Todos pierden con los accidentes de tránsito: consejosen caso de que se vea afectado

Por ley, los conductores deben someterse a un examen de alcoholemia, que realiza Medicina Legal para ser anexado al expediente del accidente.

Redacción Motor

05:00 a.m. 23 de enero del 2009

Según la Policía de Tránsito de Bogotá, la accidentalidad bajó en 4 por ciento al cierre del 2008 y la muerte por atropellamiento cayó un 3 por ciento, respecto al 2007. En cifras, se registraron 33.069 sucesos de tránsito con 460 pérdidas humanas, 9.297 heridos y 23.312 choques simples.

Es por todo esto que la ley colombiana considera el vehículo como un arma letal y es especialmente severa con los conductores imprudentes, de ahí que, si se ve envuelto en un percance, la primera recomendación de las autoridades es poner la cara.  

Volarse es un agravante tanto o más complicado que conducir embriagado porque, en este caso, el conductor pudo ayudar a las víctimas y no lo hizo. Sin embargo, hay que decir que la ley es más benigna cuando el conductor se ve obligado a fugarse porque se le lanzaron tres delincuentes a robarle el auto y, en la huída, arrolla a uno o dos de ellos.

Actúe con serenidad
Según Diego López, director forense de IRS Vial, "en caso de un atropellamiento por evadir un acto delincuencial, "lo mejor es detenerse en el la estación de Policía más cercana, informar lo sucedido y 'entregarse' para que las autoridades asuman el caso.  

Una vez en el sitio, y consciente de que su imprudencia fue la que ocasionó el accidente de tránsito, el experto recomienda mantener la calma y darles prioridad a los heridos. Cualquier ayuda física o sicológica es vital en ese momento. Desde el punto de vista legal, lo mejor es seguir estas recomendaciones:

*Si está asegurado, llame de inmediato a su compañía, que tiene servicio de asesoría jurídica.
*No mueva el vehículo, salvo que sea estrictamente necesario.
*Colabore con la autoridad y sométase al examen de alcoholemia.
*Evite incriminarse en el sitio, guardando silencio y no trate de incriminar al otro.
*No firme nada, hasta tanto no llegue hable con su abogado.
*No trate de conciliar, pues el accidente con lesionados o muertos no admite conciliación en el sitio.
*Sea prudente con lo que dice y evite palabras de grueso calibre.
*Si el agente lo maltrata verbalmente a usted o a su contraparte, infórmelo en la oficina de atención al ciudadano de la Policía o en el momento de la audiencia, al conciliador o el juez.
*Si lleva cámara, tome fotos: no tienen valor jurídico, pero le sirven a su abogado para darle más claridad sobre lo que pasó.

¿Qué hace la Policía?
Cuando el accidente provoca lesiones graves o muertes, la Policía de Carreteras o de la de Tránsito de la respectiva ciudad o el municipio está obligada a llamar a las divisiones especializadas, como la Sijin, la Dijin, el CTI o el DAS, a través de lo que llaman 'la noticia criminal'.

Estos, a su vez, llegan al lugar del hecho con fotógrafo, planimetrista y físico forense con el fin de recoger todas las evidencias necesarias, que luego son utilizadas para el juicio.

Por ley, los conductores deben someterse a un examen de alcoholemia, que realizan expertos de Medicina Legal y que es anexado al expediente del accidente. Esta entidad está obligada a realizarles autopsia a las víctimas fatales, cuyo resultado puede influir también en la investigación.

Cabe decir que el fiscal de turno puede decidir o no la detención preventiva de uno o ambos conductores, caso en el cual son reseñados ante la Reclusión de Mujeres, encargada del manejo y la administración del Hogar del Conductor.

Como puede ver, en un accidente de tránsito todos pierden: los lesionados y las víctimas fatales; la Policía de Carreteras, que no puede concentrarse en su labor; los conductores, que de todas maneras terminan 'empapelados'; la familia, que de un segundo a otro se ve envuelta en un gran lío; la movilidad en las carreteras, las concesiones viales, el bolsillo de unos y otros... ¿Vale la pena arriesgarse tanto por llegar unos cuantos minutos antes que los demás?

¿QUÉ TIPO DE CONDUCTOR ES USTED?
*Indiferente: no coopera y obstaculiza por pasar primero.
*Egoísta: se siente ofendido porque alguien pasa primero y por eso no deja realizar la maniobra.
*Cooperador: reduce la velocidad y se orilla un poco para dejarse rebasar. También avisa, a través de las direccionales, si la maniobra ofrece algún tipo de peligro.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.