Honda, Nissan y Toyota se asocian para apoyar y difundir la infraestructura del hidrógeno

Los tres fabricantes japoneses firmaron un convenio para conseguir que su país tenga la primera y mayor red de estaciones de recarga de hidrógeno para vehículos con pila de combustible.

Redacción Motor

09:24 p.m. 16 de febrero del 2015

Por ahora solamente se dejó establecida la sociedad de las tres grandes marcas, pero será más adelante cuando se definan la participación y las funciones específicas de cada una.

La idea de estas compañías -que ya cuentan con los primeros vehículos FCV- para agruparse, nació de la necesidad de popularizar esta tecnología, cuya única manera posible para que sobreviva es que haya una completa infraestructura de recarga en toda la región.

Luego de que el gobierno japonés hiciera a mediados del año pasado una formulación de su plan estratégico para el hidrógeno y las pilas de combustible, se determinó esa necesidad inminente de dar a conocer más los vehículos de pila de combustible para aumentar su demanda y respaldar esto con la instalación de estaciones de recarga en todo el país asiático.

Por lo tanto el gobierno de Japón emitirá también a una serie de políticas y subsidios para promover la demanda de los vehículos FCV con el fin de hacerlos mucho más atractivos en el mercado automotor.

Estas tres marcas de carros que trabajan de la mano en Japón coinciden en que con el apoyo del gobierno será más fácil conseguir que estos vehículos se tomen las calles y aún más fácil que se materialice esa gran red de estaciones de recarga de hidrógeno.

Además resaltan lo importante que resultaría para el país que luego de tener montada toda una infraestructura de este tipo, las demás naciones empiecen a promover también estas estaciones, ya que se ampliaría la exportación de carros de pila de combustible desde Japón a esos otros lugares del mundo.

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.