Es necesario drenar el sistema y cambiar el líquido.
*Cuando las bandas o pastillas se cristalizan. Hay que cambiar pastillas.


¿Por qué chilla el freno?
*Porque las pastillas están desgastadas, caso en el cual hay que reemplazarlas por unas nuevas.
*El material en que están hechos pastilla o bandas no es de buena calidad. Es necesario cambiarlos por unos de buena manufactura.


Siga estos consejos
*El líquido de frenos no disminuye, pero es importante controlar su nivel para cerciorarse de que no haya fugas.
*Cambie de líquido cada seis meses, pues éste absorbe humedad y disminuye su punto de ebullición.
*No use excesivamente los frenos para evitar recalentamientos del sistema, que a su vez inducen el chirrido, la cristalización, las vibraciones y la pérdida de eficiencia.
*Trate de aplicar los frenos de manera escalonada para que las llantas no se bloqueen y el carro pierda adherencia.
*Cuando esté bajando pendientes pronunciadas, ayúdese con el motor en marcha baja.
*Maneje de forma tal que tenga siempre el control del vehículo, en caso de un imprevisto.

Fuente: Cesvi Colombia

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.