Renault 'desenchufará' a propietarios del ZOE que no paguen el alquiler mensual de sus baterias

El bloqueo se hará de forma remota a través del sistema de gestión de derechos de contenidos, DRM por su sigla en inglés.

Redacción Motor

09:46 p.m. 18 de noviembre del 2013

Con esta medida, la marca quiere hacer efectivo al cien por ciento el contrato que adquiere el propietario del modelo ZOE al comprar el vehículo, en donde se deja establecido que la batería eléctrica es propiedad exclusiva de Renault y el comprador pagará mensualmente por hacer uso de ella.

El fabricante de automóviles francés ideó un mecanismo para desactivar remotamente y de manera inmediata la opción de recarga de los vehículos, cuyos propietarios incumplan el compromiso de abonar el respectivo valor que le da derecho al uso de la batería. Ese sistema es el digital rights management o DRM, que permite desconectar a distancia el módulo eléctrico e impedir su recarga, hasta tanto el tenedor del vehículo no se haya puesto al día en su pago.

Renault justifica esta decisión, criticada por muchos pero elogiada por otros, en el constante y rápido avance en la fabricación de baterías eléctricas, ya que, según la casa francesa, no tendría sentido que el propietario del ZOE asumiera ese costo, cuando tendría que estar cambiando o actualizando periódicamente la batería.

Además el valor del carro se subiría notablemente si se le cobrara al cliente el de la batería, por lo que por ahora las cosas seguirán como vienen funcionando, es decir que Renault sigue teniendo los derechos de propiedad sobre estos dispositivos eléctricos.

En conclusión, quien posea un ZOE o lo adquiera próximamente, deberá programar en sus compromisos y gastos mensuales el pago ‘obligatorio’ del canon que le da derecho poder recargar y disfrutar de un vehículo eléctrico.

DATO
Por medio del DRM, Renault también podrá obtener información sobre los hábitos de conducción de los propietarios de ZOE.

report_error_form_error
Reporte enviado
¿Encontraste un error?
Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.