Mejore el sonido sin cambiar de carro

Tan solo unos buenos parlantes y un bajo pueden marcar la diferencia. Si su oído pide más, entra al mundo del car audio profesional, y ese es otro cuento.

Redacción Motor

08:12 p.m. 14 de octubre del 2011

Muchos fabricantes de autos se 'casan' con ciertas marcas de radios para equipar sus modelos, lo que supondría que pone en 'jaque' al propietario del vehículo, que desea mejorar el sistema de sonido de su auto, debido a que el espacio está predeterminado a la medida del radio suministrado. Es en ese momento que surge una de las principales dudas: ¿Cabrá el nuevo equipo donde va instalado el original?
 
Consultando a los expertos nos aseguran que el equipo no es tan importante como si lo son los parlantes y demás accesorios. Simplemente, con una mejoría en estos elementos se puede garantizar un buen sonido, sin necesidad de alterar el equipo de radio. Esto es lo último que se cambia.

Los radios originales de los vehículos (en los segmentos bajo y medio) pertenecen a marcas reconocidas en el mercado como Pioneer, Kenwood y JVC vienen bien equipados en cuanto a funciones. Los culpables de un sonido regular son, en muchos casos, los parlantes, que siempre están por debajo en calidad a la de los equipos.

Si se hace al contrario -cambiar el radio y no los parlantes- se consigue un equipo con más funciones, pero con un sonido deficiente.

Cambiar los parlantes tiene su ciencia, aunque lo más importante es que los espacios asignados estén dispuestos de fábrica. El primer paso es cambiar los de que van en las puertas delanteras, en donde se deben colocar parlantes de componentes. El segundo paso, los traseros, con coaxiales. Tenga en cuenta que adelante van siempre los de mayor especificación. Con estos simples cambios ya se tiene un muy buen sonido.

Un tercer y último paso, si se quiere más calidad, es ubicar un subwoofer o bajo en el baúl para que emita los frecuencias bajas, pero para ello es recomendable colocar un amplificador que suministre la energía suficiente a este parlante, debido que el radio no logra hacerlo por sí solo.

En este punto ya se obtiene un buen sistema de audio, capaz de satisfacer hasta al más exigente melómano. Si se quiere más, se entra al mundo exclusivo del car audio profesional, las grandes ligas del sonido y 'otro cuento' bien distinto.

Salga de dudas...
¿Es cierto que con una instalación completa se puede dañar el alternador?
Una instalación como las descritas aquí no requiere cambios en el alternador, pues este viene con una tolerancia del 30 por ciento. Sin embargo, las marcas de sonido de calidad suelen tener baterías y alternadores de las mimas medidas de las de los vehículos, pero de mucha mayor capacidad.
¿Es posible instalar buen sonido sin 'romper' el vehículo?
Sí es posible porque las mejores marcas de parlantes, como Kicker o JL Audio, tienen diferentes tamaños de altavoces para lograrlo y el tamaño de la caja para la instalación del radio es universal. Vehículos viejos quizá necesiten cajas especiales que los instaladores 'pegan' en las paredes debajo del millaré unas cajas que guardan los medios y los twitters.
¿Cambiar todo el sistema de sonido de un auto nuevo atenta contra la garantía?
Quien decide los tiempos y las condiciones de las garantías son las marcas. Sin embargo, es posible que algunos concesionarios realicen convenios con instaladores profesionales, quienes a su vez le dan garantía al trabajo y no alteran su electrónica. La recomendación es preguntar en el concesionario si autorizan realizar este tipo de trabajo en el carro nuevo.
¿Por qué se 'revientan' los parlantes?
Por su mala calidad, por distorsión, por una mala instalación, por cables de baja calidad y por una mala utilización de los componentes del radio y de la potencia.

¿Qué debe oír?
Un sonido es 'de calidad' cuando los altos, los medios y los bajos son armónicos y no distorsionan entre 100 y 110 decibeles. Se debe poder apreciarse los instrumentos e identificarse sin problema (una trompeta no debe sonar como un trombón ni un timbal como una conga).
Esto significa que la calidad del sonido no tiene nada que ver con el volumen, sino con todo lo que compone su instalación.
Un profesional instala el sonido dentro del vehículo pensando en la fisonomía de la oreja y teniendo en cuenta que los seres humanos son estereofónicos, como los son los buenos equipos. Una buena instalación dentro del carro debe ir de adelante hacia atrás y no al revés, como se cree comúnmente.

Términos de audio
DIN: se refiere a la altura (el frente) del equipo de audio.
RMS: promedia el poder real de salida del sonido.
USB: puerto de entrada para conectar dispositivos externos, que también sirve de cargador.
Tweeters: parlantes que proporcionan frecuencias agudas.
Woofer: altavoz para producir sonidos de bajas frecuencias (entre 400 y 1.000 Hz).
Subwoofer: es el bajo, maneja sonidos graves (entre 20 y 80 Hz) y se instala en el baúl.
Coaxiales: proporcionan, en un solo parlante, frecuencias medias y agudas por separado. Van instalados atrás.
Componentes: son parlantes que se utilizan en sistemas complejos o profesionales de audio. Reproducen las frecuencias por separado para lograr una mejor calidad de sonido. Los hay de dos tipos de dos y tres vías, y se instalan solo en la parte delantera del vehículo.
Amplificador: si está interesado en un sistema de audio de alto rendimiento, es un elemento que no le puede faltar. Este le brindará las mejores características de sonido, fuerte y claro.

