Las marcas amplían sus portafolios para cubrir una demanda general de productos

Con o sin pico y placa y a pesar de las carreteras y los trancones, el colombiano sigue comprando carro pero cada día es más selectivo por lo que están llegando diversos tipos de motores y carrocerías

Redacción Motor

05:00 a.m. 11 de febrero del 2011

Camionetas con tracción 4x2, motores diesel en vehículos 'premium', pick up de lujo, SUV esencialmente urbanas, coreanos 'pintosos', familiares baratas, chinos con respaldo, compactos full equipo y hasta superdeportitos, son varias de las 'nuevas opciones' que se han asomado en nuestro país en los últimos meses.

Todo esto indica que el mercado nacional está madurando en varios aspectos, o al menos esa es la percepción que nos queda luego de hablar con algunas de las marcas de vehículos importados que comparten podio con las 'nacionales' de marras, tanto en ventas como en portafolio de modelos.

Eso sí, lo primero a tener en cuenta es que el fenómeno de la venta de vehículos no es exclusivamente colombiano: la mayoría de países del mundo experimentó una explosión de marcas y modelos que tiene a las casas matrices trabajando a toda marcha para cumplir con las entregas y conservar su clientela.

Esto se explica, entre muchos otros fenómenos, por la apertura del mercado chino, los diferentes TLC y el auge económico de América Latina (Chile colocó 323 mil unidades en el 2010 y creció 66,6 en autos livianos; México vendió 820.406 carros, 8,7 por ciento más que en el 2009; Ecuador entregó 125 mil unidades, 38 por ciento más de lo vendido en el 2006, su año récord...).

"La verdad es que, el año pasado, cumplimos con la entrega del 80 por ciento de los pedidos de nuestros clientes; el 20 por ciento restante está esperando a que le llegue su vehículo, entre otras cosas porque Estados Unidos está pidiendo cada día más vehículos diesel-confiesa Marco Pastrana, gerente general de Audi Colombia-. Hoy, los negociaciones con las casas matrices tienen más restricciones por la enorme demanda mundial".

Ford, por ejemplo, vendió 1.650 compactos Fiesta a pesar de que ese modelo lleva tan solo tres meses en vitrina y, como lo reconoce su presidenta en Colombia, Luz Elena del Castillo, "colocamos 65 por ciento más de lo presupuestado; eso nos puso en aprietos con los clientes, pero este mes ya nos abastecimos para cumplir con las entregas".

Otras marcas han tenido que ser más creativas con sus productos, como Peugeot, que trajo el modelo 3008, una 'crossover con piel de SUV' gracias a su sistema crip control que le permite mejorar la tracción de acuerdo con el estado de la vía y le otorga condiciones 'off road' sin que se identifique como 4x4.

"Las camionetas 4x4 se pusieron de moda en Colombia porque teníamos carreteras muy malas, pero lentamente el consumidor está volviendo al 4x2, entre otras razones por la diferencia en el consumo, los impuestos y los deducibles", dice el gerente de automóviles Peugeot de Praco Didacol, Mauricio Hernández Vega.

Como sus colegas del sector, Hernández considera que el consumidor colombiano está analizando cada vez más antes de comprar, y que ahora sigue la moda siempre y cuando le ofrezca opciones 'buenas, bonitas y baratas'.  Y a eso es lo que les están apuntando las marcas.

El caso de las pick up
El segmento que más creció fue el de los 4x4, tanto SUV como pick up, fenómeno que le atribuyen las marcas al auge de la economía y a otros como la 'especialización' del segmento, especialmente en las camionetas (ver: 'Una utilitaria para cada bolsillo').

Las pick up, en cambio, ingresaron a un nicho en el que no se movían antes y que Juan Carlos López, gerente nacional de mercadeo de Nissan, describe como 'el urbaneo', es decir, "el transporte mercancía al interior de las ciudades, que empezó a hacerse en Bogotá con pick up 4x2 pequeñas, gracias a que estos vehículos no tienen pico y placa".

Nichos como las tiendas, las panaderías y los contratistas de obras fueron compradores de muchos de estos vehículos, aunque en el caso de otras marcas, como Ford y Toyota de Colombia, las ventas se centraron por fuera de las grandes ciudades y se centraron primordialmente en los clientes corporativos.

"El mayor volumen de estos vehículos los están usando las empresas de diferentes sectores, como el petrolero, minero o de infraestructura", asegura Andrés Mojica, gerente de ventas y distribución de Toyota de Colombia. Por eso, para la marca japonesa, la nueva medida de la Alcaldía de Bogotá que restringirá el uso de pick up doble cabina no necesariamente afectará el crecimiento de las ventas, siempre y cuando el ritmo de la economía siga igual.

Sin embargo, para Marco Pastrana, de Audi, la VW Amarok podría sufrir una baja del 30 por ciento en las ventas a pesar del excelente comportamiento de finales del año pasado (500 unidades). "Vehículos como el nuestro se venden porque tienen las mismas cualidades de una SUV de lujo, con la ventaja de que pueden circular todos los días, a diferencia de las que se identifican como netamente de trabajo. Si se les restringe la movilidad, competiremos fuertemente con las SUV". 


El diesel: sí, pero no
"Desafortunadamente, tan solo el 5 por ciento de las ventas de nuestros vehículos corresponde a la tecnología HDi (diesel), a pesar de que nuestra marca es líder mundial en este tipo de motores", sentencia el gerente de automóviles Peugeot de Praco Didacol, Mauricio Hernández Vega.

Esta marca ofrece los modelos 307 y 308 en versiones gasolina o Diesel, pero su gerente reconoce que no se venden bien por el sobrecosto de los autos y porque el colombiano aun considera 'ruidosos' los motores impulsados por Acpm, a pesar de que las nuevas tecnologías Diesel son mucho más silenciosas y limpias y de que pueden durar hasta el triple de lo que aguantan las máquinas impulsadas a gasolina.    

"Autogermana ha trabajado con sus clientes desde 2007 en el posicionamiento de este combustible; ellos se han visto atraídos y beneficiados por los indudables valores de economía de consumo, baja frecuencia de mantenimiento y reducido impacto ambiental, sin afectar la deportividad típica de BMW", dicen sus voceros.

Para la marca alemana, las ventas de vehículos Diesel significaron un 20 por ciento de las ventas totales, un porcentaje muy alto gracias a que ofrece sedanes y SUV con esa tecnología y a que, como lo insinúan sus voceros, es muy generosa con el 'pique', cualidad que se manifiesta claramente en nuestras carreteras y cumple con las expectativas de sus clientes más fieles.

Pero, mientras los colombianos aun son muy tímidos en la adquisición de sedanes y deportivos diesel, cada día buscan menos SUV y pick up impulsadas por gasolina. "Nosotros ofrecemos la Q7 Diesel desde el 2007, y hoy el 95 por ciento de las ventas de esa camioneta de esa tecnología. En cuanto a la Q5 Diesel, tenemos sobreventas que ya superan los 12 meses", dice el presidente de Audi Colombia, Marco Pastrana.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.