Las sillas para bebés quedaron 'cojas' en las mediciones de seguridad

Latin Ncap realizó un test de impacto a los ocho modelos de sillas más populares en el mercado latinoamericano. Ninguna de ellas recibió la máxima calificación. Informe.

Redacción Motor

09:49 p.m. 12 de diciembre del 2014

Como preocupante calificó Latin Ncap los últimos resultados a los test realizados a las sillas de retención infantil (SRI). De las ocho marcas analizadas, ninguna recibió la clasificación de 4 o 5 sillitas (equivalente a las estrellas en los test a vehículos).

El informe revela que solo tres marcas obtuvieron tres ‘sillitas’ lo cual representa una protección insuficiente en caso de impacto lateral y aceptable, si la eventual colisión es de tipo frontal.

Adicionalmente, se evalúo la facilidad de uso y la instalación de la silla en el vehículo (ruta del cinturón, fijación e instrucciones de uso); herramientas para ajustar el arnés; si la SRI se puede reclinar, y el rango de ajuste en altura.

De acuerdo con el organismo privado internacional, esta investigación se hace con el objetivo principal de ofrecer información a los consumidores, en referencia al desempeño de seguridad de los SRI evaluados y generar conciencia sobre la importancia de transportar a los niños de manera segura.

Teniendo en cuenta que tanto los fabricantes de autos como los de SRI tienen una responsabilidad compartida, la entidad insiste en el trabajo en equipo.

“Lamentablemente siguen siendo escasos los anclajes en los vehículos en la región, debido a una falta de regulación por parte de los gobiernos nacionales”… “Otro inconveniente es que algunos SRI no se pueden instalar en ciertos vehículos debido a la incompatibilidad de la silla con el anclaje instalado”, resalta Latin Ncap en su informe.

Para la entidad los SRI deben ser considerados como una extensión en la seguridad para el pasajero niño en los vehículos, en los cuales las marcas automotrices deben diseñar los anclajes del sistema Isofix o Latch compatibles con las sillas de venta en el mercado, mientras que los fabricantes de estos dispositivos deben proporcionar SRI que protejan a los niños de manera adecuada.

El ensayo del 2014 fue llevado a cabo y patrocinado por Global Ncap, Icrt (International Consumer Research & Testing), con la colaboración de Proteste (Brasil) y la Fundación Gonzalo Rodríguez (Uruguay).

El test de impacto
Los ensayos de impacto frontal y lateral se llevaron a cabo como parte de una evaluación más estricta que las normas técnicas de SRI de las Naciones Unidas (UN R44). La severidad del impacto frontal es similar a la de los ensayos de choque de Latin NCAP y más exigente que el test de impacto para aprobación regulatoria.

Mejores resultados por marca / Fuente: Latin Ncap

Marca

Modelo

Grupo edad / Peso

Protección

Galzerano

Cocoon Infiniti

O+ (< 13Kg.)

***

Nania

Cosmo SP Ferrari

0+/1 (< 18 Kg.)

***

Bebé Confort

Axiss

1 (9-18 kg.)

***

 Peores resultados por marca / fuente Latin Ncap

Marca

Modelo

Grupo edad / Peso

Protección

Burigotto

Touring SE 3030

O+ (< 13Kg.)

*

Lenox

Casulo

O+ (< 13Kg.)

*

Baby Style

333

0+/1 (< 18 Kg.)

*

Chicco

Eletta

0+/1 (< 18 Kg.)

*

Infanti

Savile V3

0+/1 (< 18 Kg.)

*

Galzerano

Orion Master

1 (9-18 kg.)

*

Premium Baby

Grand Prix

1-2 (9-25 Kg.)

*

 Escoja la silla adecuada
Los SRI evitan muchas muertes por accidentes de tránsito y reducen en un 75 por ciento las lesiones producidas por una eventual colisión.

Los sistemas de retención infantil (SRI) tienen como objetivo mantener a los niños sentados de una manera correcta, reduciendo lesiones en sus cuerpos, ante un eventual accidente de tránsito o frenada brusca.