Cada oído con su silbido
Los parlantes, tweeters y subwoofers son piezas clave para un buen sonido. Pero cada uno tiene su función y su lugar dentro de todo el sistema de sonido.

La tecnología avanza día a día, y los autos son un buen reflejo de eso, no sólo en el desempeño de la máquina y en su seguridad, sino también en cuanto a los sistemas de entretenimiento con los que viene equipado.

En la década de los años 80, para no ir más lejos, un vehículo rara vez venía con radio, salvo algunos modelosy los de alta gama, por supuesto. Sin embargo, esos equipos solían tener solamente banda AM/FM, casetera y pare de contar.

En la década de los años 90, el pasacintas fue reemplazado por el CD/DVD, y en la actualidad ya no se habla de radio sino de sistema de sonido, en el cual se integran, en uno solo equipo, radio, CD/DVD, puertos USB, MP3, Bluethoot, conexión para iPod y tarjetas de memoria, entre otros dispositivos.

La  tendencia de los sistemas de audio de hoy es la personalización según el perfil del usuario razón por la cual se consiguen en el mercado infinidad de modelos y marcas especializadas.

Si usted es un gomoso del sonido, tenga en cuenta las diversas opciones que va a encontrar en el mercado. La ventaja de hoy es que las empresas dedicadas a la venta de estos equipos ofrecen uno para cada gusto, perfil y bolsillo.  Aquí, algunos ejemplos.

Equipos, desde 300 mil pesos
Better: BT4300 con panel frontal motorizado y desmontable, BT4501 de doble DIN, pantalla táctil de 6.2 pulgadas, sistema de navegación incorporado, USB frontal, puede leer diversos formatos de audio y video, tiene Bluetooth, una potencia de 50W x 4, entrada de vídeo, cámara reversa y compatible con iPod.

Pionner: MVH 7350 (básico) con pantalla a color de 3 pulgadas, lector de tarjeta SD, y puerto USB para iPod y iPhone. El tope de la línea es el AVH-P6350BT con pantalla LCD táctil de siete pulgadas, multiformato en video y audio, conexión directa para iPod, iPhone y Bluethoot, entre otras características.

Sony: gama Xplod de reproductores de CD con conectividad USB y Bluetooth y equipos multimedia DSX con una potencia de 52 Wx4, conectividad para iPod, iPhone, Bluetooth, puerto USB, reproducción MP3 y WMA, pantalla LED y LCD y salidas RCA de preamplificación, entre otros juguetes.

Parlantes, desde 78 mil pesos
Kicker: tiene línea económica de componentes (ES Series) y lo tope (QS). Adicionalmente, cuenta con parlantes coaxiales en las series ES, DS y KS para ubicar en la parte trasera del habitáculo del vehículo. 

Pionner: tiene en su portafolio la Serie A, disponible en diversos tamaños de (13 y 16 centímetros y  6x9 pulgadas). También componentes de 61/2 y 51/4 pulgadas que permiten ajustarse a cualquier aplicación automotriz. 

Sound Stream: trae componentes SST 4.0 y 6.9 que pueden ser instalados adelante o atrás del habitáculo. Ofrece también altavoces medios SME808 y 808N, los cuales se caracterizan por reproducir frecuencias altas, medias y medio bajas.

Sony: tiene una gama muy variada, con altavoces redondos y ovalados, desde los 10 centímetros, con dos y tres vías, y 3 vías hasta los 'biamplificables' de 17 centímetros, con cuatro vías de salida, hasta componentes sencillos y 'biamplificables' de dos vías.

Tweteers, desde 64 mil pesos
Pionner: trae su serie TS con la referencia S250 de 40 milímetros de alta sensibilidad y bocina en cerámica y el S29, tipo componente, recubierto con titanio de 200W máximo.

SoundStream: tiene las líneas Pro Audio SST 05, 20 y 22.
Sony: cuenta con el XS-H20S para una potencia máxima de 260W y nominal de 80W RMS.

Subwoofers, desde 129 mil pesos
Kicker: línea económica ES Series de 10 pulgadas, de bobina sencilla y las series Comp, CVR y Solo X (bajo de forma cuadrada) con potencia de 3.000 a 6.000 vatios RMS.

Pionner: línea Champion Series, rediseñada para aumentar la salida del audio. Está disponible en modelos de 10 y 12 pulgadas y se ofrece con bocina individual y doble, lo que significa mayor flexibilidad en la configuración, a la hora de su instalación.

Sony: tiene gran variedad de modelos y precios en la línea Xplod de 12 pulgadas (30 centímetros). Se destaca la serie P5, con conos de material compuesto y con niveles de potencia de hasta 1.500 vatios. Sus configuraciones son de bobina sencilla para uso convencional, de doble bobina para mayores opciones de conexión y caja de resonancia.

Amplificadores, desde 249 mil pesos
Kicker: ofrece el DX, un equipo destinado a "proporcionar energía de manera fiable". Claro que, si lo desea, puede adquirir el top de la línea de este accesorio, con el ZX.

Pionner: línea GM con el D8500M, un 'monoamplificador' de 1.200 W máximo, con control remoto de refuerzo de sonidos graves, alámbrico. La serie PRS varía en su potencia máxima, desde los 750 hasta los 4.000W.

SoundStream: tiene la referencia USB-8A, bajo y amplificador en uno solo, de 150 vatios reales.

Sony: amplificadores la serie XM de hasta cuatro canales. Una de las características de estos dispositivos es su capacidad para encenderse automáticamente al detectar la presencia de una señal de sonido.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.