Luz verde a los cascos azules: Auteco entregó 6.300 en cinco ciudades

Luz verde a los cascos azules: Auteco entregó 6.300 en cinco ciudades

Redacción Motor

05:00 a.m. 29 de agosto del 2008

Tres jornadas llevadas a cabo en Bogotá, Medellín, Cali, Montería y Cartagena bastaron para que 6.300 motociclistas cambiaran sus cascos viejos por los nuevos y reglamentarios cascos azules.

La campaña, auspiciada por Auteco y secundada por las autoridades de tránsito de las respectivas ciudades, busca disminuir las lesiones provocadas por los accidentes de tránsito y crear conciencia entre los motociclistas ¿primíparos¿ de la responsabilidad que los asiste cada vez que se suben a su aparato.

Auteco invirtió cerca de 400 millones de pesos en esta iniciativa y entregó en sitios de alta circulación de motocicletas un código del buen conductor de moto con el que se busca ¿conformar una comunidad que se rija por el buen comportamiento en la vía¿ y que promueva el respeto hacia los demás.

¿La segunda etapa de la actividad consistirá en la elaboración de un monumento a la vida, elaborado con una parte de aquellos cascos no reglamentarios que fueron recogidos¿, aseguraron sus organizadores.

Código de los Cascos Azules
El siguiente es un juramento que hicieron quienes cambiaron su caso inseguro por el azul de Auteco, como condición para recibirlo:
Usar un buen casco y mantenerlo siempre abrochado. Un buen casco debe cubrir todo el cráneo, la nuca y las orejas. La cubierta interna debe contar con un poliestireno (icopor) grueso, que es lo que verdaderamente absorbe el impacto. Debe estar siempre bien abrochado.

Manejar a la defensiva. Hay que pensar que uno es invisible para los demás conductores. Si un motociclista considera que nadie lo ha visto en la vía, puede anticiparse a las maniobras de los demás.

Evitar el ¿sándwich¿ al conducir. Nunca se debe adelantar entre dos vehículos en movimiento. Cualquier movimiento inesperado de uno de ellos puede hacer que el motociclista caiga al piso y lo aplasten.

No son adornos navideños. Hay que tener la seguridad de que si las direccionales, el stop y los espejos retrovisores vienen con el diseño de la moto, es porque sirven para proteger.

Revisar la presión de las llantas. Unas llantas desinfladas o con presiones diferentes a las recomendadas comprometen la estabilidad y la adherencia al piso de la moto.

Ojo en los cruces. Antes de virar, es necesario mirar a la izquierda, luego a la derecha, nuevamente a la izquierda y cruzar.
Adelantar es de zurdos. Dicen que los zurdos son muy inteligentes. Hay que imitarlos y adelantar a otros vehículos por la izquierda.

Manejar menos rápido de lo que se es capaz. Nunca se debe llevar la moto ni las habilidades de manejo al máximo, porque en caso de una imprudencia de un tercero no habrá tiempo de reaccionar.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.