Dependiendo de la edad y peso de los menores, las lesiones pueden comprometer el rostro, el cráneo, la región del tórax, fracturas en extremidades superiores e inferiores, e incluso la muerte.

De acuerdo con Cesvi Colombia, en primer lugar, hay que identificar cuál sistema es el más adecuado de acuerdo a la edad, peso y estatura del menor. Además también debe proporcionarles comodidad y cierta movilidad. (Ver: Clases de SRI)

Así como actúan los cinturones de seguridad en adultos, los SRI instalados correctamente, evitan muchas muertes por accidentes de tránsito y reducen en un 75 por ciento las lesiones graves producidas por una colisión.

El no uso de estos dispositivos pueden provocar heridas graves en caso de un accidente leve o frenada brusca, ya que los infantes pueden salir despedidos y golpearse con el parabrisas, puertas, u otras superficies duras del interior del vehículo. Recuerde que el código de tránsito exige el uso de estos dispositivos.

Clases de SRI

  • Grupo 0 (niños de hasta 12 kg). Deben usar una silla cubierta casi en su totalidad y va asegurada con los cinturones de seguridad traseros. Es muy segura, ya que la posición es la más ideal para el bebé, quien va mirando hacia atrás.
  • Grupo I (niños de hasta 18 kg). Admite niños de 1 a 4 años, o hasta 18 kg de peso. Esta silla permite que el niño mire hacia el frente o hacia atrás y se asegura con el cinturón de tres puntos.
  • Grupo II (niños de 15 a 25 kg). Los niños entre 3 y 6 años pueden utilizar una silla con respaldo, que les permita usar el cinturón, cuidando de que no quede sobre el abdomen del niño sino sobre la cadera.
  • Grupo III (niños de 22 a 36 kg). Para niños de 6 a 12 años, deben utilizar un cojín elevador de modo que permita usar el cinturón del vehículo, sobre la clavícula y la cadera del niño.

Importantes recomendaciones

- Nunca use la silla en los asientos de adelante, en especial si el vehículo tiene bolsa de aire, ya que al activarse podría causar lesiones graves para el niño.
- Si la silla tiene la posibilidad de adaptarse al crecimiento del niño (apoyacabezas, arneses, etc.), se deben ajustar para su protección y confort.
- La silla debe quedar firmemente sujetada al asiento del vehículo, de modo que se elimine cualquier movimiento entre el asiento y la silla, ya sea lateral o longitudinal.
- Si quiere cubrir al niño con alguna manta o similar, hágalo por encima del arnés y no por dentro, ya que limitaría una eficaz retención del bebé.
- Lea todas las advertencias e instrucciones de instalación, tanto en el manual del vehículo como en las instrucciones del sistema de retención infantil.

Con información de Cesvi Colombia S.A.

Tenga en cuenta

- El dispositivo debe estar homologado bajo la norma (UN R44). Eso garantiza que sí cumple con las normas de seguridad exigidas; en la silla debe ir la etiqueta de homologación.
- La silla debe estar en perfecto estado. Rechace las ofertas con pequeños desperfectos, ya que estos le restan seguridad.
- Conviene comprobar que se tiene una instalación firme y sin complicaciones en el vehículo.
- Antes de comprar una silla, consulte si su vehículo permite el sistema de sujeción Isofix o Latch, este ayuda que las sillas se monten de una forma rápida y más segura. También se pueden asegurar mediante los cinturones de seguridad de tres puntos del vehículo.

Adquiera marcas reconocidas
Las marcas que suministran estos productos en Colombia son varias, pero las más conocidas son Fisher Price, Graco, Century y Evenflo. En este aspecto también influye el factor económico, ligado al precio que el fabricante ofrece. Verifique que tenga el sello de homologación

Zona Comercial
report_error_form_error
Reporte enviado

¿Encontraste un error?

Para EL TIEMPO las observaciones sobre su contenido son importantes. Permítenos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de EL TIEMPO Casa Editorial.